Retail - Consumo

Casa Tarradellas instala un parque solar fotovoltaico de 13.657 m2

  • Esta iniciativa está ubicada al lado de su centro logístico y almacén de Gurb (Barcelona)
  • Casa Tarradellas cuenta con más de 100.000 m2 de superficie solar

Casa Tarradellas lleva apostando por la energía renovable desde 2004. Su última iniciativa es la instalación de un parque solar fotovoltaico en el municipio de Gurb (Barcelona), con una superficie de 13.657 m2.

Con esta nueva instalación, Casa Tarradellas ya suma más de 100.000 m2 de superficie solar instalada. El objetivo de las instalaciones fotovoltaicas es ser una empresa energéticamente responsable. La compañía apuesta por la instalación de paneles fotovoltaicos en todos sus centros productivos, sobre todo en las fachadas y en cubiertas.

Gracias a esta iniciativa, las placas solares favorecen al autoconsumo y logra optimizar y reducir el consumo energético, lo cual es muy necesario actualmente, debido al incremento constante de los precios de la electricidad. Así, Casa Tarradellas está cubriendo sus necesidades por medio de energías verdes, que son respetuosas con el medio ambiente.

Comprometidos con el medio ambiente

Desde el año pasado, toda la energía que consume la compañía proviene de fuentes 100% renovables. Casa Tarradellas lleva más de 20 años defendiendo el medio ambiente los principios de sostenibilidad.

La marca tiene el objetivo de cumplir con la Agenda 2030, y con los respectivos Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), que se firmó en 2015 en el seno de las Naciones Unidas. De este modo, buscan seguir contribuyendo a conseguir un futuro mejor y más sostenible con energías renovables.

En general, los compromisos de Casa Tarradellas con el medio ambiente son varios, y todos ellos están integrados transversalmente en toda la organización, desde el uso de energías verdes y renovables a la implantación de un plan de energía solar, pasando por la climatización por biomasa a partir de la gestión forestal, un uso responsable del agua o la circularidad del plástico con el centro de recuperación de los recortes sobrantes de las líneas de envasado, entre otras iniciativas.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.