Especial medio ambiente

CaixaBank busca alcanzar cero emisiones netas en 2050

  • A lo largo del 2021, el 85% de las nuevas tarjetas se emitirán con materiales sostenibles
La primera Visa&Pay con materiales reciclados
Madrid

La entidad está comprometida con el respeto a la sostenibilidad más allá de sus obligaciones legales y tiene la variable ambiental integrada en su actividad de negocio.

Es una de las compañías líder mundial en la actuación para mitigar los efectos del cambio climático y ha querido dar un paso más en su compromiso. Ejemplo de ello son dos acciones que ha impulsado recientemente. En primer lugar, CaixaBank se ha adherido como miembro fundador a Net Zero Banking Alliance (NZBA), iniciativa que promueve las cero emisiones netas en 2050. Esta decisión contribuirá a reducir la huella de carbono, tan importante hoy en día. En segundo lugar, y con el mismo objetivo, CaixaBank, a través de su filial CaixaBank Payments & Consumer, compañía que lidera el sector de medios de pago en España, dejará de utilizar plástico en la fabricación de tarjetas y las sustituirá por materiales con menor impacto ambiental, de origen reciclado o biodegradable.

Esta iniciativa se llevará a cabo de forma progresiva, debido al alto volumen de tarjetas con las que cuenta la entidad y la amplia gama de modalidades y gamas. Se estima que, a lo largo del 2021, el 85% de las nuevas tarjetas se emitirán con materiales sostenibles. Al final del año, el número de tarjetas con los nuevos materiales podría alcanzar previsiblemente la cifra de cinco millones de unidades en circulación. La compañía busca, con esta acción, convertirse en la primera entidad financiera en España y uno de los primeros bancos del mundo en emitir sus tarjetas en materiales alternativos con menor impacto para el medio ambiente.

Concretamente hablamos del material PVC reciclado (PVC-R), la opción al plástico con menor huella de carbono y realizada con materiales reciclados, a partir de fuentes como desechos de la industria de la construcción, reciclaje de bolsas de plástico o residuos de otras tarjetas, entre otros. Además, también utilizarán PLA, un material de origen biológico por lo que se evita utilizar recursos fósiles y es biodegradable. Para todas aquellas tarjetas caducadas o en desuso, la entidad cuenta con un circuito de reciclaje para todas ellas.

Dos empleadas trabajan en las acciones de reforestación en el bosque de Montserrat (Barcelona) impulsada por CaixaBank

A partir de esta decisión, CaixaBank culmina un proceso que inició en 2019, con la introducción, por primera vez en España, de tarjetas fabricadas con materiales sostenibles. Como primer paso, toda la gama de tarjetas de regalo de la entidad pasó a realizarse con un material biodegradable, lo que permite su eliminación sin residuos al final de su vida útil.

Objetivo: más sostenibilidad

Ambas acciones persiguen el mismo objetivo: reducir la huella de carbono y hacer de la entidad una compañía más sostenible. Para ello, CaixaBank se ha adherido a la NZBA, la nueva propuesta impulsada por la Iniciativa Financiera del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (UNEP-FI).

Tras la inclusión de CaixaBank como miembro de este programa en 2018 y como miembro firmante de los Principios de Banca Responsable en 2019, la entidad se ha comprometido a alcanzar las cero emisiones netas en 2050 en línea con el objetivo 1,5°C y establecer, en los próximos 18 meses, un objetivo de descarbonización de la cartera más contaminante. La adhesión a esta iniciativa sitúa a la compañía como una de las entidades más reconocidas del sector en su decidida apuesta en la lucha contra el cambio climático.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin