Tecnología

Ikea y Sonos presentan un altavoz que se cuelga como un cuadro

  • El nuevo altavoz de Sonos está integrado en un cuadro
  • El panel frontal se puede intercambiar por otras obras
El Ikea Symfonisk en negro

La última colaboración entre el especialista en sonido Sonos y el gigante Ikea es un cuadro que cumple las funciones de altavoz, o viceversa; el objetivo es que se integre perfectamente con la decoración de nuestro hogar.

Esta no es la primera vez que Ikea y Sonos intentan algo parecido. El SYMFONISK original ya era uno de los altavoces más discretos del mercado, capaces de cumplir la función de balda para poner libros o decoración, o de integrarse dentro de una biblioteca como si fuese un libro más.

En cambio, el nuevo SYMFONISK opta por otra táctica para pasar desapercibido; algo así como ocultarse a simple vista. Se trata de un cuadro, pensado para ser colgado de la pared o apoyándose en un mueble, que guarda los componentes de un altavoz de Sonos.

Y esto último es importante, porque significa que el sonido es un aspecto importante de este altavoz; cuenta con un 'tweeter' y un 'woofer' integrados, en un diseño plano en el que la mayor parte del dispositivo es simple plástico. Además, cuenta con las mismas opciones de conectividad que otros altavoces Sonos, uno de sus puntos fuertes sin duda alguna. El cable integrado es de 3,5 metros, y podemos almacenarlo en un hueco en la parte trasera; y si compramos dos, podrán conectarse entre sí y sólo necesitarán un cable de electricidad.

Dice Ikea que querían hacer posible "amueblar con sonido, no con altavoces", y de ahí la idea de no sólo ocultarlos completamente de la vista, sino taparlos con algo más agradable para la vista (aunque hay que decir que muchos modelos de Sonos no son precisamente feos).

Ikea Symfonisk en blanco

En cuanto a la obra de arte en sí, el panel frontal se podrá intercambiar, e Ikea ofrecerá dos versiones básicas del mismo cuadro en blanco y en negro; además, ya está colaborando con artistas como Jennifer Idrizi para crear nuevos paneles opcionales.

Por el momento, Ikea no ha confirmado el lanzamiento del nuevo SYMFONISK en España, pero en los Estados Unidos tendrá un precio de 199 dólares, y estará disponible a partir del 15 de julio.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin