Energía

Feníe Energía aspira a alcanzar los 700.000 clientes en 2023

El presidente de Feníe Energía, Jaume Fornés, y su directora general, Paula Román, han presentado RE-EVOLUCIÓN, el nuevo Plan Estratégico de la compañía de cara al periodo 2021-2023, con el que la comercializadora, con más de diez años de experiencia en el sector y una cifra de negocio que supera los 450 millones de euros, pretende apuntalar su posición como líder del mercado independiente, suministrando energía 100% renovable a los más de 440.000 clientes, entre domésticos, pymes y grandes empresas, que conforman su cartera actual. Sigue toda la actualidad del sector de la energía en la revista digital elEconomista Energía

La estrategia, tal y como explicaron los máximos responsables de la compañía durante el acto de presentación del Plan Estratégico el pasado 21 de enero, girará en torno a cuatro ejes principales: transición energética, crecimiento sostenible, reforzar la figura del agente y su relación con el cliente, así como la firma de alianzas estratégicas y acuerdos de colaboración que fortalezcan su crecimiento.

El Plan irá en paralelo al proceso de digitalización puesto en marcha por la actual dirección, que será clave en la consecución de los objetivos de la compañía. Con estas bases, Feníe Energía, que a día de hoy cuenta con más de 2.500 agentes energéticos y 170 empleados, aspira a alcanzar los 700.000 clientes a finales de 2023, "un objetivo muy ambicioso -señalaba el presidente de la compañía- que estamos seguros de poder alcanzar, porque nunca nos han asustado los retos". Asimismo, esperan conseguir un beneficio neto después de impuestos de 7 millones de euros y un compromiso de reparto al accionista de 4,5 millones durante el Plan.

Para lograrlo, la comercializadora con sede en la localidad madrileña de Las Rozas, continuará ampliando su cartera de productos de ahorro energético, incorporando las últimas tecnologías del mercado, a fin de ofrecer un paquete de servicios cada vez más completo y destinado a cubrir todas las necesidades de sus clientes en términos de eficiencia energética.

Entre sus objetivos, se encuentra reforzar la implantación de nuevas instalaciones de autoconsumo -actualmente cuentan con un total de 317 que suman más de 4,5 MW de potencia instalada-, un mercado en crecimiento y que, según apuntan desde la compañía, "está destinado a posicionarse como una de las palancas de la transición energética".

Asimismo, Feníe Energía continuará impulsando la movilidad eléctrica a través de su red de puntos de recarga -2.170 instalados en España a finales de 2020, tanto en vía pública como en sector privado-, ofreciendo soluciones innovadoras como servicios de monitorización, iluminación o compensación de reactiva, entre otros.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin