Opinión

Se habla del 'asalto' de Podemos a la Agencia Tributaria, del sindicato Jupol y de amigos de Junqueras en el PP

  • Iglesias anhela controlar el Fisco
  • ¿Hacia un conflicto salarial en la Policía?
  • El eurodiputado del PP 'disidente' con el 1-O
Pablo Iglesias y Pedro Sánchez en un encuentro en La Moncloa.

Las negociaciones entre el PSOE y Podemos para asegurar el apoyo del partido morado a la investidura de Pedro Sánchez no pasan por su mejor momento, pero eso no significa que los contactos se hayan interrumpido.

En círculos parlamentarios aseguran que Pablo Iglesias sigue presionando con el afán de obtener ministerios, pero también cuenta con reivindicaciones sobre otros organismos de menor rango en la Administración. En concreto, dicen que "se muestra especialmente insistente con respecto a la Agencia Tributaria".

Sin duda, influye una cuestión ideológica. "En Podemos estarían encantados de contar con un instrumento para fiscalizar directamente a los dos sectores con los que tienen fijación: las rentas altas y la gran empresa", dicen esas mismas fuentes. Además, cuentan que Podemos quiere aprovechar a fondo las buenas relaciones que ha cultivado con una parte nutrida del sindicato de Técnicos del Ministerio de Hacienda, Gestha. "Con esos vínculos, en Podemos dan por seguro que dominarían el día a día de la Agencia", comentan.

¿Hacia un conflicto salarial en la Policía

El resultado de las recientes elecciones sindicales en la Policía Nacional ha cogido a contrapié al Gobierno. En Interior no se esperaban una victoria tan contundente de Jupol, una plataforma de reciente creación, muy combativa con aspectos como el modo en que el ministro Fernando Grande-Marlaska conduce el espinoso tema de la igualación salarial entre la Policía y los Mossos d'Esquadra.

De hecho, Jupol considera insuficiente la equiparación, como ahora está diseñada, y amenaza con dinamitar su actual configuración. Se rumorea que en Interior hay preocupación ante este posible conflicto. "Si no hay acuerdo, será imposible acometer el alza de sueldos que ya se había garantizado para 2020 y eso generará un enorme malestar en las comisarías", según aseguran fuentes cercanas al Gobierno.

El eurodiputado del PP 'disidente' con el 1-O

En el Grupo Popular Europeo se oye una voz que discrepa de la posición oficial del PP, que considera que, en acciones como el referéndum ilegal del 1-O, sus responsables se rebelaron contra el Estado. Se trata del eurodiputado Santiago Fisas, a quien se le ha escuchado comentar que, aunque respeta toda decisión judicial, considera difícil demostrar que se cometió tan grave delito. En Génova hay quien comenta que Fisas no busca ser un disidente: "Lo que ocurre es que es un antiguo amigo de Oriol Junqueras y es inevitable que esa relación influya".

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0