Empresas y finanzas

Los March salen de colchones Flex: venden su 26% a Aurica Capital y a los fundadores

Artá Capital, el fondo de capital privado de los March, salen de Flex. La firma ha vendido el 26,3% que ostentaba en el fabricante de colchones a Aurica Capital -la gestora para el capital privado del Banco Sabadell creada en 2015- y a la familia fundadora, los Beteré, que amplían su participación en la compañía hasta un 80,84%. La operación, que fue cerrada ayer, está valorada en unos 80 millones de euros.

Artá, el fondo dirigido por Ramón Carné y Nicolás Jiménez-Ugarte, entró en el accionariado de Flex en el año 2011 tras una ampliación de capital. Desde entonces, han impulsado el crecimiento de la firma, tanto a nivel nacional como a nivel internacional, y consiguieron que recuperara sus ingresos precrisis en 2014. En la actualidad, Flex tiene tres fábricas en España, una en Portugal y una fuerte presencia en Latinoamérica, con plantas de producción en Brasil, Chile y Cuba.

Con esta transacción, Artá cierra la tercera desinversión de su primer vehículo de inversión, Deyá Capital, que levantó en el año 2008 con compromisos por valor de 350 millones. Artá Capital está presente en el capital de empresas como Panasa, uno de los principales fabricantes de pan, bollería y pastelería; el fabricante de sistemas de almacenaje Mecalux, o Ros Roca, líder mundial en la fabricación de vehículos de limpieza y recogida de residuos urbanos.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin