Empresas y finanzas

Las científicas señalan las barreras de las jóvenes para estudiar ciencias

  • La Comunidad de Madrid anuncia un plan para divulgar la ciencia y romper las fallas

Solo el 30% de las mujeres elige una de las carreras denominadas STEM (siglas en inglés de Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas). El dato preocupa tanto a administraciones como a científicas -que hoy por hoy deslumbran con carreras brillantes- y por ello la Fundación laCaixa organizó un debate bajo el nombre Ciencia con nombre de mujer enmarcado en el día internacional de la mujer y la niña en la ciencia.

Dentro de las carreras universitarias de ciencias, no todas mantienen el escaso porcentaje. Aquellas que atañen a ciencias de la vida tienen mejor acogida entre las mujeres. Sin embargo, "en cuanto aparece la palabra ingeniería delante, las mujeres dan un paso atrás", reconoció la directora del Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas (CNIO), María Blasco. De hecho, la reputada investigadora destacó que diversos estudios señalan que las primera barreras hacia estas carreras universitarias comienzan a generarse a los siete años de edad.

En Medicina, sin embargo, los porcentajes se invierten. La doctora en Neurología del Hospital Universitario de La Paz, Blanca Fuentes, señaló que el 70% son mujeres y su trayectoria profesional acaba en puestos de dirección, territorio vedado históricamente a las mujeres. Este hecho contrasta con los grupos de investigación con los que se ha encontrado en su carrera Isabel Dorado, doctora en Ecología de la Universidad Politécnica de Madrid. "Yo leí la tesis hace 15 años y lo que he vivido es que hay muchas mujeres en investigación pero pocas en puestos de responsabilidad", afirmó.

Sobre estos problemas reflexionó durante la inauguración del coloquio la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso. De hecho, la dirigente anunció el Plan STEM Madrid, mediante el cual se pretende solucionar la falla existente actualmente desde la raíz, a través de la divulgación de la ciencia y bajo la colaboración público-privada. "Tener a las mujeres que tenemos en este debate es importantísimo, porque lo que necesitamos son referentes. Necesitamos a científicos porque la revolución tecnológica está transformando la sociedad a velocidad de vértigo y nosotros apostamos por el futuro y, por tanto, por la educación", explicó.

Pero mientras llega el futuro, una de las políticas que se han llevado a cabo durante los últimos años ha sido el sistema de cuotas, y por el que fueron cuestionadas las científicas que participaron en la jornada, que coincidieron en señalarlo como un parche, un mal necesario y, sobre todo, que debe ser transitorio. "Deben existir políticas a largo plazo que acaben con las brechas existentes, pero cuando no hay igualdad, de momento, sirven", aseveró María Salazar, investigadora y doctora en Bioquímica y Biología Molecular en el CNIO.

Una opinión similar expresó Helena Domínguez, quien señaló que las cuotas también son un arma de doble filo. "Lo que me preocupa es que se piense que se ha elegido a una mujer por el hecho de serlo y no por sus aptitudes profesionales", dijo.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum9
forum Comentarios 9
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

Lógico
A Favor
En Contra

Igual es porque no les da el cerebro para más........

Puntuación -2
#1
Ziggy
A Favor
En Contra

A los chicos les gustan más los trabajos relacionados con cosas por eso hacen más ingenierias.

A las chicas les gustan más lo relacionado con las personas, por eso estudian más medicina.

¿Cuál es el problema?

¿Prejuicios ideológicos, tal vez?

Nooo.... ¡Que va!

Puntuación 16
#2
franca
A Favor
En Contra

Pero ¿qué clase de aneuronales tenemos gobernando y como investigadores? Las chicas eligen lo que las da LA GANA estudiar y los chicos también. Las chicas no tienen CEREBRO para las ciencias porque tienen vocación de ayuda a las personas, y los chicos son más pragmáticos... A ver si destináis miles de millones también a que los chocos estudien magisterio, biblioteconomía, enfermeria (carreras en las que están subrepresentados)

Puntuación 17
#3
Carmen
A Favor
En Contra

Da igual que estudien más ingenierías si les termina pasando como con las que son mayoría, que a la hora de la verdad la familia les perjudica para llegar a puestos de responsabilidad.

Puntuación -16
#4
esther
A Favor
En Contra

No entiendo por qué esto es noticia. Con lo que cuesta sacarse una carrera técnica y la coyuntura económica del país, orientado a vivir del turismo, de rentas (el que puede) y poco más, no vas a estar quemando neuronas para a) irte fuera para poder trabajar o b) mal vivir con 1000e. al mes. Señores de las administraciones y demás que "discurren" sobre estas cosas: cuando la gente pueda vivir de eso, ya verán como sube la tasa personas (da igual hombres que mujeres) que estudian carreras técnicas. A los empresarios que piensan que trayendo mano de obra de otros países van a cubrir su demanda: Si en Alemania, por citar algún país más rico, cobra un informático unos 2000-3000e./mes, ¿en serio creen que un programador polaco va a venir a trabajar a España por 1000e.? Dejen la demagogia y a trabajar para cambiar el modelo económico. Gracias.

Puntuación 8
#5
fernando
A Favor
En Contra

La izquierda siempre igual. Intentando crear problemas donde no los hay para erigirse como salvadora de las mujeres, los pensionistas, los inmigrantes, los homosexuales...

Quieren de esta manera comprar el voto de éstos colectivos, indicando que los partidos de derechas van contra ellos, lo cual no es cierto.

A día de hoy, no hay ninguna limitación para que las mujeres estudien lo que quieran. Se da la circunstancia que en muchos casos eligen profesiones que están peor pagadas, pero eso no significa que exista una discriminación hacia ellas y que no se les permita cursar ingenierías o cualquier otra carrera.

Dejemos ya de buscar éstos enfrentamientos, y acabemos de una vez con ésta izquierda socialcomunista que lo único que a hace, es llevarnos a la más absoluta ruina.

Puntuación 10
#6
1+1=2
A Favor
En Contra

El Des-Gobierno que sólo intenta ENFRENTAR y POLARIZAR la sociedad: rojos contra azules, mujeres contra hombres, ...

CREANDO PROBLEMAS DONDE NO LOS HAY.

-Hoy día cada uno/a estudia lo que le gusta, lo que puede o lo que cree que le proporcionará un buen trabajo.

Pero NO DAN SOLUCIÓN a LOS VERDADEROS PROBLEMAS:

-PARO

-POBREZA

-INSEGURIDAD

-INMIGRACIÓN ILEGAL DESCONTROLADA

....

P.D.: Si una PERSONA (hombre o mujer) es buena en su campo ENCONTRARÁ trabajo.

Puntuación 9
#7
elqueresistegana
A Favor
En Contra

Tal y como me imaginaba antes de leer el artículo no hay ni rastro de esas supuestas "barreras". Mucho blablablá y mucho marear la perdiz para no reconocer lo obvio: cada uno elige estudiar lo que le da la gana (estamos en España, no en Afganistán). Si a nadie le preocupa la poca presencia de mujeres en el sector de la pocería, estas reuniones de exitosas gallinas caponatas totalitarias sobran. A ver si aprendemos a amar la libertad, con todas sus consecuencias.

P.d. una anécdota; como me dijo una vez una mujer: "que yo no quiero pasarme la vida delante de un ordenador calculando la resistencia de un hormigón". En fin, qué hartazgo.

Puntuación 10
#8
Usuario validado en elEconomista.es
jgalesco
A Favor
En Contra

En Norruega ya hace años que descubrieron el pastel. A las mujeres no les gustan las mismas carreras que les gustan a los hombres. ¡Y ésta gente todavía en la inopia!

Puntuación 11
#9