Bolsa, mercados y cotizaciones

Este jueves es el último día para cazar el dividendo de Merlin Properties, que ofrece una rentabilidad del 2,2%

  • La socimi ya ha confirmado que retribuirá a sus accionistas el próximo 4 de junio
  • El viernes 17 de mayo, el valor cotizará ya sin derecho a esta retribución
Edificio de oficinas 'Eucalipto, 33', de Merlin Properties, en el distrito de Chamartín (Madrid).

La cotización de Merlin Properties ha dado grandes alegrías a los inversores en los dos últimos meses: las acciones de la socimi se han disparado un 27% desde que arrancó marzo, comiéndose buena parte de su potencial alcista, pero sin que ello haya pasado factura a su recomendación: los analistas siguen recomendando mayoritariamente comprar acciones de la compañía. Merlin es una de las cotizadas españolas que retribuyen tradicionalmente en mayo (suele hacerlo dos veces al año, primero en diciembre y después este pago primaveral). La compañía pagará dividendo el próximo 4 de junio, y este jueves, 16 de mayo, es el último día para embolsárselo; mañana, 17 de mayo, el valor cotizará ya sin derecho a esta retribución. El importe asciende a 0,24 euros, que, en los precios actuales, permiten embolsarse un 2,2%. Consulte aquí el Calendario de los próximos dividendos.

Pese al subidón bursátil que ha experimentado Merlin Properties, lo cierto es que la compañía todavía tendría que anotarse un 21% más para recuperar los niveles previos al crash de la pandemia; sigue muy por debajo de sus precios preCovid. Entre abril y mayo de este año, en pleno repunte en bolsa, un total de 12 casas de análisis han revisado sus recomendaciones para el valor y ninguna la ha empeorado. De esas 12 entidades, 11 han reiterado sus consejos de comprar acciones de la socimi, y una más ha reforzado su recomendación de mantener.

La compañía, que el mes que viene celebrará su décimo aniversario en bolsa, tiene ahora un "arma secreta" en los centros de datos, según explicaba recientemente su consejero delegado, Ismael Clemente, a elEconomista.es. La compañía ya ha desvelado que espera que un nuevo socio inyecte 1.000 millones de euros para poder avanzar en ese plan. Este será su gran vector de crecimiento, y el factor clave para poder subir el dividendo en los próximos ejercicios. El mercado espera que, después de pagar en total 0,45 euros con cargo a 2023 (los 0,25 que se prevén para mayo, más los 0,20 euros que ya repartió el pasado diciembre), la retribución al accionista suba el año que viene un 11%, hasta los 0,50 euros, y otro 20% en 2026, hasta los 0,60 euros.

El consenso de mercado que recoge FactSet pronostica unas ganancias al alza para Merlin Properties de cara a los próximos años; la socimi obtendrá un beneficio neto, si se cumplen estas estimaciones, de 237 millones de euros en 2024, que subirán a 267 millones (un 13% más) en 2025 y a 288,4 millones en 2026 (una subida interanual del 8%).

En un análisis publicado el pasado 9 de abril, los analistas de Barclays subían su precio objetivo para Merlin a 11,70 euros (hasta los que aún a día de hoy le queda un recorrido cercano al 9%). También reiteraban su consejo de sobreponderar el valor, frente al neutral que otorgan al sector del real estate europeo en su conjunto, haciendo hincapié en el posicionamiento del grupo en los data center.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud