Energia

La china State Grid se plantea competir con Iberdrola y Enel por hacerse con Eletropaulo

  • Energisa, que lanzó la primera opa, renuncia a mejorar su oferta
Foto: Archivo

La puja por Eletropaulo se calienta: la china State Grid, por medio de su filial CPFL Energía, ha contratado asesoría financiera para estudiar una oferta que se sume a las de Iberdrola y Enel. Reflejo de la situación, la cotización de la distribuidora brasileña ha subido un 60% este mes y ya cotiza a 6,66 euros por acción, el nivel de la oferta de la empresa italiana.

Por otro lado, la carrera ya parece tener un primer perdedor: Energisa, la firma que lanzó el 5 de abril una primera opa por Eletropaulo -considerada hostil por ésta-, anunció este jueves al mercado que no piensa elevar su oferta, de 4,6 euros por acción, muy lejos de su valor actual.

A pesar de la retirada de Energisa, los analistas consideran que la competición ganará fuerza. La agencia Reuters, además de informar del interés de State Grid, apunta que Iberdrola tratará de convencer a sus socios en la filial Neoenergia -Previ y Banco de Brasil- de que le mantengan el pulso a Enel.

La eléctrica presidida por Ignacio Sánchez Galán puede optar por mejorar la oferta de la presidida por Francesco Starace -seguramente más de un 5%, según se interprete la legislación carioca- o por mantener la existente: aunque para los títulos actuales es más baja -6,07 euros-, está pactada con el Consejo de Eletropaulo e incluye la suscripción de más del 80% de una ampliación de capital que ronda los 400 millones.

Proceso de privatización

Uno de los argumentos empleados por los analistas para defender la escalada de precios en la opa es la próxima privatización de numerosas filiales de distribución eléctrica de la pública Eletrobras -hay seis en ciernes-, que debe aligerar su endeudamiento. De acuerdo con esta interpretación, Eletropaulo sólo es una batalla en la guerra por hacerse con lo que venda Electrobras, que puede rondar los 30.000 millones en los próximos años.

De hecho, Enel e Iberdrola ya se vieron las caras alrededor de la privatización de otra filial de la gigantesca eléctrica estatal, Celg, que la transalpina acabó adquiriendo por más de 500 millones -650 millones de dólares- a finales de 2016.

En esa contienda no están solas -la misma State Grid ya tiene una distribuidora de electricidad en São Paulo, la urbe en que opera Eletropaulo-, pero no cabe duda de que son dos de los actores más relevantes: Iberdrola ha anunciado una inversión en redes en Brasil superior a los 5.000 millones hasta 2022 y, de acuerdo con Bloomberg, Enel tiene preparados cerca de 3.500 millones.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado