Economía

La economía española afronta los riesgos mundiales, políticos y la falta de reformas

  • Los pactos con Podemos o los separatistas condicionarán la actuaciones

Pese a que la economía española mantiene su dinamismo, con un avance del PIB del 0,7% en el primer trimestre, son numerosos los riesgos que se ciernen sobre la coyuntura de cara a los próximos trimestres. A los procedentes de la coyuntura global, se suma la previsible formación de Gobierno con unos pactos que condicionarán la hoja de ruta del presidente en funciones, Pedro Sánchez, máxime cuando el plan de acción enviado a Bruselas carece de nuevas reformas y además contempla subidas fiscales que no sólo pueden lastrar la actividad sino también inhibir la inversión o el emprendimiento a la espera de su definitiva configuración normativa. Por otro lado, dicho documento incluye aumentos de gasto que complicarán el reequilibrio de las cuentas públicas y el ajuste del déficit al 2% previsto por el Ejecutivo y el aplacamiento de una deuda pública enquistada en máximos cercanos al cien por cien del PIB.

España transita por una fase de desaceleración de su economía situándose en una mejor posición de crecimiento respecto a sus socios europeos. Sin embargo, son numerosos los nubarrones que se ciernen, los cuales se pueden dividir entre factores externos (desaceleración europea, guerra comercial de EEUU y China, Brexit y endeudamiento global, entre otros) y factores internos (los posibles pactos del PSOE con Podemos, el separatismo y otros grupos que condicionarán la política económica).

Los últimos datos de PIB muestran que la fase de desaceleración del ciclo económico no se está agotando de forma tan rápida como parecían sugerir los datos del tercer y cuarto trimestre de 2018 en las economías europeas. Pero evidentemente no hay que perder de vista la fase cíclica y, por tanto, que en los próximos trimestres los datos de crecimiento continuarán la tendencia a la baja iniciada en el cuarto trimestre de 2017. España está ganando tiempo para que pueda aprovechar los 18 o 24 meses de crecimiento que le puedan quedar para seguir avanzando en la convergencia real hacia la media de la eurozona, sobre todo en productividad.

El avance del PIB en el primer trimestre de 2019 se está apoyando en una intensa reducción de las importaciones, lo cual ha permitido retornar a positiva la contribución del sector exterior al PIB (las exportaciones caen un 0,5% interanual) y el tirón de la inversión sobre todo de bienes de equipo. Esto mitiga la pérdida de dinamismo del consumo tanto público como privado y la propia debilidad del sector exterior, sabiendo que la economía española está rindiendo por encima del actual potencial de crecimiento de largo plazo (el output gap es positivo entre el 0,2 y el 0,8% entre 2018 y 2020).

Precisamente, el sector exterior es la puerta de entrada de los principales riesgos que atenazan a los socios comerciales (dos tercios de las exportaciones españolas van a los países más cercanos como Francia, Italia o Reino Unido) europeos y sobre ellos el efecto de tensiones en los mercados internacionales.

El marco regulatorio medioambiental castigará la actividad industrial del automóvil

Así, en primer lugar, las tasas de crecimiento han experimentado un primer descenso acusado y ya claramente se dibuja la próxima recesión en un horizonte no demasiado lejano. En estos mismos términos se ha pronunciado el BCE, que advierte de un frenazo brusco en el crecimiento de la zona euro, rebajando su previsión hasta el 1,1% en 2019. Países como Alemania están sufriendo una bajada pronunciada de los pedidos industriales, creación de empresas y exportaciones. En el caso de Francia, preocupa el incremento de costes energéticos y laborales, además de la inconclusa negociación del nuevo Marco Financiero Plurianual 2021-2027 del que dependen los recursos para un sector tan importante en la economía francesa como la agricultura. Por último, Italia permanece como una fuente peligrosa de incertidumbres generadas por el actual Gobierno de corte populista y el riesgo de mayores oleadas migratorias en los próximos años.

Por otro lado, la incertidumbre en el marco regulatorio medioambiental está perjudicando a un sector tan importante como el industrial, especialmente el automóvil y sus industrias auxiliares. La falta de un marco estable y fiable para calcular el impacto sobre la fabricación de las medidas anticontaminación y la aplicación constante de restricciones a la movilidad privada, ha llevado a una caída en la producción de vehículos cercana al 6% en 2018. Por todo el efecto arrastre que tiene sobre la industria auxiliar, es uno de los sectores que entrará en recesión antes que el conjunto de las economías europeas. La publicación de los Planes Nacionales de Energía y Clima de los diferentes países y el informe de la saliente Comisión Juncker con los retos para la próxima Comisión, arroja más interrogantes que respuestas ante las actitudes que tomarán los países ante una posible prohibición del coche diesel, el cierre de las centrales de carbón y nucleares, la electrificación del territorio o el incremento de costes de las industrias más contaminantes.

Impacto de la geopolítica

Pero hay dos riesgos geopolíticos esenciales: la mal llamada "guerra comercial" entre EEUU y China y el Brexit. La primera es una amenaza no creíble, dado que los aranceles y las declaraciones de los dos países son una estrategia negociadora y no un fin, puesto que el fin será el de un pacto que sentará las bases de un nuevo equilibrio geopolítico de naturaleza bilateral sin abandonar la globalización. Por ello, las tensiones actuales pueden tener finalmente un impacto positivo sobre la economía europea, retomando negociaciones comerciales abandonadas hace años como el TTIP. Importa (y mucho) para España un pacto temprano entre las dos grandes potencias del mundo para frenar, por una parte, el estancamiento del número de turistas extranjeros vivida en 2018 y, por otra parte, mantener fuerte el ahorro neto de España frente al exterior que el FMI pronostica que se sitúe en el 0,8% del PIB para 2020. La suma de estos dos elementos supone un "colchón" para hacer de la próxima crisis un período más corto y menos intenso que ocurrió en 2008.

La segunda, la más importante con mucha diferencia, es la salida de Reino Unido de la Unión Europea. España tiene a este país como uno de sus destinos más importantes de inversión directa exterior y también a un socio comercial fundamental. Por ejemplo, un "Brexit sin acuerdo" llevaría al sector agrícola español a la recesión con una caída de las exportaciones del 5,4% según un informe publicado por el Instituto Agrícola Catalán de San Isidro. Por tanto, serán determinantes los próximos meses para ver el impacto que en 2019 puede tener el Brexit sobre el crecimiento español, el cual podría llegar a costar dos décimas de PIB según adelantaba el año pasado elEconomista.

No todo son tensiones externas. Tras las elecciones generales del 28 de abril, los "nubarrones" nacionales vienen de la mano de la política económica. Así puede verse en la Actualización del Programa de Estabilidad enviado a Bruselas, en la cual el Gobierno pretende poner en marcha una fuerte subida de los impuestos, pretendiendo usar recursos de naturaleza cíclica para financiar gastos estructurales. Esto perjudica la producción de España, y más con un déficit estructural del 2,7%del PIB y uno primario del 0,5% del PIB. Es ciertamente difícil esperar racionalidad en la política fiscal, dado que el PSOE tiene que pactar inevitablemente con partidos que abogan por disparar el gasto público y subir los impuestos a los que denominan "ricos" como es el caso de Podemos. Así, el coste de las medidas presentadas (5.730 millones de euros en un solo año, de los cuales un 95% acabarán siendo de carácter estructural) no podrá ser cubierto por la recaudación adicional esperada, cifrada en 7.200 millones de euros.

Estimar los ingresos que puede generar nuevos tributos, como el Impuesto Digital o el de Transacciones Financieras, es un ejercicio que reviste una probabilidad muy elevada de desviación. Si se añade que la previsión se basa en una elasticidad de los ingresos fiscales sobre el PIB totalmente irreal, y que la legalidad de algunos de los nuevos impuestos entraña serias dudas si no se articulan bajo una legislación comunitaria, el riesgo de que se dispare el déficit es enorme. Por tanto, el beneficio político para los actuales gobernantes, de que puedan seguir gracias a los pactos con Podemos y nacionalistas, generará un coste elevado sobre las arcas públicas. Como ha pasado en otras ocasiones, España tiene al "enemigo en casa" y la coyuntura política no facilita su neutralización.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum20

Perogrullo
A Favor
En Contra

Delincuencia economica campando en este pais como ""perico por su casa"" impunidad ,, corrupcion ,, despilfarro ,, pobreza energetica. precariedad laboral ,, evasion y amnistias fiscales . estafas bancarias ,manipulacion mediatica , etc

Puntuación 21
#1
juan
A Favor
En Contra

el mayor peligro es el cemento

Puntuación 4
#2
PETETE
A Favor
En Contra

EL MAYOR PELIGRO ES UNA ENFERMEDAD LLAMADA GRUISMO, QUE SE DETECTA POR LA DISPARATADA PROLIFERACION DE GRUAS......QUE LUEGO CAEN Y ARRASTRARAN BANCOS.....

Puntuación 11
#3
A Favor
En Contra

La culpa de lo que nos pase no está fuera, aunque claro está que no podremos seguir viviendo del dinero prestado por el BCE

Puntuación 24
#4
KLO
A Favor
En Contra

No nos dejemos engañar por últimos datos del PIB. Como ya ocurrió en la etapa Zapatero, el PIB manteniene su aparante evolución por la propia inercia generada con anterioridad y porque se está aumentando el gasto público. No debemos olvidar, cuando en plena crisis economica se negó rotudamente que no nos podría afectar y acabó con un desastre economico.

En España tenemos el problema que confiamos demasiado en el Gobierno que nos promete el oro y el moro, cuando deberiamos ser muy críticos con esas promesas. Luego, pasa lo que pasa y a lamentar. Si a eso añadimos que la mayoría de la prensa y medios de comunicación se suman al carro de la demagocia. PUES, ESTAMOS APAÑOS...

Puntuación 28
#5
A Favor
En Contra

Aunque parezca increíble y los tipos sigan al 0% muchas décadas, la bolsa bajará y mucho, seguirá bajista mientras nos alcance la vista

Puntuación 4
#6
ODYSSÉOS 0.84
A Favor
En Contra

Expaña está muerta. A ver si os enteráis de una vez.

Mirad arriba como está el euro-dolar. En mínimos y Alemania a punto de entrar en recesión.

Los bancos alemanes están llenos de hipotecas subprime.

Las cajas alemanas las salvó el traidor Mariano a cambio de hundir a Expaña. Otra traición más cargo del mayor felón desde los tiempos de Don Julián.

Puntuación 9
#7
ODYSSÉOS 0.84
A Favor
En Contra

La macroeconomía mundial está hundida para siempre.

Los gobiernos se endeudan a costa de destruir la inversión, ¿así que cómo se van a pagar los intereses y principales?

Os dejo un minuto para que lo penséis. Una pista. Es un impuesto cobarde e indiscriminado. Un impuesto muy querido por los rojos, a los que no les importa la gente una mierda.

Puntuación 19
#8
ODYSSÉOS 0.84
A Favor
En Contra

No me voy a hacer de rogar. Ese impuesto indiscriminado y brutal se llama inflación. Y ataca especialmente a los que ahora chillan más pidiendo privilegios, los pensionistas, funcionarios y subvencionados paniaguados.

Porque la economía no engaña, si no hay productividad e inversión más pronto no habrá bienes y servicios que respalden todo el dinero y deuda pública(que se comporta como el dinero) emitidos. Vais a comer piedras paletos. Pero seguid apostando todo al rojo.

Puntuación 17
#9
ODYSSÉOS 0.84
A Favor
En Contra

Ya comienzan a darse los primeros signos de la presión inflacionista. Por ejemplo en China, o incluso en USA. El efecto de reducir los sueldos a los trabajores para que los funcionarios que no dan un palo al agua, y los pensionistas que no han cotizado ni la mitad de lo que reciben llenen las cafeterías, ha desaparecido ya.

Puntuación 9
#10
ODYSSÉOS 0.84
A Favor
En Contra

La propia mente de la gente está manipulada de raíz.

Que la gente demonice a VOX, cuando ERC y los separatistas están acusados de rebelión, y esos partidos políticos no hayan sido declarados ilegales es lo mismo que ocurrió en la República de Weimar con el partido nazi. Hitler en la carcel pero los nazis siguieron perfectamente en la calle. Lo mismo que ocurre ahora.

Dijo Einstein que es estúpido esperar que ocurran cosas diferentes haciendo lo mismo.

Sois oficialmente estúpidos paletos expañoles

Puntuación 15
#11
ODYSSÉOS 0.84
A Favor
En Contra

Otra mentira es que Expaña es de izquierdas.

Los bobos de la derecha se la creen a pies juntillas. Paletos.

Expaña es idiota. No tiene nada en la cabeza, como vosotros. Miraos en el espejo.

El problema son los medios de comunicación y propaganda que llenan esas cabezas huecas con basura, no llegan a ideas, demencial, como es el comunismo o sacar el dinero de la chistera, o caído de los árboles.

Esos medios de comunicación Atresmedia, Mediaset y Prisa son el problema, Pablito, Albert. Que sois más paletos que el bocadillo de calamares.

Puntuación 10
#12
JuanSinMiedo
A Favor
En Contra

¿MAYOR PELIGRO PARA LA ECONOMÍA ESPAÑOLA?....EL FUTURO DESGOBIERNO DE SÁNCHEZ Y LOS MARXISTAS PODEMITAS DE EXTREMA IZQUIERDA.

Puntuación 9
#13
ODYSSÉOS 0.84
A Favor
En Contra

Sí, te hablo a ti Pablito, que te falta un hervor. Y a ti Albert, que pareces más pelao que un pollo. Vosotros dos, a los que os han dado la paliza del siglo con la Ley de Regimen Electoral General. ¿Pensais que Expaña se va a salvar con la Segunda Fase de la Gran Crisis Sistemica en octubre de 2021?

Vosotros no sabéis absolutamente nada, porque sois producto de lso 40 años de desinformación y mentira de la Transición.

Sólo sois los pollo pera, los niñitos mimados, como Cantinflas, como coletas. Como todas las feminazis.

Cuando venga la crisis no llegáis ni al aeropuerto para salir perdiendo el culo de Expaña.

Puntuación 9
#14
forrest gump
A Favor
En Contra

Los españoles mas precavidos deben empezar a prepararse para la hambruna que se avecina, lo único incierto es el cisne negro que la desencadenara

Puntuación 10
#15
ODYSSÉOS 0.84
A Favor
En Contra

Pero volvamos a la economía que me pone mucho más.

¿Qué más puede ir mal?

Bueno Bank of America ya dice que pronto el crudo estará a 90 dolares el barril. Si sólo fuera eso os podíais dar con un cantito en los dientes.

Ya he comenzado a comprobar que la actividad de fake news en materia de shale oil se ha disparado. Los CEO dan información tecnica en cuanto alguien cuestiona la viabilidad del sector. Han aparecido resúmenes afirmando la reducción de costes por supuestas economías de escala.

Paletos. Dos añazos le quedan al crudo en el planeta.

Puntuación -4
#16
ODYSSÉOS 0.84
A Favor
En Contra

Y bueno la guerra de opereta entre Trump y Xi. Cuando el yuan están en mínimos, y Trump está recaudando como un loco por aranceles. Los dos están contentos, paletos. la guerra comercial no es más que una escaramuza de la guerra de divisas. China y USA se han tentado las costillas y se acabó. Pero la guerra de divisas sigue corroyendo como el ácido. El desequilibrio en las finanzas occidentales es una bomba de relojería y la cuenta atrás sigue corriendo. Termina en octubre de 2021. No se van a coger prisioneros. Será una guerra económica sin cuartel.

Puntuación 3
#17
Carmen
A Favor
En Contra

Señor, perdónalos porque no saben lo que "dicen"🤦

Puntuación -10
#18
Salió la lista Carmen
A Favor
En Contra

Salió la comunista capitalista, que no pega chapa, odia el capitalismo pero le encanta ver trabajar a los demás y llenarse de la pasta que pagan en impuestos.

Puntuación 12
#19
toque de retrete
A Favor
En Contra

el problema funadamental, además del fundamentalismo suicida del ladrillo....es sin duda el hecho de que cada vez se sirven peor las cañas y las tapas son caras, y los camareros cada vez tienen menos profesionalidad....para algo que hacíamos bien.....

Puntuación 2
#20