Empresas y finanzas

El Gobierno devuelve las facilidades fiscales a los fondos de capital riesgo

  • Un fallo legislativo obligó a adelantar un pago del impuesto de sociedades
El presidente de la patronal del capital privado (Ascri), Miguel Zurita. eE.

Espaldarazo del sector público al capital privado. Tras dos años de intensa lucha y conversaciones con diferentes miembros de la Administración Pública, los fondos de capital privado españoles han conseguido obtener las facilidades fiscales que tenían hasta el pasado 2016, cuando la reforma del impuesto de sociedades les obligó a hacer pagos fraccionados de este tributo, lo que impactaba directamente en su liquidez y en su rentabilidad.

Esto suponía una gran desventaja de las gestoras españolas respecto a sus competidores europeos de cara a la captación de recursos (el denominado fundraising) ya que los inversores extranjeros de un fondo podrían preferir invertir en un vehículo que estuviera domiciliado en otro país distinto a España en el que no tuviera que pagar impuestos, como es el caso de Luxemburgo o de Francia.

En este sentido, los fondos de capital privado no suelen pagar apenas impuestos por la doble imposición. Es decir, como la sociedad en la que participan los fondos ya ha tributado por sus beneficios, éstos no vuelven a hacerlo por las rentas que les otorga porque estarían pagando dos veces por lo mismo.

En palabras de Miguel Zurita, presidente de la patronal del sector (Ascri) y socio de Altamar Capital Partners, "estamos encantados con que se haya resuelto este problema, ya que afectaba al sector y a la forma de operar, y también con que haya sido gracias al apoyo de todos los grupos políticos. Esto demuestra que somos un sector que merece la pena apoyar: creamos empleo, impulsamos el crecimiento de la economía española y generamos altas rentabilidades. Esto es un reconocimiento para nosotros", explica Zurita a elEconomista.

De hecho, la introducción de este cambio fiscal en las enmiendas de los Presupuestos Generales del Estado ha sido fruto del trabajo de mucho tiempo, ya que tanto desde la patronal como desde las gestoras de fondos, se han impulsado numerosas reuniones con la administración pública y los partidos políticos para conseguir revertir esta situación que muchos tildaron de "hachazo" para el sector.

Tal y como relata el presidente de Ascri, "cuando nos enteramos de la imposición de este pago fraccionado, fue bastante dramático. Los fondos no tenemos tesorería como tal, por lo que nos era muy complicado adelantar esta cantidad y muchos nos vimos obligados a pedir un aplazamiento". "Al final, endeudarse con los bancos era lo menos malo porque así no impactaba en la rentabilidad del fondo", argumenta Zurita.

"Las comisiones de gestores pueden ser un elemento disuasorio a la hora de captar talento por el Brexit"

Pese a que esta es la principal demanda que lleva realizando el sector en los últimos dos años, el presidente de la patronal también recuerda otros puntos importantes a resolver, como es el caso de las comisiones en cascada que penalizan a este negocio a la hora de que un fondo de pensiones pueda invertir en un fondo de capital privado, tal y como hacen en otros países.

Zurita apunta también a las "comisiones de los gestores, que puede ser un elemento disuasorio a la hora de captar talento por el Brexit" o a la "remuneración del equipo directivo en las startups que invierten los fondos de venture capital (capital semilla)".

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin