Tecnología

Casa del Libro: "La magnitud de Amazon nos beneficia, el lector llega a nosotros como especialistas"

  • Entrevista a Fernando Herranz, director de ecommerce de la Casa del Libro
Fernando Herranz, director de ecommerce de la Casa del Libro.

Amazon ha revolucionado la lectura en formato digital. La popular plataforma de comercio electrónico que comenzó vendiendo libros es hoy un gigante cuyos tentáculos llegan cada vez a más departamentos.

Para plantar cara a Amazon en la venta online, la Casa del Libro acaba de estrenar web. Un proyecto de renovación que ha tardado unos 10 meses en ejecutarse y para el que ha invertido en torno a un millón de euros.

El site es clave para la compañía. Recibe más de un 50% de usuarios online de fuera de España y con la nueva versión de su librería virtual busca mejorar la experiencia de compra del cliente como mantener su crecimientos de venta de 2 dígitos en los próximos años. Fernando Herranz, director de ecommerce de la Casa del Libro, explica a elEconomista.es cuál es la estrategia de la compañía.

¿Por qué la renovación de la web? ¿qué buscan con el rediseño?

Es algo que tienes que hacer sí o sí. El mundo va cada vez más rápido y tienes que adaptarte a las nuevas formas de consumir. Queremos que la experiencia de compra sea satisfactoria, no sólo la del producto recibido. Buscamos trasladar la misma experiencia de la librería al entorno online, aunque son más difíciles de resolver.

¿Cómo se lleva la experiencia de la librería a una web?

La necesidad que tiene un lector -sea online o en tienda física- es la misma: localizar el libro que quiere. Lógicamente los medios son distintos. En el caso de la tienda tienes algo muy valioso que es el contacto con el librero. En el caso de la web, para localizar el libro que quieres, tienes un buscador que hemos mejorado enormemente, aunque se complementará dentro de poco con la posibilidad de poder contactar con nuestros libreros para que puedan dar el feedback directamente en remoto. Eso sí, hay cosas que son muy difíciles como pasear por la librería, tocar los libros…

¿Se ha asentado la lectura digital o se prefiere el papel?

Está bastante asumido que la traslación que se hizo en el cine o la música no sucede en el libro. Ya fuera en CD o en streaming, en ambos casos necesitas un dispositivo electrónico para disfrutar de la película o la música, la experiencia era muy similar. Sin embargo en el libro la sensación física es muy distinta. El libro físico no tiene manual de instrucciones, ni batería, ni manual de instrucciones y la lectura digital sí. El salto es bastante más amplio. La digitalización de la experiencia de lectura ha avanzado pero va a convivir mucho más tiempo con el libro en papel, que todavía sigue siendo predominante. Cada vez hay más lectores mixtos, que según la circunstancia leen en digital o en papel, e incluso dependiendo de la temática. Va a ser, claramente, la tónica general a futuro.

¿Qué porcentaje de ventas supone el comercio electrónico con respecto a las tiendas físicas?

En torno al 24% el peso de la venta online sobre las tiendas físicas.

¿Cuánto es de España y cuánto procede del extranjero?

Varía mucho en función de la época del año. La representación extranjera siempre oscila entre el 10 y el 15%, porque la gran problemática son los gastos de envío, son muy altos, todavía entre los 10 y 12 euros. La barrera es alta.

¿Cómo se compite con Amazon en su terreno?

Amazon comenzó vendiendo libros hace veinte años, pero ha evolucionado a una cosa mucho más grande, y eso para nosotros es una gran ventaja. La gente llega a nosotros como un especialista. Además, frente a ellos contamos con la ventaja de contar con una red de tiendas físicas, que no dejan de ser puntos cercanos de contacto con el cliente.

Es volver a la lógica del retail darle al cliente lo que quiere, al mejor trato posible y con el servicio esperado. Al final, quien es apasionado del libro, le gusta comprar allí donde le dan la importancia que tiene y no una experiencia transversal que vale para cualquier categoría.

Para los envíos al extranjero, ¿no tenéis acuerdos con otras compañías fuera?

Actualmente no, pero como están sucediendo en todos los sectores nosotros también estamos trabajando en alianzas con sentido que pueden beneficiar a actores que antes podríamos ser competidores en mercados menos globales. Ahora tienes mucho más que ganar que perder. Nos beneficiaríamos mutuamente, nosotros con nuestro catálogo de España en Latinoamérica y viceversa.

¿Os habéis planteado ir más allá de los libros en entretenimiento?

Nosotros somos libreros. Y queremos seguir siéndolo, que es donde está nuestro valor. Hay un fenómeno: tienes que competir con el tiempo de ocio con otras alternativas.

Algo que hay que potenciar es acompañar a fenómenos de entretenimiento más globales. El libro no deja de ser un contenido de mucho valor y diferente. No es un sustitutivo de nada, es un complemento. Si por ejemplo se ha puesto de moda la serie Chernobyl, tenemos que ser capaces de ofrecer opciones para complementar la visión de la serie.

¿Qué géneros funcionan mejor?

El interés por los libros han evolucionado e igual que la no ficción también hemos visto crecimiento de interés en libros de youtubers o influencers. Los libros, y los lectores, evolucionan.

¿Es diferente el interés del lector de la web con el de tienda física?

No hay diferencias, pese a lo que podría parecer. Sí hay diferencias en cuanto a lo que se empieza a vender en online, que luego pasa a tienda. Simplemente, pasa antes.

¿Qué previsiones tenéis para acabar el año?

Seguir creciendo. Con todos estos cambios a lo que aspiramos es a seguir creciendo de forma sostenida. Nuestra gran propuesta es aportar valor sobre otros jugadores del mercado: encuentre el libro que quiere y si no, nosotros se lo recomendamos.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0