Bolsa, mercados y cotizaciones

El Viernes Negro de John Foley (Peloton): la vuelta a los gimnasios le hace perder 850 millones de dólares

  • El precio de la acción marcó máximos anuales en 167 dólares y está en 56
John Foley, cofundador y CEO de Peloton. Imagen: Twitter

John Foley, CEO y cofundador de Peloton, fue uno de los grandes beneficiados con el inicio de la pandemia. Los cierres de los gimnasios, derivados por las restricciones por el covid, llevaron a muchas personas a comprar aparatos de gimnasia en casa. Esto relanzó a esta compañía estadounidense especializada en la fabricación y venta de bicicletas estáticas para el home fitness, hasta el punto de alcanzar un máximo histórico de 167 dólares por acción en enero de 2021.

Eran tiempos felices para este tipo de compañías, pero con la caída de estas restricciones y el retorno de la gente a espacios como los gimnasios, las ventas de estas firmas parecen estar resintiéndose. La reapertura de la economía ha creado una pronunciada reducción de la demanda de estos artículos de la que se ha visto afectada Peloton. 

En el caso de Foley, su fortuna ha caído unos 850 millones de dólares en 24 horas tras la presentación de los resultados trimestrales el jueves. A cierre de este viernes, el precio de la acción se situó en los 55,7 dólares por título frente a los 91 en los que arrancó la semana.

En su presentación de resultados este jueves, Peloton informó de un crecimiento de las ventas más débil y una pérdida mayor de la esperada en su primer trimestre fiscal. La compañía espera ingresar 4.300 millones de dólares en ingresos hasta junio de 2022, una disminución del 20% de los 5.400 millones de dólares que predijo hace tres meses. Por su parte, rebaja sus previsiones de suscripciones, pasando de 3,63 a 3,35-3,45 millones.

En cuanto a las pérdidas, la compañía llegó a los 376 millones de dólares, en relación con los 69,3 millones del año pasado en el mismo trimestre. En cambio, las suscripciones crecieron un 87% en el primer trimestre, hasta los 2,49 millones de dólares.

En una carta a la compañía, Foley aseguró que el año fiscal de 2022 es un "curso desafiante para hacer pronósticos dadas las comparaciones inusuales de hace un año, la incertidumbre de la demanda en medio de la reapertura económico, las limitaciones en la cadena de suministro y la presión en los costes de los productos básicos"

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin