Editoriales

El coste que cotizar exige a El Corte Inglés

Ceslar demanda sacar a bolsa El Corte Inglés. La sociedad, expulsada del consejo pero con un 9% del capital, se une así al presidente Dimas Gimeno y al inversor catarí Al Thani en el deseo de debutar en el parqué. Los partidarios de cotizar suman un 30% del capital, pero tan alto apoyo no compensa el coste que la operación aún implica.

Es previsible que la empresa, por motivos fiscales especialmente, tuviera que desgajar sus valiosos activos inmobiliarios de su negocio comercial. Y este último, por sí solo, presenta una valoración muy inferior a la propia del ladrillo, y su aumento se prevé difícil hasta que El Corte Inglés complete su adaptación al comercio online. En estas circunstancias su cotización en bolsa se vería penalizada

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud