Bolsa, mercados y cotizaciones

Burbuja o certeza absoluta: Nvidia presenta resultados y pone a prueba el auge de los chips

  • La firma cae el día anterior por el miedo a la inflación persistente
Chip de Nvidia.

La firma norteamericana comunicará este miércoles los resultados del cuarto trimestre de su año fiscal. La empresa encabezada por Jen-Hsun Huang se ha erigido como uno de los valores más alcistas del parqué estadounidense, aumentando más de un 39% en lo que llevamos de año y cosechando unas ganancias superiores al 222% desde febrero de 2023. Su desempeño en la industria de los chips, clave en el sector tecnológico, la ha llevado a superar la capitalización bursátil de Amazon y Alphabet, reforzando su posición en el prestigioso club de las Siete Magníficas. Sin embargo, este martes sufre pérdidas cercanas al 4,50%, lo que supone una caída acumulada de casi el 4% en las últimas cinco sesiones.

La clave parece estar en los resultados, no tanto de la firma de chips, como de dos grandes compañías minoristas, Walmart y Home Depot, que han advertido hoy de que el consumo sigue estando fuerte y que los precios siguen resistiéndose a bajar. Unas alertas que han vuelto a empujar a los mercados a apostar por que la Reserva Federal esperará más de lo previsto para empezar las bajadas de tipos, lo que enfría el atractivo de las tecnológicas.

Los analistas también advierten de que, incluso si Nvidia cumple con las previsiones o las mejora un poco, es probable que caiga solo porque las expectativas están por las nubes. Para Louis Navellier, de Investor Place, los mercados "no esperan nada menos que la perfección", y cualquier signo de debilidad, por minúsculo que sea, será el motivo perfecto para huir de la firma.

De todas formas, a medio plazo los analistas siguen esperando grandes cifras de la tecnológica. "La demanda de chips de IA sigue disparada", explica Navellier, por lo que es poco probable que la compañía tenga problemas en el futuro próximo. Los analistas de Loop Capital apuntan a una valoración objetivo de 1.200 dólares por acción, lo cual puede ser posible si Nvidia demuestra estar por delante de la competencia hasta por lo menos 2025.

En los últimos resultados, la compañía había estimado unos ingresos de 20.000 millones de dólares, lo que supondría un crecimiento del 231%. La clave estará en si cumple esos objetivos, y si la previsión de los próximos meses sigue estando así de fuerte, o si la etapa del crecimiento explosivo ha llegado a su fin.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud