Empresas y finanzas

Tubacex cerró los nueve primeros meses del año con un beneficio de 7,2 millones, un 41,7% menos

  • Espera cerrar a corto plazo grandes proyectos...
  • ...y alcanzar una cartera de pedidos "histórica"

Tubacex cerró los nueve primeros meses del año con un beneficio de 7,2 millones, lo que supone una caída del 41,7% respecto al mismo periodo del año anterior. Sus ventas han ascendido a 476,3 millones, un 8,4% menos y el grupo prevé poder cerrar a corto plazo proyectos que supondrán una cartera de pedidos "histórica", según ha informado la empresa.

La compañía ha subrayado que la entrada de pedidos de Tubacex sigue "creciendo mes a mes" y se sitúa ya en un 40% de la media de los últimos años.

En este sentido, la empresa ha precisado que está negociando grandes proyectos que espera cerrar a corto plazo y que supondrán "una cartera de pedidos histórica".

Según ha apuntado, esa entrada de pedidos ha supuesto la consolidación del crecimiento del grupo y ha apuntado que las perspectivas, a corto plazo, son positivas y están marcadas principalmente por la "buena posición" de Tubacex en el segmento de tubos para umbilicales, con una "cartera récord y prácticamente toda la capacidad de 2020 ya vendida", además de por el posicionamiento de la empresa en regiones claves en las que se encuentra en fases finales de adjudicación de grandes proyectos.

El consejero delegado de Tubacex, Jesús Esmorís, ha afirmado que "las turbulencias a nivel macro han provocado un "ligero retraso" en las etapas finales de los grandes proyectos de extracción pero ha insistido en que se encuentran en las últimas fases de adjudicación y firma de varios proyectos plurianuales con diferentes clientes en diferentes áreas geográficas y cuya firma esperan materializar en los próximos meses.

Según ha apuntado, en este contexto de "recuperación gradual" del mercado, Tubacex ha obtenido entre enero y septiembre unas ventas que han ascendido a 476,3 millones, un 8,4% por debajo de las ventas del mismo periodo de 2018, pero que suponen un aumento del 25% desde el inicio de la crisis.

El grupo ha explicado que la caída interanual está influenciada fundamentalmente por la fabricación de un pedido singular que se dejó de fabricar en el mes de octubre de 2018, por lo que ha apuntado que, excluyendo este pedido, la facturación del Grupo ha aumentado casi un 40%.

Asimismo, ha manifestado que la recuperación general del mercado está permitiendo que la generación de resultados "sea más balanceada dentro del Grupo". Según ha apuntado, este hecho posibilita, a su vez, mantener los ratios de apalancamiento operativo de todas las unidades de negocio y, por tanto, los márgenes consolidados en niveles cercanos al doble dígito.

El ebitda en los nueve primeros meses del año ha ascendido a 46,2 millones de euros, con un margen del 9,7%. El beneficio antes de impuestos ha sido de 9,7 millones de euros (-43%) y el resultado después de impuestos se ha elevado a 7,2 millones, un 41,7% menos que en el mismo periodo del pasado año (12,4 millones).

El capital circulante se ha situado en septiembre en 219,1 millones, 3,1 millones por debajo del cierre de 2018 y con un porcentaje sobre ventas del 34,6%, cumpliendo el objetivo estratégico de mantenerlo por debajo del 35%.

La deuda financiera neta asciende 274,1 millones, situándose en 4,5x ebitda. El grupo ha explicado que, por su modelo de negocio, que fabrica sólo bajo pedido, la deuda financiera está "estrechamente ligada" al capital circulante, que se encuentra en su mayor parte ya vendido y con un valor neto de realización positivo.

De hecho, el capital circulante representa el 80% de la deuda, por lo que la deuda financiera estructural de la compañía sin incluir el circulante se sitúa en 55,0 millones. El aumento de la deuda del Grupo durante 2019 se debe básicamente a las inversiones no ordinarias realizadas. Además de las adquisiciones de la participación minoritaria que no poseía en IBF y del Grupo NTS, que han supuesto un desembolso cercano a los 30 millones, el Grupo está construyendo una nueva fábrica en Durant (Oklahoma, EEUU), cuya puesta en marcha está prevista antes de final de año.

Estas tres operaciones unidas a las inversiones normales del Grupo han hecho que de manera extraordinaria el Capex total entre enero y septiembre supere los 50 millones. El grupo ha subrayado su "sólida" estructura financiera con una posición de caja alta y por encima de los 150 millones. Tubacex espera que el ratio de endeudamiento se sitúe por debajo de 4x a cierre del año, para situarse en 2020 en su objetivo estratégico de 3x.

Mercados

En un análisis por mercados, Tubacex ha indicado que el sector de exploración y producción de petróleo y gas está experimentando una "gran mejora" en cuanto a la activación de importantes proyectos, principalmente en Oriente Medio.

Según ha subrayado, una vez finalizadas las fases de diseño de grandes proyectos, está a punto de iniciarse el lanzamiento de diversas licitaciones públicas para su adjudicación en el corto plazo.

Tubacex ha explicado que, dentro del segmento SURF (Subsea, Umbilicals, Risers y Flowlines), las ventas de tubo para umbilicales siguen con la "buena tendencia" mostrada durante todo el año y la cartera actual de Tubacex en este producto se encuentra actualmente "en niveles récord". La empresa ha recordado que en mayo Tubacex consiguió el segundo contrato más grande de su historia en umbilicales.

Con respecto al mercado de generación eléctrica, Tubacex ha destacado que se ha posicionado como suministrador líder de soluciones tubulares de alto valor buscando cada vez más la eficiencia energética de última generación y la reducción del volumen de emisiones de CO2.

En la actividad de generación térmica convencional, ha subrayado que mantiene una "presencia importante" a nivel internacional. Durante el último trimestre del año el Grupo terminará de entregar varias unidades de última generación de 660MW y 1000MW en Europa y China. Además, los próximos meses se presentan con una gran demanda de licitaciones de equipos de alta potencia en el mercado asiático.

Por otra parte, ha señalado que el sector de Mid y Downstream también ha mostrado un "gran dinamismo" durante estos nueve primeros meses del año. Según ha apuntado, tras un primer semestre "brillante" en términos de entrada de pedidos, en el tercer trimestre la incertidumbre macroeconómica ha provocado una "desaceleración generalizada" en la ejecución de proyectos por parte de los contratistas generales.

Sin embargo, ha manifestado que esta ralentización ha sido compensada por la adjudicación de proyectos estratégicos en China, fundamentalmente en el segmento de hornos. Las perspectivas para el final de 2019, según ha añadido, siguen siendo positivas con un número sustancial de oportunidades de alto valor añadido tanto en los segmentos de Midstream como en general en todo el Processing (refinerías e industria petroquímica) en todas las regiones.

Desde el punto de vista geográfico, Asia continúa siendo el principal mercado para Tubacex, con un 45% de las ventas debido a su alta exposición a los segmentos de extracción y producción de gas y de generación eléctrica. Las previsiones de crecimiento de esta región se mantienen elevadas para los próximos años, por lo que Tubacex sigue reforzando su presencia industrial y comercial en esta área.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin