Empresas y finanzas

Bankinter será el primer banco que vuelve al dividendo previo a la crisis

La consejera delegada de Bankinter, María Dolores Dancausa, y el presidente, Pedro Guerrero. Elisa Senra.

Bankinter pasa página definitiva de las restricciones de la crisis con la vuelta al reparto del 50% del beneficio entre los accionistas con cargo al resultado récord de 2014. Se trata del primer banco en recuperar el pay out precrisis, plenamente en efectivo, que otros aspiran a restablecer hacia el horizonte de 2016 o de 2017.

El presidente de Bankinter, Pedro Guerrero, detalló que supone gratificar al inversor con un cupón el 152% superior al año previo, durante la junta que aprobó dicho reparto.

La entidad abonará un dividendo bruto de 0,153 euros por acción global a cargo del resultado de 2014, lo que implica un desembolso total de 137,9 millones. El cupón complementario, de 0,0768 euros, será efectivo el próximo 21 de marzo.

Se libera de una restricción dictada por el Banco de España para garantizar que el sector retenía recursos en refuerzo de la solvencia que le penalizaba de forma especial. El supervisor limitó al 25% la ganancia distribuíble en metálico, fórmula utilizada por Bankinter, que, a diferencia del resto de entidades, no recurrió a alternativas como la entrega de títulos para mejorar su atractivo. Pero los límites decaen cuando el Banco Central Europeo (BCE) asume la supervisión y dicta restricciones que no le afectan gracias a que disfruta de solvencia y capacidad de generación de resultados para evitarlas.

Un escenario más favorable

En la junta, la consejera delegada, María Dolores Dancausa, al igual que el presidente, Pedro Guerrero, mostraron sin matices su optimismo sobre los resultados de la entidad para este ejercicio. Así, Guerrero afirmó que los beneficios del Bankinter "se incrementen de nuevo de forma significativa", ya que los de este año, que subieron un 45%, se apoyaron en la actividad con los clientes y no en otros ingresos extraordinarios.

En un escenario económico claramente más favorable se espera un mayor aporte de los ingresos y disminución de la morosidad.

Dancausa añadió que en 2015 se debe recoger los frutos de todas las inversiones efectuadas en las aréas de negocio clave.

Se espera una evolución muy positiva en banca de empresas relacionadas con su actividad internacional, en banca personal, financiación al consumo. Por ello, espera que la evolución de las cuentas de la entidad en 2014, "los mejores de sus 50 años", sean repetibles. Tan sólo puso una sombra de incertidumbre a un año en que ya ve, aunque con cautela, el fin de la crisis. Estas dudas vienen de un ejercicio donde "se van a producir cuatro citas electorales, una detrás de otra".

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud