Salud

España se encuentra a la cola del modelo de financiación ideal europeo

  • Los expertos afirman que el país ha ido en dirección contraria de lo observado en los demás sistemas sanitarios
  • Cataluña es la comunidad autónoma que ha avanzado hacia un pago por proceso

"España ha ido en dirección contraria de lo observado en los sistemas sanitarios europeos". Estas han sido las palabras de los autores que han llevado a cabo el informe de Institute for Healthcare Management de Esade y Antares Consulting con el apoyo de Gilead. El país debe dirigirse hacia un modelo de financiación por actividad, y per cápita en la atención primaria. Este último tiene que ajustarse a las características sociodemográficas y sanitarias de la población en cada ambulatorio.

En España predomina el sistema de pago por presupuesto (una cantidad monetaria asignada para la actividad en general), sobre todo en los hospitales públicos. Solo Cataluña ha avanzado hacia un pago por proceso también conocido como Grupos Relacionados por el Diagnóstico (GRD). Los demás países europeos, en los últimos 30 años, han evolucionado hacia el sistema de pago por actividad, es decir, por especialización. También cuentan con los basados en criterio de valor y de resultados.

Los expertos recomiendan al sistema sanitario de salud dirigirse hacia un modelo de financiación basado en la actividad, complejidad asistencial y en los resultados de hospitales y ambulatorios en su totalidad. En 2019, el gobierno dedicó el 15,28% del gasto público total al ámbito sanitario, es decir, 80.276,2 millones de euros. El gasto per cápita era de 1.703 euros por habitante. Si se compara con otros países del continente los datos son muy bajos. Por ejemplo, Alemania dedicó 341.326 millones de euros, Italia invirtió 114.759 millones o Reino Unido 200.071 millones, según datos del Ministerio de Sanidad de España. En cuanto al gasto hospitalario en medicamentos e innovación únicamente se dedican 7.000 millones de euros al año. No equivale ni a 10% del gasto sanitario público.

Además de los datos económicos, una de las razones por las que se busca el cambio es la equidad en la asignación de recursos. En las comunidades autónomas existe un mayor o menor número de hospitales concertados. Al ser privados tienen un modelo de financiación especifico. Incluso, en algunos lugares hay implantados hasta tres modelos de financiación diferentes. Este hecho pone en riesgo la igualdad al repartir los recursos. A día de hoy, el 62% de las camas son de hospitales públicos (financiados por presupuesto), y el 38% de hospitales privados (financiados con algún tipo de concierto por actividad) En resumen, casi 4 de cada 10 pacientes tienen una asignación de recursos diferente.

Un lavado de cara

Una cosa está clara, España necesita un lavado de cara. El cambio se apoyaría en la mejora de mecanismos de transparencia y medición de cuentas. Además, el modelo de asistencia sanitaria se basaría en el valor y en la necesidad de que haya una asignación de recursos igualitaria entre todas las organizaciones que forman parte del sistema. "Es fundamental que, dentro de cada comunidad autónoma, el sistema de financiación de las prestaciones sanitarias de todas las organizaciones sanitarias se base en un mismo modelo de financiación, con el fin de asegurar la equidad en la asignación de los recursos públicos", detalle el informe.

A la lista de cambios hay que añadir una base que permita comparar las actividades que se van realizando y el apoyo y transparencia del gobierno. Además, los expertos abogan por profesionalizar la gestión de las organizaciones sanitarias o reforzar las estructuras de participación de los profesionales de la sanidad. También, es importante tener en cuenta el tiempo de ejecución de las acciones ya que es clave "para no aumentar la diferencia con los países europeos" debido al retraso que acarrea el territorio español en cuando al modelo de financiación.

El documento Financiar los servicios asistenciales por actividad y resultados. Hacia una política sanitaria basada en la evidencia y el valor analiza los modelos de financiación de los hospitales y muestra las diferencias entre los sistemas de pago que hay en el país y la mayoría de los territorios de Europa.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin