Empresas y finanzas

La sanidad privada se prepara para reclamar sus pérdidas al Estado

  • Aspe solicitó un dossier jurídico que observa responsabilidad patrimonial
  • El informe apunta a decisiones del Gobierno que ahondaron la crisis
Foto: Archivo

La patronal de la sanidad privada Aspe encargó un informe jurídico para ver si las pérdidas que ha sufrido el sector durante la pandemia son atribuibles o no a las administraciones públicas. La respuesta, según consta en el documento, es un sí, ya que consideran que existe responsabilidad patrimonial por parte del Estado. "La conjunción de la inacción preventiva, las medidas tardías y la precipitación y no matización de ciertas disposiciones... han abocado a los centros sanitarios privados a una situación gravemente perjudicial caracterizada por la pérdida de actividad e ingresos, la incursión en costes irracionales e innecesarios y la discriminación empresarial frente a otras entidades, que deben ser considerados como daños antijurídicos susceptibles de una indemnización integral", concluyen. Con este documento, la patronal avala a las empresas privadas que quieran emprender reclamaciones.

Para probar esa responsabilidad patrimonial, el informe realizado por el bufete de abogados Santiago Mediano desliga las pérdidas del sector de la propia pandemia. "La responsabilidad patrimonial de la Administración que analizamos no nace de la pandemia, ni tampoco de la declaración del estado de alarma, situaciones que, por su consideración como causa de fuerza mayor y su alcance general, excluyen la responsabilidad. Aquí la responsabilidad deriva de una concreta actuación u omisión administrativa, y ello al margen de la culpabilidad (pues se trata de una responsabilidad objetiva)", explican.

Las pérdidas de la sanidad privada las atribuye a una serie de decisiones del Estado que agravaron la situación del sector. El bufete argumenta en su informe la existencia de una "clara inacción preventiva" ante un riesgo de pandemia que no era "imprevisible o desconocido". Asimismo, constata unas "decisiones precipitadas y no matizadas" que agudizaron las pérdidas del sector.

En este último punto se focaliza sobre la orden ministerial del 31 de marzo por la que se establecieron como servicios esenciales los centros sanitarios, y la consideran maximalista. Bajo este paraguas normativo, junto al del estado de alarma, el informe jurídico recuerda que se suspendió toda la actividad sanitaria no urgente al tiempo que se evitaba a los centros poder acogerse a los Ertes para adecuar sus plantillas a la actividad que les dejaban desarrollar. Por último, apunta también el bufete a que estos medios se infrautilizaron. "Se les ha obligado a mantener formalmente a personal y servicios vinculados a áreas de actividad materialmente inexistentes, negándoles -de manera discriminatoria- la aplicación de mecanismos que mitigan el rigor y las consecuencias de la desaparición de la actividad con la consecuencia de sufrir daños empresariales tan evidentes, como graves", apuntan.

El informe recuerda que el Gobierno rectificó esta orden, así como el propio decreto de alarma, el 23 de abril, con otro Real Decreto en el que se abría la puerta a ajustar las plantillas de la actividad no esencial. En cualquier caso, explican que "la virtualidad práctica de la medida queda muy restringida al proyectarse sobre un concepto excesiva e injustificadamente amplio de actividad esencial, incompatible por lo demás con las exigencias de desprogramación generalizada de toda la actividad no urgente e inaplazable de los centros sanitarios privados". Con todo, concluyen que "los daños empresariales sufridos por los centros sanitarios privados como consecuencia de la imposibilidad de aplicar un Erte por causa de fuerza mayor, al haber sido declarada su actividad esencial por razones de interés público, deben considerarse daños antijurídicos plenamente indemnizables".

Acreditación objetiva

El bufete de abogados también señala el recorrido legal que deben llevar a cabo las empresas sanitarias que se consideren afectadas. En primera instancia, el informe recuerda que sus conclusiones no eximen de "acreditar de la forma más precisa y objetiva posible los daños sufridos" y recuerda que la incidencia de las medidas tomadas no fue uniforme en todas las comunidades autónomas.

El primer paso es la reclamación administrativa, que debe dirigirse al Ministerio de Sanidad y la comunidad autónoma concreta. Si fuese denegada, "el centro reclamante puede impugnar dicha desestimación expresa o presunta ante los órganos de la jurisdicción contencioso-administrativa".

comentariosforum10WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

forum Comentarios 10

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Peores que el Covid 19
A Favor
En Contra

Y una soberana mier_da para estos vampiros a los que apoya la derecha (PP, C´s y Vox).

La sanidad privada, las subvenciones a colegios privados, las prebendas a la iglesia católica romana y un sin fin de mamandurrias a todos los vividores de este país, o se acaban ya, o esto revienta. Si no les gusta, que emigren a otro país, que hay muchos que están deseando acogerlos (China, Venezuela, Rusia y...).

Puntuación -14
#1
JUan
A Favor
En Contra

Para: Peores que el Covid 19 - 22-09-2020 / 09:50

La Sanidad Privada dispone en España de 52.000 camas y 2.800 camas UCI con sus respiradores, por lo que su apoyo a la Sanidad Pública es necesaria si fuera el caso recurrir a ella para no dejar morir en casa y residencias a ancianos y gente en general.

Te guste o no, lo que hay que hacer es QUITAR las subvenciones a todos los partidos políticos, ONGs, asociaciones varias, y vividores (la mayoría de izquierdas y antisistemas). Que cada cual se las apañe con las cuotas de sus asociados.

Puntuación 22
#2
Corsario
A Favor
En Contra

Bueno.... Esto dicho desde la opinión de un filósofo?????

Puntuación -9
#3
jajaja...
A Favor
En Contra

Para el que tanto habla de la sanidad privada, en esta crisis del COVID ha hecho un mojón y lo único que buscaba era que como no tenía clientes poder hacer ERTES y ERES para no tener gastos. Ahora lo que están buscando es que se les compense única y exclusivamente por eso, no por colaborar en la crisis sanitaria, cosa que no han hecho. Por lo menos leer el artículo.

Puntuación -4
#4
César Herrera
A Favor
En Contra

No sé cómo no se les cae la cara de vergüenza planteando esto.

Puntuación -1
#5
Usuario validado en Google+
Rafael Sola Casado
A Favor
En Contra

Para opinar de un tema hay que conocerlo primero y los comentarios despectivos que he leído indican un desconocimiento absoluto de la sanidad privada y de su actividad y si se aprecia mucho sectarismo de izquierdas que quiere politizarlo todo

Puntuación 8
#6
La sanidad privada
A Favor
En Contra

En España hay un 30% de personas que tienen sanidad privada.

Si todas esas personas fuesen a la maravillosa sanidad pública, sería la hecatombe.

La sanidad pública tiene mucho que agradecerle a la privada.

Puntuación 7
#7
A la hora de la verdad esta gente solo figura para cobrar, de responsabilidades no quieren saber.
A Favor
En Contra

Hacen bien en reclamar, puesto que este "Gobierno", por llamarle algo, lo conforman, en su mayoría, inútiles e ignorantes que salvo malgastar, endeudar, colocar "asesores" , destruir o emponzoñar todo lo que tocan... no dan para más. Sus omisiones y/o acciones deben tener consecuencias, como las de cualquier hijo de vecino. Lo que sería bueno es que, si es declarado responsable el Estado, lo pagasen a título nominativo los responsables de esas acciones/omisiones, en lugar de pagarlo todos, porque disparar con pólvora ajena todo el mundo sabe, y así no se "aprende la lección" ¿O acaso se creen que están por encima de la ley? No sé para qué formulo esta pregunta, a tenor de los hechos.

Puntuación 4
#8
ciudadano
A Favor
En Contra

o sea yo, un ciudadano q no tiene ni tendrá jamas una mutua privada porque no creo en ellas, porque ya vi lo bien que le fue a mi vecina que en cuanto tuvo cancer le mandanron a la publica. con eso ya lo digo todo. Pues lo que decía que yo un ciudadano que solo contribuye a la seguridad social y pago mis impuestos a rajatabla, mientras las mutuas se han forrado de pasta se han quedado los beneficios y ahora q pierden dinero les tengo q pagar de mis impuestos sus perdidas? pues vamos a montar todos clinicas privadas oye que si perdemos dinero se lo pedimos al estado q lo pague todo el mundo. No te jode!!! pedidle a los accionistas q suelten mas pasta de esa que cobraron años pasados en buenos dividendos!!!! y si no al hoyo como muchas otras empresas!

Puntuación -4
#9
Incrédulo
A Favor
En Contra

Aunque los zurdos y enamorados del Estado por ser irresponsables, y necesitar a alguien que les guíe en su estúpida vida. La realidad es que este Gobierno rojo procuró no solo no dejar colaborar a la sanidad privada en la pandemia. Sino que además, por culpa de la cuarentena tampoco iban pacientes a las clínicas privadas. Todo ello por mandato estatal.

Si el turismo fue terriblemente perjudicado por el Gobierno y su nefasta gestión. La sanidad privada se vio inmersa en el mismo problema. El Gobierno con ella fue como el perro del hortelano, ni come ni deja comer.

Pero claro, en un país con tanta envidia y zurdos, la sanidad privada está demonizada. Y eso que gracias a ella el 30 % de los españoles acuden a la privada pagando doblemente sus cuotas de seguro mensual, y además impuestos como cualquier ciudadano.

Gracias a la sanidad privada, los vagos y gandules de este país pueden acudir a la sanidad pública y ser atendidos, ya que el 30 % de la población acude a la privada. Si no existiese privada, las listas de espera serían el doble que en la actualidad, y el servicio médico aún peor.

Puntuación 4
#10