Empresas y finanzas

Muere por cáncer de pulmón un excompañero de los dos empleados de Metro fallecidos por amianto

  • A la espera de que la Seguridad Social se pronunciara sobre su enfermedad

Un extrabajador de Metro de Madrid de 64 años y que fue compañero de los dos empleados fallecidos con enfermedad profesional reconocida por amianto ha muerto a causa de un cáncer de pulmón y que estaba a la espera de que la Seguridad Social se pronunciara sobre si había relación con la exposición a este material, según fuentes sindicales. Precisamente esta Semana Santa continúan los paros en Metro de Madrid para el 18, 19 y 20 de abril, por las quejas de los maquinistas ante el amianto y las aglomeraciones.

Se trata de un trabajador de 64 años que se vio afectado por el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que acometió la empresa en 2014 y que alcanzó a casi 600 trabajadores de la compañía.

El secretario general de la sección sindical de CCOO Madrid en el suburbano, Juan Carlos de la Cruz, ha detallado que el fallecido fue uno de los que estaba en una lista que Metro remitió a la Seguridad Social para que se encargara de las pruebas médicas sobre posible exposición al amianto, dado que ya no trabajaba en la empresa.

Según ha explicado, estaba a la espera de que la Seguridad Social emitiera un informe sobre si su cáncer tenían relación con exposición a asbesto o si por el contrario, se debía a otra causa como pueda ser el haber sido fumador.

De la Cruz ha indicado que se han presentado dos denuncias por vía judicial para que se determine que otros dos exempleados se vieron afectados por partículas en suspensión al amianto, algo que la Seguridad Social descartó en primera instancia.

Por su parte, el diputado autonómico y candidato de Más Madrid a la Asamblea, Alberto Oliver, ha lamentado este fallecimiento y que "aunque es pronto para determinar con seguridad que el amianto haya sido la causa, todo apunta en es dirección".

Además, ha indicado en redes sociales que Metro de Madrid está envuelta en juicios, en referencia a la demanda presentada por la familia de uno de los empleados fallecidos a causa del amianto para reclamar 400.000 euros de indemnización.

"En vez de acompañar a las familias que se han dejado literalmente la vida en el suburbano, se les lleva a tribunales. Es imperativo tener un Gobierno a la altura humana de sus trabajadores", ha concluido.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0