Tecnología

Roborock lanza un aspirador que se maneja con la facilidad de un 'joystick'

  • El modelo H6 destaca por la potencia de succión y su reducido peso
  • La 'escoba' futurista cuesta 339 euros en las tiendas online de electrodomésticos
  • El confinamiento invita a que la limpieza del hogar sea ahora más exahustiva

Ya se sabe que la tecnología permite cosas increíbles y que su capacidad para facilitar la vida de las personas es ilimitada. Y no hace falta poner un pie en Marte para comprobarlo. Bastaría, por ejemplo, con abordar algo tan mundano como pasar el aspirador en casa. La compañía Roborock ha encontrado en el H6 el paradigma de fabricación de un electrodoméstico capaz de reducir el tiempo que emplean las personas para las tareas del hogar, con el objetivo de destinar esas horas a otros menesteres.

La propuesta tecnológica resulta estos días de especial oportunidad, una vez que el país consume su tiempo, confinado entre cuatro paredes y un techo, lo que recomienda cierto orden y aseo para facilitar la convivencia. Puesto que la limpieza general y periódica del hogar ahora es mucho más que una recomendación, quizá conviene ponerse al día sobre los productos más sugerentes del mercado, disponibles a través de las tiendas online.

Y entre las propuestas más útiles destaca el H6 de Roborock (339 euros). El primer contacto con el dispositivo invita a cuestionarse si se trata de un potente aspirador eléctrico o una escoba vanguardista, dada la ligereza del artilugio (apenas 1,4 kilogramos). Gracias a ese esfuerzo en optimización de cargas y materiales, el trabajo de limpieza puede realizarse como si fuera un juego. De hecho, si alguien dice que le apetece quitar las pelusas de la alfombra no le tomen por loco, posiblemente lo haga con el H6. El mando de control del aspirador manual inalámbrico, con un gatillo a la altura del dedo índice, recuerda a un joystick en cuanto a maniobrabilidad, prestaciones y reflejos. Todo es cómodo, rápido, ligero y eficaz. Los ingenieros afinaron al máximo para dotar al dispositivo de una potencia de succión de 150 AW y una vida útil de la batería por cada carga similar a la duración de un partido de fútbol (90 minutos).

Roborock resuelve la ecuación 'máxima ligereza' y 'mayor capacidad' con una batería de polímero de iones de litio, exclusiva en su segmento. De esa forma, el usuario puede manejar el aspirador como si fuera una escoba, para así llegar a los rincones más recónditos, las esquinas del techo, siempre a toda velocidad. Por si alguien no se ha percatado, el prodigio no necesita cables para trabajar. Se carga como si fuera un móvil y funciona con la misma fiabilidad.

En la ligereza del aspirador indice especialmente el ajustado tamaño del depósito (400 ml). Por un lado rebaja el peso, pero por otro obliga a vaciarlo con relativa frecuencia, especialmente si opera sobre alfombras o moquetas. Eso sí, el desmontaje y montaje es rápido e intuitivo, en línea con la filosofía de la compañía asiática.

También se agradece la incorporación de sofisticadas tecnologías sin aspavientos. De hecho, con notable discreción, los responsables del prodigio inciden en que el sistema de purificación de aire, dotado con cinco etapas, permite filtrar hasta el 99,97 % de las partículas de hasta 0,3 micras, de forma que "solo sale aire limpio al exterior del aspirador". Asimismo, el equipo avisa cuando el filtro ha trabajado más de la cuenta y lo hace saber interrumpiendo su trabajo sobre la marcha e indicando en el display la necesidad de pasar el filtro interior bajo el grifo.

Los usuarios más impresionables deberían resistirse a pasar el minicepillo motorizado -de succión extrema- bajo la funda del colchón ya que, en caso de hacerlo, descubrirían la cantidad de partículas polvo y restos orgánicos e inorgánicos y sí, también ácaros y todo tipo de fauna microscópica. Y lo mismo sobre el sofá o los asientos del coche. Observar la captura absorbida por el H6 resulta reconfortante y, sin duda, ayuda a descansar mejor desde entonces. Para lograr su objetivo, el aspirado atesora un motor sin escobilla de 420 W con una presión de succión de 25.000 Pa1 (carga de succión). Tanta fuerza permite extraer partículas de las alfombras, camas y tapizados de forma rápida, cómoda, ligera e igualmente libre de cables.

El aspirador atesora talento como para distinguir la superficie sobre la que trabaja. Si detecta una superficie con pelo largo, el ingenio aumenta su potencia de aspiración. Y, de la misma forma, la reduce cuando percibe que el pelo es corto. En el primero de los casos, "el motor de 50 W impulsa cerdas antiestáticas de fibra de carbono a cerca de 4.000 rpm a través de engranajes de alto par para generar una mayor potencia de limpieza". En el resto del suelo duro, las revoluciones se reducen a la cuarta parte, a 1.100 rpm, para que el rodillo de cepillo suave haga suyo todo el polvo, pelusas y suciedad del solado. La discreción del trabajo, con niveles de ruido (72 db) muy inferiores a los de sus iguales, también es otra de las fortalezas del fabricante chino. Para lograrlo, el H6 utiliza una cámara de amortiguación de sonido, así como un eficiente control avanzado del flujo de aire y un filtro trasero adicional.

El panel del mando, con una minipantalla OLED Easy-View, ofrece cuatro tipo de avisos: bloqueo o desbloqueo, a traves de un pequeño botón a la altura del pulgar; la potencia disponible, en función del modo e intensidad de succión elegida; el modo seleccionado y las alertas que pudieran surgir, como el nivel de batería, el conveniente vaciado del depósito o la limpieza de los filtros.

El H6 incorpora media docena de accesorios, entre ellos una base carga que permite guardar la aspiradora y sus complementos, entre ellos un cepillo con cerdas largas para el polvo, idóneo, para limpiar los teclados de ordenador o superficie planas con grietas. También proporciona un aspirador con boca estrecha y larga para limpiar áreas de difícil acceso y recovecos estrechos. Se completa con un tubo extensible, que multiplica la maniobrabilidad del aspirador, por ejemplo, detrás de los libros de la biblioteca, a modo de plumero aspirador. El fabricante también asegura en las especificaciones del H6 que la batería dispone de energía recargable para trabajar 800 horas de limpieza (equivalente a un mes de actividad ininterrumpido, con sus días y noches).

Como valoración final, el aspirador inalámbrico mecánico es una recomendable opción, no sólo para los más perezosos en las tareas de limpieza doméstica, sino también para los usuarios más exigentes y exhaustivos en estas actividades.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin