Bolsa, mercados y cotizaciones

La crisis inmobiliaria hace temblar a las constructoras: FCC y Sacyr pierden un 10%

La exposición a la vivienda de las constructoras ha hecho que sean las constructoras que más se resientan. Foto: Archivo

La crisis que vivió el sector inmobiliario a finales del mes de abril no sólo tocó los cimientos de sus compañías cotizadas. Desde que el pasado 18 de abril Astroc sufriera su primer susto bursátil, unas de las compañías más damnificadas en el parqué han sido las constructoras.

Su exposición al mercado inmobiliario, en unos casos mayor y en otros menor, lo justifica. Pero si hay dos empresas que de verdad lo han pasado mal en bolsa durante las últimas semanas, ésas han sido Sacyr Vallehermoso (SYV.MC) y FCC (FCC.MC).

Sus activos inmobiliarios

La primera se deja un 16,7 por ciento desde el 18 de abril. El hecho de que cuente con una importante división de promoción inmobiliaria (Vallehermoso) y con un 99,2 por ciento del capital de Testa -alquiler-, ha hecho que muchos inversores temiesen por las repercusiones que una ralentización inmobiliaria tendría en sus cuentas.

Algo parecido es lo que ha ocurrido en FCC. La constructora presidida por Esther Koplowitz es la segunda compañía del sector en el Ibex que más cae desde el primer aviso de Astroc <:AST.MC:>: retrocede un 10,8 por ciento desde esa fecha y es además la segunda más expuesta al mercado inmobiliario, con un 49 por ciento del capital de Realia, que está previsto que debute en bolsa durante el mes de junio. Según Citigroup, esta participación hace que aproximadamente un 15 por ciento del ebitda (beneficio bruto de explotación) del grupo provenga del negocio inmobiliario, por lo que seguro que para su cotización no pasará desapercibida la suerte que corra la inmobiliaria en su estreno bursátil.

Otras 'damnificadas'

Fuera del Ibex, la que peor ha llevado la crisis de la vivienda en los parqués ha sido Cleop (CLEO.MC). La constructora levantina se desploma un 15,87 por ciento desde la primera gran caída de Astroc, con en torno a un 40 por ciento de su ebitda procedente de la promoción.

Todo lo contrario le ha ocurrido a ACS (ACS.MC). Se deja un 2,6 por ciento desde el 18 de abril, similar al 2,5 por ciento que pierde el Ibex en el mismo periodo. La jugada realizada con la venta de su 24,8 por ciento de Urbis (URB.MC) a Reyal, por 805 millones de euros, ha dejado a la constructora de Florentino Pérez sin casi exposición al negocio residencial.

Sin embargo, estos recortes en el parqué tienen un lado positivo: las oportunidades que brindan al inversor. Así, las dos constructoras que más potencial tienen tras las caídas son FCC y Ferrovial <:FER.MC:>, con un 22,8 y un 28,2 por ciento, respectivamente. Dentro de estas posibilidades, los analistas recomiendan optar por las empresas con menor exposición al sector inmobiliario, como Ferrovial.

Ferrovial nota el adiós de Béjar

La constructora presidida por Rafael del Pino vendió su división inmobiliaria a la promotora Habitat en diciembre de 2006, lo que ha permitido que su exposición a este sector sea casi nulo, dependiendo a partir de ahora de construcción, servicios, autopistas y aparcamientos, y aeropuertos. Aún así, el pasado miércoles tanto Ferrovial como Cintra recibieron una mala noticia que se notó ayer en sus cotizaciones -cayeron un 1,7 y un 1,2 por ciento, respectivamente-: la dimisión de Juan Béjar, director general de infraestructuras de la constructora y uno de los directivos más reconocidos del sector en España.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint