Pymes y Emprendedores

El bienestar del empleado no siempre va de la mano del modelo Open Space de oficina

  • Las oficinas ubicadas en zonas céntricas deben optimizar sus espacios
Madrid

El Open Space en oficinas es uno de los factores que más se ha repetido en los últimos tiempos como clave para el bienestar y la motivación de los trabajadores. Pero no siempre tiene que ser así, ya que son muchos los aspectos que hay que tener en cuenta antes de llegar a esta conclusión.

En este sentido, BICG, la consultora centrada en la innovación y las nuevas estrategias de trabajo, ofrece algunas claves sobre la importancia de realizar un trabajo previo, un estudio, para adaptar el espacio de trabajo a los intereses de cada organización, de manera que los empleados desarrollen su actividad en un lugar óptimo para sus necesidades y peculiaridades y, por tanto, sean más productivos.

Para ello, es importante crear espacios que respondan a las nuevas necesidades derivadas de un cambio general en la sociedad, pero también que sean espacios que integren la cultura organizacional e identidad corporativa de cada compañía de manera individual, siempre con un sentido, y respetando el ADN de cada empresa, de cada tipología de compañía y empleado.

Las zonas verdes, lo más codiciado

El uso de la arquitectura para diseñar áreas de trabajo no solo debe dar respuesta a cuestiones estéticas o prácticas sino que, principalmente, ha de conjugar esta practicidad con la ética empresarial y valores de la compañía. Es aquí donde entra en juego la aplicación de consultores de transformación, que analicen las necesidades del cliente y asesoren en base a ello. Entre lo más codiciado, según BICG, destacan las oficinas dotadas con zonas verdes con elementos naturales que ayudan a la relajación y estimulación.

También cabe la posibilidad de contar con espacios alternativos tales como cafeterías o puntos de descanso que fomenten la interacción, además de áreas que agilicen la conciliación de la vida laboral y personal, como guarderías o gimnasios. En este sentido Telefónica o la Ciudad del Santander (donde BICG ha trabajado en varios proyectos), son buenos ejemplos.

Sin embargo, no todas las empresas pueden disfrutar de este tipo de beneficios por ubicación, presupuesto o tamaño, por lo que también hay que tener en cuenta que en aquellas compañías ubicadas en zonas céntricas se deben optimizar los espacios dotándolos de tecnología y técnicas innovadoras que faciliten el trabajo diario.

Los aspectos beneficiosos que sí son comunes a todos los espacios tienen que ver con una adecuada iluminación para un correcto descanso de los ojos. También la sostenibilidad juega un papel importante, pues los trabajadores defienden que una empresa sostenible, comprometida con el medio ambiente, con la sociedad y con el desarrollo de un país, les aumenta el sentimiento de pertenencia a la compañía, ya que se preocupa por su bienestar y cumple con todos los criterios éticos empresariales.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin