Industria

Abengoa confía en que Gobierno apruebe este lunes el rescate a su filial Abenewco

Foto: Reuters

El Comité de Empresa de Abengoa, parte de él aún encerrado por voluntad propia en las instalaciones de la SEPI, confía en que mañana, lunes, el Consejo de Ministros apruebe el rescate solicitado para su filial Abenewco por importe de 249 millones de euros.

La presidenta de Energía de la compañía, Laura Rodríguez, ha comentado este domingo que el citado encierro continúa por cuarto día consecutivo a la espera de que el Gobierno "dé una solución" a la solicitud planteada por Abengoa.

El Consejo de Ministros de este lunes será el último para poder autorizar las ayudas del Fondo de Apoyo a la Solvencia de Empresas Estratégicas (FASEE), gestionado por la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), cuya vigencia expira el próximo 30 de junio.

Rodríguez se ha mostrado "optimista" sobre la solicitud presentada para la viabilidad de la compañía y ha asegurado que "dejarla caer sería una tragedia".

Esa solicitud fue denegada al no cumplir todos los requisitos necesarios para poder recibirla. No obstante, la dirección de la FASSE le concedió un plazo de cinco días para presentar las alegaciones y documentación adicional, un trámite que la compañía cumplimentó el jueves pasado después de que el Fondo de Ayuda considerara que no ha acreditado determinados requisitos para que la SEPI le conceda la ayuda de 249 millones que solicitó.

La presidenta de Energía ha constatado que el pasado jueves se entregaron esas alegaciones, aunque ha lamentado que desde el viernes no saben "nada" de cómo transcurren los trámites.

Fuentes conocedoras del proceso señalaron que Abenewco, la filial operativa de Abengoa que pidió ese rescate con cargo al Fondo de Solvencia, argumenta en sus alegaciones que los pleitos pendientes de las filiales para las que pide el rescate, por importe de unos 800 millones, no tienen que afectar a la viabilidad ni a la capacidad de devolución de la deuda.

Esa ayuda de 249 millones del Fondo que gestiona la SEPI es necesaria para que se active el resto del plan de reestructuración de la compañía, que contempla también un máximo de 300 millones de avales de los bancos para poder acometer proyectos y la aportación por el fondo Terramar Capital, que adquiriría el 70% de Abenewco 1, de 200 millones (60 en capital y 140 en deuda).

La compañía ha obtenido una nueva autorización de sus entidades acreedoras para la extensión de varios instrumentos de deuda hasta el 30 de junio, plazo que coincide con la fecha en la que se cerrará el fondo.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud