Opinión

Un lógico interés en torno a la lusa Brisa

La portuguesa Brisa tiene potencial para impulsar la presencia exterior de Abertis o Globalvia

Abertis y Globalvia han puesto su punto de mira en una de las mayores operaciones de infraestructuras de Europa: la venta de la concesionaria portuguesa Brisa. Ambas firmas parecen dispuestas a afrontar una adquisición que supondrá un desembolso de más de 1.500 millones.

Esta elevada cantidad se halla avalada por los atractivos de Brisa para ambas empresas españolas. Por sí solos, sus 1.628 kilómetros de autopistas gestionados en el país vecino, en un momento en el que los datos de tráfico avanzan, justifica el interés de Abertis y Globalvia. Además, las dos compañías nacionales tienen como gran objetivo aumentar su presencia exterior. Con esta idea, Brisa se antoja un buen impulso, al ser un mercado cercano, con riesgo controlado y expectativas de crecimiento.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin