Empresas y finanzas

Gamesa detallará sus negocios con Siemens para aplacar a Iberdrola

  • Modifica el artículo 33 referido a las transaciones de la compañía con consejeros y accionistas
  • En la junta se reafirmó el compromiso sobre el mantenimiento de la sede en España

La Junta General de Accionistas de Siemens Gamesa se celebró ayer en el Parque Tecnológico de Bizkaia, envuelta en la tensión previa generada por el rifirrafe con Iberdrola, propietaria del 8 por ciento de las acciones, sobre dos iniciativas propuestas por la compañía eléctrica vasca: la primera, para abordar la ratificación del mantenimiento de la sede social y operativa del grupo en el País Vasco y la segunda, un reforzamiento del gobierno corporativo de la sociedad en materia de operaciones vinculadas, entre la matriz germana y la filial vasca. El accionista mayoritario de Gamesa, Siemens AG, poseedor del 59% del capital social, votó contra las dos propuestas.

Pero justo antes de iniciarse el acto, se dio a conocer una comunicación a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) sobre la reforma del reglamento del consejo de administración, el artículo 33 referido a las transaciones de la compañía con consejeros y accionistas, cambios que se entendieron como un supuesto gesto hacia Iber-drola.

En concreto, la compañía eléctrica pedía a Gamesa la presentación obligatoria de un informe de un experto independiente para las operaciones significativas con Siemens, su accionista mayoritario con el 59 por ciento del capital.

Gobierno corporativo

Estas modificaciones responden a algunas de las solicitudes planteadas por Iberdrola en materia de gobierno corporativo, de cara a la junta de accionistas. El informe de un experto independiente se deberá poner a disposición del consejo de administración, con carácter previo a la aprobación de una operación. En el caso de operaciones dentro del curso ordinario de los negocios sociales, que tengan carácter habitual y recurrente, y se ejecuten a precio de mercado, podrá bastar con una autorización marco previa de dichas operaciones por el consejo de administración.

Asimismo, la autorización del consejo no será precisa cuando se traten de operaciones que cumplan simultáneamente una serie de condiciones: que se realicen en virtud de contratos cuyas condiciones estén estandarizadas y se apliquen en masa a un elevado número de clientes, que se realicen a precios o tarifas establecidos con carácter general por quien actúe como suministrador del bien o servicio de que se trate y que su cuantía no supere el 1 por ciento de los ingresos anuales de la compañía.

Por su parte, cuando una transacción sea de un valor superior al 10 por ciento de los activos sociales que figuren en el último balance consolidado, su autorización deberá ser necesariamente acordada por la junta general de accionistas.

Completar la integración

La presidenta de Siemens Gamesa, Rosa García, abrió la junta, asegurando que la empresa va a completar este año la integración, estabilizando la compañía y ahondando en el control de costes. Además, Siemens Gamesa lanzará nuevos productos para generar oportunidades de negocio. "En 2019 nos concentraremos, además, en acelerar el crecimiento, y en 2020 seremos capaces de asegurar una rentabilidad sostenible", aseguró.

Tanto Rosa García como el consejero delegado, Markus Tacke, recalcaron su compromiso con el mantenimiento de su sede en Zamudio, lugar de origen de Gamesa, así como la actividad que desarrollan en territorio nacional. "No hay ninguna decisión ni planteamiento alguno que ponga en duda el mantenimiento de la sede social en España", aseveraron.

Respecto del ejercicio 2017, según el consejero delegado de Siemens Gamesa "ha sido un año intenso y con baches en el camino, pero la cuestión es que estamos en el camino correcto". "De cara al futuro -continuó- proyectamos un crecimiento del mercado onshore de un 5 por ciento hasta 2020; mientras que el mercado offshore crecerá un 13 por ciento hasta 2025.

Para servicios, el tamaño del mercado aumentará en un 11 por ciento hasta 2020. Nuestra intención es crecer a mayor ritmo que el mercado", afirmó.

En cuanto a las ventajas competitivas de Siemens Gamesa, destacó Tacke el tamaño y la escala, la diversificación de negocio y geográfica, "somos la única compañía eólica que opera con éxito en las tres áreas del negocio" y el liderazgo tecnológico. "Las oportunidades de sinergias y transformación que nos brinda la fusión son de al menos 400 millones de euros al año hasta 2020", explicó.

Otro de los objetivos de Siemenes Gamesa es el fortalecimiento de su presencia industrial global. "Algunos mercados nuevos, como los del Norte de África, Oriente Medio y Asia Pacífico, muestran unas perspectivas de crecimiento favorables, por ello establecimos una fábrica de palas en Tánger en un tiempo récord", se felicitó.

El consejero delegado del grupo recordó también el proceso de reestructuración de la compañía, "que afectará a un máximo de 6.000 empleados en 24 países, para responder a las cambiantes necesidades y a la dinámica del mercado". Tacke concluyó su intervención afirmando que "somos una compañía instalada en más de 90 países y orgullosos de nuestras raíces vascas".

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin