Empresas y finanzas

El Gobierno italiano insiste en que Autostrade no reconstruirá el puente de Génova

Imagen: Reuters

El Gobierno italiano no va a permitir que la sociedad Autostrade, filial de Atlantia que gestionaba el mantenimiento del puente que se derrumbó el pasado agosto en la ciudad italiana de Génova, se encargue de la reconstrucción.

"Autostrade tendrá otra fea sorpresa en los próximos días. No voy a hacer reconstruir el puente a quien lo ha hecho desplomarse", ha asegurado este domingo el vicepresidente del Gobierno y líder del antisistema Movimiento Cinco Estrellas (M5E), Luigi di Maio.

"En lo que respecta al puente Morandi, lo debe reconstruir una empresa del Estado como Fincantieri, porque debemos vigilar cómo se hará la reconstrucción", ha dicho, en declaraciones a los periodistas en la ciudad de Bari.

El Ejecutivo de coalición entre el M5E y la ultraderechista Liga ha iniciado un proceso para estudiar si revoca las concesiones a Autostrade, y ha sugerido nacionalizarla para que vuelva a manos del Estado, como estaba antes de su privatización en 1999, cuando su control pasó a la familia Benetton a través de la sociedad Edizione.

Di Maio ha apoyado la retirada de las concesiones a Austostrade y su nacionalización, después del desastre del 14 de agosto, cuando el derrumbe del puente Morandi causó la muerte de 43 personas.

Mientras, se ha anunciado este domingo que el ingeniero Bruno Santoro, miembro de la Comisión de investigación del Ministerio de Infraestructuras y Transporte que trata de determinar las causas del derrumbe del puente Morandi, ha presentado su dimisión.

El ingeniero se encuentra entre las veinte personas investigadas por la Fiscalía de Génova -entre ellas a miembros de la concesionaria Autostrade per l'Italia y del Ministerio de Infraestructuras y Transportes-. en relación con el derrumbe.

Se les investiga por delitos de desastre culposo y homicidio culposo múltiple, con agravante de violación de las normas de prevención de accidentes.

Por su parte, el presidente del Gobierno italiano, Giuseppe Conte, que a finales de agosto comunicó oficialmente a Autostrade la apertura de un procedimiento para cesar la concesión de gestión de las carreteras italianas, ha señalado que todo se hará de acuerdo a la ley.

"No estamos a favor de la nacionalización, no estamos a favor de la privatización, sino de una gestión eficiente de los recursos públicos".

"Las respuestas han llegado, las examinaremos y luego decidiremos firme y resueltamente", añadió. "Habrá todas las garantías de la ley, no estamos por encima del estado de derecho", asegura.

Autostrade gestiona actualmente 3.000 kilómetros de red de carreteras en Italia y cuenta con una plantilla de 7.100 empleados.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado