Bolsa, mercados y cotizaciones

Solaria corrige un 6,6% desde máximos pese a unos buenos resultados

  • Tres analistas mejoran su valoración, pero la recomendación es de mantener sus títulos

No siempre la publicación de unos buenos resultados o la actualización de los planes estratégicos van necesariamente de la mano de una subida en bolsa. La última muestra de ella ha sido Solaria, cuyo beneficio neto casi duplicó el del mismo periodo del ejercicio anterior y, sin embargo, encaja dos sesiones consecutivas a la baja tras comunicar sus cuentas.

Así, desde los máximos anuales que alcanzó la semana en los 23,2 euros sus títulos retroceden un 6,6%. Con todo, en el conjunto de 2022 aún acumula alzas del 27%.

Pese a la frialdad con la que los inversores han acogido estas cifras, los analistas sí han mostrado mayor entusiasmo. Tres de las 13 entidades que han revisado su precio justo esta semana lo han mejorado. Es el caso de Oddo BHF, Bankinter y Alantra, que han elevado su valoración un 22,7% en el caso de la primera hasta los 23,2 euros, un 14,7% hasta los 19,5 euros la segunda y un 9,5% hasta los 23,29 euros la tercera. En cuanto a las 10 restantes, han mantenido sus precio objetivos sin cambios entre los 12,9 y los 25,5 euros.

Barclays: "Pensamos que los inversores se centrarán en la capacidad de cumplir los objetivos de 2GW de capacidad instalada"

Solaria anunció una mayor visibilidad sobre los proyectos que componen el objetivo de 6,2 GW a 2025, aumentó de 3 a 5 GW la cartera de proyectos en Italia, la entrada en eólica terrestre y la creación de una sociedad para agrupar los terrenos de la firma en España, Portugal, Italia, Grecia y Alemania. "Creemos que sus nuevas ambiciones estratégicas son la correcta diversificación tanto geográfica como por tecnología. No obstante, pensamos que los inversores se centrarán en la capacidad de cumplir los objetivos de 2GW de capacidad instalada", señala Barclays.

Retrasos en los suministros

En opinión de Banco Sabadell, "no cabe duda de que las perspectivas a largo plazo de las renovables son estupendas y más desde que la Unión Europea se ha dado cuenta que necesita conseguir la independencia energética. Si excluimos de la ecuación a la energía nuclear, la solución pasa por las renovables y más concreto por la solar fotovoltaica, que es una de las tecnologías más competitivas actualmente".

Sin embargo, por el lado negativo sus analistas apuntan en el corto plazo a los retrasos de los cuellos de botella, "lo que conlleva que se queden cortos de capacidad a instalar en 2022 frente a nuestras estimaciones y nos genera dudas sobre su capacidad de instalación total a largo plazo, sobre todo para aquellos objetivos con un horizonte temporal más largo como los de 2030 (muy dependientes de mejoras regulatorias en España como las comentadas en Alemania, pero que no se acaban dando)", destacan.

En esta línea, el equipo de análisis de Citi subraya que "a pesar de la interesante y bienvenida oportunidad de crecimiento, creemos que la visibilidad a medio plazo se ha visto reducida por la falta de compromisos de objetivos para 2025 en las nuevas iniciativas y el reducido nivel de detalle proporcionado en elementos clave como capex y opex frente a las revelaciones anteriores de la compañía".

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin