Economía

Las iglesias alemanas piden ayuda a la banca para sobrevivir a los bajos tipos de interés

Iglesia en Eichstatt. Dreamstime

Los bancos alemanes tienen un grupo de clientes que golpea a su puerta con más frecuencia últimamente: las iglesias buscan ayuda profesional para administrar sus activos. Por un lado, los bajos tipos de interés inciden en los retornos de las inversiones tradicionales. Por otro, la mayor transparencia financiera ha puesto de relieve los fracasos de algunas inversiones del pasado. Las estimaciones ubican el patrimonio de las iglesias de Alemania en varios centenares de miles de millones de euros.

"Las iglesias se han vuelto cada vez más profesionales en sus inversiones en los últimos años y recurren a administradores de activos profesionales como nosotros más a menudo", según Martina Erlwein, que presta servicio a inversores de las iglesias en la entidad de préstamo de Hamburgo Joh Berenberg Gossler & Company KG. Daniel Kerbach, director de información de Merck Finck Privatbankiers AG en Múnich, ha hecho observaciones similares: "Las iglesias son uno de los grandes participantes del mercado y usan cada vez más la administración profesional de activos".

En particular en un entorno de bajos tipos de interés como el actual, una "inversión convencional de comprar y mantener los bonos ya no puede lograr retornos suficientes", explica Philip Schaetzle, responsable de instituciones e inversores VAG Europa de Metzler Asset Management GmbH en Fráncfort. El resultado es una mayor diversificación, para lo cual las iglesias ahora buscan ayuda, agrega.

Al mismo tiempo, muchas iglesias se han comprometido últimamente a revisar sus finanzas y publicar informes detallados por primera vez. Durante este proceso, han  salido a la luz los traspiés del pasado. Un ejemplo es la diócesis de Eichstaett, que culpa a las inversiones arriesgadas en inmuebles del pasado a las pérdidas millonarias del presente. Ahora los expertos se harán cargo de su dinero.

Importantes obligaciones de jubilación

Aunque los ingresos por el llamado impuesto eclesiástico de Alemania han aumentado en los últimos años, existe el riesgo de una caída debido a un debilitamiento de la economía, lo que hace que los retornos de las inversiones sean más importantes.

Las iglesias no sólo necesitan ingresos para sus operaciones actuales. Como empleadores, también tienen "considerables obligaciones con la jubilación", comenta Eberhard von Alten, director de clientes institucionales de FERI Trust GmbH. A comienzos de 2018, ingresó a la administradora de activos con sede en Bad Homburg desde la diócesis de Mainz, donde había trabajado como director de finanzas desde 2009. "El volumen del mercado es difícil de estimar porque no todos los organismos eclesiásticos han evaluado e informado cabalmente sus activos".

Carsten Frerk, politólogo y experto eclesiástico, ha realizado un cálculo del valor de las iglesias católica y protestante de Alemania. "Sobre la base de mis propios cálculos verosímiles, ambas iglesias, incluidas sus empresas, tienen un valor en activos de unos 345.000 millones de euros", señala. "Sin embargo, eso no incluye sus organizaciones Caritas y Diakonie, que tienen una considerable cantidad de activos inmobiliarios".

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments