Empresas y finanzas

Warren Buffett desvela el mejor consejo que ha recibido en su vida

  • "Siempre podrás decirle mañana a alguien que se vaya al infierno"
  • El magnate aprendió la lección hace 40 años de uno de sus héroes
  • El magnate aconseja la contención emocional para no dejarse llevar por los arrebatos
Warren Buffet

Warren Buffett, presidente y consejero delegado de Berkshire Hathaway y posiblemente el inversor más exitoso de todos los tiempos, ha desvelado en su libro 'Cómo llegar: un libro de mentores" uno de los consejos más valiosos de cuantos ha recibido en toda su vida. La lección la recibió hace 40 años por parte de uno de Tom Murphy, un alto ejecutivo de los medios de comunicación y ex director general de Capital Cities/ABC. Este directivo, considerado por Buffett como uno de sus héroes, le animó a que mantuviera siempre la calma y no se dejara llevar por los impulsos. "Siempre podrás decirle mañana a alguien que se vaya al infierno". Desde entonces, la frase forma parte del ideario del tercer hombre más rico del mundo.

El hecho de morderse la lengua, contar hasta diez y aplazar la reprimenda para el día siguiente le ha proporcionado a Buffett multitud de ventajas, especialmente dada su relevancia en un entorno donde cualquier reacción impulsiva puede viralizarse a la velocidad de Internet, sin apenas opción para retractarse. "Es una forma tan fácil de decirlo", continuó Buffett. "No has perdido la oportunidad. Sólo olvídalo por un día. Si te sientes igual mañana, díselo entonces - ¡pero no lo digas en un momento de ira!", apunta Buffett, tal y como recuerda la versión online de CNBC. No obstante, puede resultar fácil decirlo y muy complicado practicarlo. Por ese motivo, el Oráculo de Omaha recomienda practicar a diario la disciplina emocional, para que los nervios no jueguen una mala pasada en el momento más crítico.

Los libros de Warren Buffett están considerados una referencia en la literatura del management e inversión, como lo demuestra el trabajo editorial "Aprenda a invertir como Warren Buffett", donde se desarrollan siete reglas de oro para imitar al icono: Pensar como dueño; invertir a largo plazo; ignorar al mercado; definir el valor intrínseco, ambicionar empresas superiores, comprar a buenos precio y cuidar lo simple. Con semejantes recetas, el inversor atesora más de 82.500 millones de dólares, según la revista Forbes, de los que el magnate ha prometido donar el 99% de su fortuna. Por lo pronto, en 2018, entregó a causas benéficas más de 3.400 millones de dólares.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum10
forum Comentarios 10
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

Usuario validado en elEconomista.es
Diabolo
A Favor
En Contra

Lleva unos años que ninguna empresa cumple sus normas... asi que inversión cero !!!

Puntuación -1
#1
OnlyOneLook
A Favor
En Contra

Tan imperterrito, que me parece que, o siempre esta igual o en todos los sitios usan la misma foto.

Puntuación 10
#2
Usuario validado en elEconomista.es
alfill
A Favor
En Contra

yo no digo ahora, pero debería dejar en su testamento como realmente logró sus primeros éxitos en los Mercados.

Solo le pido que nos diga el 30% de la información privilegiada con que contó. No es envidia sino justicia a la estadística, es imposible acertar tantas veces seguidas cuando no se sabe mucho sobre algo es decir los Mercados.

Puntuación -4
#3
Angelina
A Favor
En Contra

La demostración más pura de que para hacerse millonario sólo es necesario talento, inteligencia, esfuerzo, ahorro, inversión y largo plazo, y no robándoles a los demás ciudadanos su dinero mediante impuestos para que lo redestribuyan los políticos, cosa que nunca hacen, porque mayor mente se lo quedan ellos.

Puntuación 35
#4
al 4
A Favor
En Contra

Todavia hay ingenuos que creen que todos podemos ser millonarios a nada que nos esforcemos. Es la idea estupida de la igualdad de oportunidade para todos en el capitalismo.

Puntuación -7
#5
Fernando
A Favor
En Contra

al #5

El #4 ha hablado de "talento, inteligencia, esfuerzo, ahorro, inversión y largo plazo", no sé si te has dado cuenta. Y poca gente tiene todo eso, es más fácil ser un dejado que rechaza las responsabilidades y luego quejarse del malvado capitalismo. Yo no creo que exista una igualdad de oportunidades real, pero sí que está en nuestra mano cambiar el 80% de nuestra vida y progresar (y mucho) si uno está dispuesto al esfuerzo, al sacrificio, y a vivir por debajo de sus posibilidades, cosa que nunca observo en los que practican un discurso progre: la culpa siempre la tienen los demás, el capitalismo, o la sociedad, que es muy mala. Ya....

Puntuación 22
#6
yomismo
A Favor
En Contra

Completamente de acuerdo con el 4 y el 6. La hija de un operario de Zara, tiene las mismas posibilidades de llegar a ser rica que la hija de Amancio Ortega.

Dios mio, perdonales no saben lo que dicen. Creen que por tener un pisito y un cuatro latas ya han prosperado

Puntuación 0
#7
Felite
A Favor
En Contra

No me vale el ejemplo de este tío, por cada uno que triunfa, me gustaría saber cuántos han fracasado......

Puntuación 4
#8
Fernando
A Favor
En Contra

Al #7:

Parece que no has leído que he escrito que "no creo que exista una igualdad de oportunidades real". Y dices que el 4 y yo decimos que la operaria de Zara tiene las mismas posibilidades que la hija de Amancio Ortega. Partiendo ya de semejante manipulación poco se puede esperar de tu comentario. Te recuerdo que hijas de Amancio Ortega sólo hay una (no sé si Marta tiene otra hermana), y que Amancio Ortega era hijo de un modestísimo ferroviario y que empezó como dependiente de ropa (igual que la operaria de Zara de la que hablas). Lo que hay es mucha envidia y pocas ganas de trabajar.

Puntuación 6
#9
Fernando
A Favor
En Contra

Al #8:

Claro que muchos han fracasado. Se fracasa en la empresa, en los estudios, en el amor.... Si la alternativa para evitar el fracaso es no intentarlo apañados vamos. Es precisamente la asunción de riesgo sin tener garantizado el éxito lo que justifica que haya gente que se hace rica. Y el éxito de esa gente acaba beneficiando indirectamente a los que han fracasado o incluso a los que ni lo han intentado (y que se quejan amargamente de tener que trabajar para ellos). Si nadie se arriesgase viviríamos todos de papá Estado y tendríamos una de esas maravillosas sociedades comunistas que tanto éxito han tenido. Joer tíos, si no lo queréis intentar no lo intentéis, pero no queráis impedir que otros lo intenten.

Puntuación 6
#10