Empresas y finanzas

Cook, Jassy, Pichai... La guardia pretoriana toma el relevo de los líderes de la tecnología

  • El traspaso de poderes en Apple, Microsoft y Alphabet ha potenciado su facturación
  • Mark Zuckerberg es el único emperador sin sucesor al acecho
Nueva York

Divide et Impera. En el linaje de los colosos tecnológicos de Estados Unidos el traspaso de poderes lleva en marcha desde 2011. Por aquel entonces, un convaleciente Steve Jobs dejó de lado su totalitarismo para poner su emporio en manos de Tim Cook. Tres años más tarde fueron Steve Ballmer y Bill Gates quienes elevaron a Satya Nadella como principal responsable de Microsoft. A finales de 2019 le tocó el turno a Larry Page y Sergey Brin, cofundadores de la hoy conocida como Alphabet, matriz de Google, quienes depositaron su confianza en Sundar Pichai.

La semana pasada, Jeff Bezos, el todopoderoso arquitecto de Amazon, dejó boquiabierto a más de uno al anunciar su retiro de los quehaceres diarios de la de Seattle, Washington, instigando así un proceso de transición a su hombre de confianza, Andy Jassy, que se completará en el tercer trimestre de este año.

De esta forma, solo Mark Zuckerberg, cofundador de Facebook, conserva su autocracia imperial en la Costa Oeste, donde ejerce como consejero delegado y presidente del consejo de la red social.

"Esto se ha convertido en un problema de causa mayor debido a la forma en que Facebook aborda conflictos como la privacidad y seguridad de los datos de sus usuarios", resalta Ali Mogharabi, analista de Morningstar, quien manifiesta que "múltiples accionistas han exigido que se reduzca el control de Zuckerberg".

Al fin y al cabo, en los fueros de la de Menlo Park, California, este joven de 36 años es el accionista mayoritario al poseer el 81,1% de las acciones de clase B de la compañía, es decir, controla el 53,1% de los votos de Facebook, según los datos más recientes presentados ante la Comisión de Mercados y Valores de Estados Unidos (SEC, por sus siglas en inglés). Mogharabi avisa que algunos consideran que esto puede culminar "en un conflicto de intereses significativo" dependiendo de sus estrategias futuras y si estas generan retornos excepcionales para los accionistas, como lo han hecho en el pasado.

Es importante recalcar que, a diferencia de otros césares de la tecnología patria, Zuckerberg mantiene una gestión absolutista dentro de la red social. Eso le permite dirigir sus operaciones a su gusto dado que no tiene que dar explicaciones entre sus inversores más rebeldes. A día de hoy aquellos que no comulguen con su liderazgo solo cuentan con una opción y esa es la de vender su participación en la compañía.

De esta forma, el emperador de Facebook es inmune a episodios como el que instigó una vorágine de cambios en Microsoft en 2013 tras la intercesión de ValueAct. Tampoco tiene previsto correr la misma suerte de Jobs en Apple allá por 1985, cuando renunció como presidente del consejo de la de Cupertino, California, antes de regresar 12 años más tarde.

Desde 2004, Zuckerberg ha construido una compañía que solo en 2020 facturó 85.965 millones de dólares, un 22% más que un año antes, y generó un beneficio neto de 29.146 millones de dólares, un incremento del 58% con respecto a 2019. Aunque su capitalización de mercado no rompe en la actualidad la cota del billón de dólares, se sitúa como la sexta más grande a este lado del Atlántico por detrás de Tesla.

En el levantamiento de este imperio ha supervisado de cerca el acecho de sus rivales, más recientemente arremetiendo contra Apple, así como las compras de Instagram en 2012 por la que se desembolsó 1.000 millones de dólares; la de WhatsApp en 2014 por alrededor de 19.000 millones de dólares; o la de la compañía de realidad virtual Oculus VR a cambio de cerca de 2.000 millones de dólares. Desde su nacimiento en un dormitorio de la Universidad de Harvard, Facebook ha engullido casi un centenar de compañías, entre ellas la española PlayGiga.

Su amplia familia de productos registró más de 3.300 millones de usuarios activos mensuales al cierre del pasado 31 de diciembre. Cifras y métricas que le han valido una demanda antimonopolio por parte de la Comisión Federal de Comercio (FTC, por sus siglas en inglés).

Más rendimiento y estabilidad

Precisamente, la retirada de los emperadores de la tecnología y la confianza depositada en sus pretorianos deja a su paso una ruta llena de claroscuros. A medida que aumenta la estabilidad

también decrece la innovación mientras que la influencia y tamaño de estas entidades ha despertado el acecho de los reguladores en todo el mundo.

Bajo el mandato de Tim Cook, el precio de las acciones de Apple se ha multiplicado por más de diez, pasando de 13,44 dólares en agosto de 2011 a 136,76 dólares a finales de la semana pasada. En un periodo de tiempo similar, sus ingresos han crecido más de un 153%, pasando de 108.200 millones de dólares en 2011 a 274.500 millones en 2020. Su capitalización de mercado se sitúa en los 2,3 billones de dólares.

"Tim entiende el mundo en un grado que muy pocos consejeros delegados que he conocido en los últimos 60 años podrían igualar"

Pero, en cierta forma, la innovación no ha avanzado al mismo ritmo. Durante el segundo mandato de Jobs al frente de Apple, que comenzó en el año 1996, la compañía de la manzana se caracterizó por su continua disrupción con el desembarco del iMac, el iPod, iTunes, el iPhone y el iPad. Desde la toma de posesión de Cook, el Apple Watch y los AirPods se han convertido en sus grandes gamas de productos. Dicho esto, el actual consejero delegado ha aportado una estabilidad que contrasta con la volátil personalidad de Jobs. Además orquesta la transición de Apple como una empresa de servicios.

"Puede que Tim no sea capaz de diseñar un producto como Steve", revelaba el oráculo de Omaha, Warren Buffett, quien conoce bien a Cook y cuyo propio imperio, Berkshire Hathaway, cuenta con una participación en Apple por valor de 111.000 millones de dólares. "Pero Tim entiende el mundo en un grado que muy pocos consejeros delegados que he conocido en los últimos 60 años podrían igualar", señalaba en declaraciones recogidas por Bloomberg.

Algo similar ocurre en Redmond, Washington. Microsoft no ha introducido ningún producto revolucionario bajo el mandato de Nadella pero su gestión ha permitido un cambio trascendental en el negocio de la compañía. De esta forma se ha transformado su tradicional venta de licencias de software, como Office, y sistemas operativos, como Windows, en un fructífero modelo de suscripciones como servicio. En particular, la empresa ha hecho crecer su negocio de computación en la nube Azure hasta el punto de que podría convertirse en el mayor producto de la empresa por ingresos el próximo año.

NEG El precio de las acciones de Alphabet se ha revalorizado sustancialmente desde que Pichai tomase el control de la compañía

El precio de la acción de Microsoft se ha multiplicado por más de siete con Nadella al frente, desde los 36,25 dólares en febrero de 2014 hasta los 242,20 dólares del pasado viernes. Los ingresos de la compañía han crecido casi un 62% en los últimos seis años hasta lograr los 125.800 millones en 2020.

De momento, en Alphabet, Pichai no ha tenido tiempo para innovar demasiado desde que asumió el cargo de consejero delegado. No obstante gran parte de su atención se centra en apagar los múltiples fuegos que rodean a la de Mountain View, California. Entre ellos se incluyen desde el activismo de sus propios plebeyos hasta las múltiples demandas antimonopolio que enfrenta este conglomerado aquí en EEUU.

Al igual que ocurre con Cook y Nadella, el precio de las acciones de Alphabet se ha revalorizado sustancialmente desde que tomase el control de la compañía a finales del ejercicio de 2019, con un rendimiento del 61%, hasta los 2088,83 dólares. En solo un año, la facturación de la empresa ha aumentado casi un 13%, pasando desde los 161.900 millones de dólares en 2019 a los 182.500 millones de dólares en el año 2020.

Amazon emula ahora la infalible fórmula ya aplicada por Apple, Microsoft y Alphabet. Jassy no solo ha sido la sombra de Bezos sino que es un veterano que milita la empresa desde 1997. No solo eso. Además ha supervisado y gestionado su negocio más rentable, Amazon Web Services (AWS), que el año pasado registró ventas por valor de 45.370 millones de dólares y un beneficio operativo de 13.531 millones de dólares.

comentariosforum4WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

forum Comentarios 4

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

A Favor
En Contra

Todos ellos ricos, blancos y hombres.

Pero todos presentándose como grandes defensores de los pobres, los negros y las mujeres.

Ahí está el negocio.

Puntuación 13
#1
ANALISTA DE HECES
A Favor
En Contra

EL SUPUESTO CHEF JOSEANDRÉS ES UN SACO DE MIE RDA

Y FALTAN EN LA FOTO EL HP DE SOROS Y SU MAYORDOMO NEGRO OBAMASHIT

Puntuación 1
#2
bye bye comprados
A Favor
En Contra

No queremos empresas que censuran como las vuestras.

Puntuación 6
#3
mojito, mojito
A Favor
En Contra

los tipos en la foto de arriba más twitter se dedican a hacer el golpe de estado en los países democráticos jijiji



En fin, pero, el pagador es el partido comunista chino jijiji y los pagadores finales sois vosotros, vosotras, vosotres, vosotris, jijiji

Puntuación 3
#4