Bolsa, mercados y cotizaciones

El Ibex sortea las pérdidas en la primera semana del año y aguanta sobre soportes

  • El EuroStoxx 50 se deja más de un 1%
Bolsa de Madrid. Foto: iStock
Madridicon-related

La primera semana del año ha dejado una lectura clara en los mercados. Los Reyes Magos han traído carbón a los inversores en forma de pérdidas, tanto en renta fija como en renta variable, durante los primeros cuatro días del año. Pérdidas que superan en algunos casos el 2% y que reflejan que los mercados no se han portado bien en la recta final de año. Y es que lo que ha cotizado esta semana es precisamente que el mercado había pecado, en este caso, de optimista en lo que respecta al ritmo de bajadas de tipos.

Una cierta fortaleza en los primeros datos de actividad publicados esta semana y, sobre todo, las actas de la última reunión de la Reserva Federal han sido un poco los catalizadores que han llevado a los inversores a recoger un poco de cable después de un rally de final de año histórico para las bolsas y para los bonos, que compraron que podríamos empezar a ver las primeras bajadas de tipos ya durante el primer trimestre del año, al dar por controlada la espiral inflacionista que se inició en agosto de 2021.

Así, el principal índice europeo, el EuroStoxx 50, se ha dejado esta semana algo más de un 1%. Francia también supera el punto porcentual en rojo mientras que en Alemania, el Dax ha perdido algo menos de un punto. El Ibex ha llevado un poco la contra a la tendencia de las bolsas estos primeros días del año y gracias a la fortaleza mostrada por la banca ha logrado cerrar la semana en positivo, con un avance del 0,6%.

Esta fortaleza ha sido la que ha permitido al Ibex mantenerse por encima de los soportes clave esta semana. Joan Cabrero, asesor de Ecotrader, explica que "después de recuperar niveles previos a la pandemia en los 10.100 puntos, el Ibex lleva 18 jornadas desarrollando una consolidación entre los 10.300 y el soporte de los 10.000 puntos, que son los niveles que se han convertido en la resistencia a superar y el soporte a perder para hablar de fortaleza o debilidad, respectivamente, a corto plazo".

"En este sentido, no habrá ningún signo de debilidad que ponga en jaque un escenario de mayores alzas en este comienzo de año mientras el Ibex no pierda los 10.000 puntos, cuya cesión abriría la puerta a un contexto correctivo que podría ser rápido hasta los 9.750 puntos y, en el peor de los casos, los 9.400 puntos [se trataría de caídas adicionales del 2,5 y el 6%, respectivamente], que son los niveles cuyo alcance vería a priori como una oportunidad para comprar de nuevo bolsa española", agrega el experto.

En lo que se refiere al mercado continental, el EuroStoxx 50 "se sigue mostrando incapaz de superar la zona de resistencia que representan los altos previos a Lehman Brothers en los 4.570 puntos, algo que resulta incómodo a nivel operativo ya que una eventual corrección la hubiera visto como una gran oportunidad para volver a comprar bolsa europea si esta resistencia hubiera sido batida previamente, lo que no significa que una caída de corto plazo no la vea como una oportunidad para comprar, pero a priori no tan clara", sigue Cabrero.

"La caída que estamos viendo en este comienzo de año ya ha servido para desandar parte de toda la subida desde los mínimos de octubre en los 3.990 puntos, donde está el soporte que en ningún caso debería perderse si queremos seguir confiando en un contexto alcista a medio plazo; para hablar de debilidad a corto plazo, el nivel clave es el de 4.365 puntos", concluye el analista.

Solaria ya se deja casi un 10%

Volviendo al parqué nacional, destacan los fuertes descensos de las compañías de renovables, muy correlacionadas también con los activos de deuda por su apalancamiento. Además, Solaria, que también ha recibido una rebaja de recomendación por parte de JB Capital Markets, se ha situado como el valor más bajista de toda la bolsa española con un desplome de casi el 10%. Acciona Energía, Grenergy y Soltec también están entre los títulos más vendidos de las primeras cuatro sesiones del año.

Por el contrario, todo el sector financiero, que se beneficia directamente de los tipos altos, es claramente el ganador esta semana, con sus seis componentes entre las siete acciones más alcistas de la semana, donde solo han dejado lugar a Telefónica, que se anota algo más de un 4% tras aclarar los términos del ERE.

Por último, en las operaciones sobre materias primas, el centro del conflicto se ha trasladado al mar Rojo, con los ataques entre hutíes y EEUU. Esto ha vuelto a elevar la volatilidad en el precio del petróleo, que a media sesión del viernes avanzaba algo más de un 2% en la semana. Y eso, pese a que los últimos datos de inventarios en EEUU han sido más altos de lo esperado. Por su parte, el oro recupera los 2.000 dólares y el euro se acerca de nuevo a los 1,10 dólares.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud