Sanidad

"Dentix cumplirá con sus 100.000 clientes cuando volvamos a abrir"

Ángel Lorenzo Muriel, fundador y consejero delegado de Dentix, presentó a mediados de marzo una petición de preconcurso de acreedores para la compañía y un Erte para 3.200 empleados.

¿Qué nivel de deuda tiene Dentix en estos momentos?

Los 140 millones iniciales y los 20 millones adicionales que inyectó KKR en diciembre más los 70 millones de las líneas de confirming.

¿Cómo los piensa reducir?

Con la venta de las filiales internacionales se van a reducir a la mitad las líneas de confirming. Y con KKR estamos negociando esa deuda con diferentes fórmulas para aliviarla y reestructurarla con los bancos.

¿Qué pasó con KKR?

Hubo unas discrepancias en las cifras con KKR y por eso no cumplió su contrato vinculante en febrero en el que tenía que aportar 45 millones, pero eso está en otra vía con abogados. Nosotros hemos vuelto a retomar la afinidad con KKR porque se ha mostrado colaborador en diferentes opciones para refinanciar a la compañía. El primer punto que tenemos es que como la financiación de las filiales extranjeras venía desde España, lo que hemos hecho es ponerlas en venta. Colombia y Chile están a punto de venderse y se plasmará en pocos días. En México ya hay varios fondos interesados avanzando en la transacción. Y en Italia, igual. De esa manera dejamos de financiar la operación y el crédito al consumo que había que fondear desde aquí, porque allí es más precario, y otra parte de capex y así ya no tendríamos que sacar ese dinero de España. Y, por otro lado, negociamos con KKR y con los bancos para hacer una refinanciación de la compañía. Las financieras al consumo también se han ofrecido a facilitar financiación. Entre todos, el primer plan es reabrir las clínicas con la refinanciación.

Las clínicas se van a reabrir de una manera escalonada por el coronavirus. Somos un sector de posible contagio con lo que abriremos cuando nos toque, pero muy despacio. Tendremos que adaptarnos poco a poco. La primera semana no habrá más de un 15% y luego irá creciendo. Hasta el último cuatrimestre, que espero alcancemos una facturación decente. Los trabajadores tendrán que irse incorporando en función de la situación dramática que estamos viviendo.

¿Se plantean la entrada de un fondo? ¿Advent ha sonado como uno de los candidatos?

Paralemente, estamos estudiando la posibilidad de meter en el accionariado a varios fondos. En concreto hay cinco, aunque Advent es el que se ha filtrado, hay varios extranjeros, otros locales y otros tienen que ver con las financieras que tenemos. Hay un mix de posibilidades de inversión, aunque la idea original es continuar como estamos.

Hay un impasse desde que empezamos a notar los efectos del coronavirus a principios de marzo que la gente empieza a anular citas y eso se hace exponencial hasta que en la segunda semana se avisa del estado de alarma. La compañía venía de un estado de tensión desde que KKR rompió el contrato vinculante y los bancos que nos estaban dando el confirming para el circulante de la compañía nos los bloquean.

¿Qué bancos tienen?

Tenemos siete bancos. Los más grandes son BBVA y Bankia, pero también Santander, Abanca, Liberbank.

¿Y qué pasó?

Hay 70 millones de línea de confirming y caían 10 millones al mes y eso, ante la situación con KKR, paralizan las líneas y desde la segunda semana de febrero en la que no desembolsan los 45 millones previstos, tenemos que sacar de caja esos pagos. Si le sumamos el efecto del coronavirus, la empresa, por responsabilidad y por tener más tiempo y más calma, decide presentar el preconcurso a mediados de marzo. Este preconcurso está presentado pero no tramitado, porque los juzgados están cerrados y ahora con la nueva norma tendríamos como medio año aproximadamente por delante para negociar con los bancos.

¿Cuánta gente tiene tratamientos prepagados en sus clínicas?

Aproximadamente en España puede haber algo menos de 100.000 pacientes que recibirán su tratamiento cuando reabramos.

¿Qué va a pasar con las nóminas de marzo de los 3.400 empleados?

Estamos haciendo las gestiones a toda velocidad, pero hay un problema, el Estado va con retraso y mucha gente va a cobrar un mes más tarde. Es una desgracia, pero hicimos el Erte en 72 horas y ahora hay millones de personas. Para pagar lo anterior tenemos una parte que los clientes nos van pagando mes a mes. De esa cantidad hubo un banco que hizo un barrido de cuentas bloqueando ese dinero. Es una de las partes que estamos tratando de negociar porque no lo pueden hacer y menos ahora en un 5 Bis porque no es legal. Hay cuentas que las han pignorado como garantía y eso no es así.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin