Economía

La industria 4.0 busca empleados: la demanda aumenta un 50%

  • Las empresas españolas salen a la caza de perfiles digitales
  • Automoción, farmacia y alimentación, los sectores que más los demandan
Foto: Dreamstime.

El nuevo escenario digital afecta al mercado laboral y a lo que las compañías buscan en los nuevos perfiles que tienen que incorporar a sus equipos. La consultora especializada en reclutamiento Michael Page ha estudiado las características comunes. Así, según ellos, la fórmula mágica para triunfar en este nuevo entorno pasa por tener una experiencia mínima de siete años, gran dominio de idiomas, dotes comunicativas y autonomía. "La transformación digital que durante los últimos años están viviendo las compañías, especialmente con el desarrollo de nuevas tecnologías asociadas a la implementación de Inteligencia Artificial, IoT o Big Data, ha traído consigo una nueva y creciente demanda de perfiles profesionales capaces de acompañar a las empresas en este camino de adaptación", explican los responsables de este estudio. Ya puede descargar el nuevo número de la revista digital gratuita de elEconomista Factoría 4.0 (PDF).

El informe ayuda a destruir el tópico de que estos nuevos entornos industriales destruirán empleos. En todo caso, según apuntan, si se destruyen por un lado, terminarán creándose por otro: "En el área industrial se puede observar en este sentido una tendencia laboral alcista, constatable a través del aumento de las ofertas de empleo relacionadas con la búsqueda de especialistas en tecnologías aplicadas a la automatización industrial". Incluso se atreven a cuantificar ese aumento, que sitúan en un 50% en el primer semestre de 2017.

En España, los principales sectores que demandan esta tecnología son el farmacéutico, la automoción y el de alimentación y bebidas, debido especialmente al alto nivel de automatización de sus fábricas, cada vez más inteligentes. Los beneficios obtenidos de estos procesos, que se expresan a través de la integración de nuevos equipos como los Cobots -robots colaborativos- o herramientas de Cloud Computing, tienen una clara respuesta en una mejora de los niveles de productividad, ahorro de costes operativos, mayor flexibilidad y mejora en la seguridad laboral.

Cabe señalar cómo algunos indicadores externos, como la Asociación Española de Robótica y Automatización de Tecnologías de la Producción (AER-ATP) o el McKinsey Global Institute, apuntan que el incremento en la demanda de puestos relacionados con la Industria 4.0 continuará al menos hasta el 2025.

Por ello, para capacitar al mercado laboral a dar una respuesta eficaz ante este panorama de nuevas oportunidades "debemos hacer más atractiva la carrera de ingeniería en sus ramas de electrónica, mecatrónica, software e industrial y similares de cara a los jóvenes que inician sus estudios en los próximos años", asegura Bárbara Valdez, Manager de Michael Page, y añade: "Asimismo, hay que evolucionar el pensamiento generalizado de que la automatización elimina puestos de trabajo, ya que en realidad solo los transforma en una categoría de especialista insustituible por robots. El futuro pasa por humanos trabajando mano a mano con robots".

'Yo Robot'

El debate sobre el nuevo papel que cumplirán los robots en nuestra sociedad también ha saltado al ámbito académico. Precisamente, el ICEMD, el Instituto de la Economía Digital de ESIC Business & Marketing School, organizó días atrás una jornada en Madrid con el lema Yo Robot: Puestos que van a desaparecer. Dirigido a jóvenes recién graduados interesados en acceder a este nuevo mercado laboral así como para los responsables de la gestión de talento y de recursos humanos, reunió a distintos expertos para intentar aportar luz a ese nuevo escenario.

Entre ellos se encontraba Pilar Llácer, directora del Senior Management Program in Digital Talent de ICEMD. "Necesitamos conocer mejor cómo la automatización, la robótica o la inteligencia artificial van a influir en la evolución de las nuevas profesiones y cómo van a impactar en el futuro del trabajo, tal y como lo conocemos hoy en día", nos explica. En ese debate se destacó la importancia de la formación, de la reinvención y de un aprendizaje constante para moverse con soltura en ese mercado de trabajo. "Es imposible saber cuántos puestos de trabajo se van a destruir, ni cuántos puestos de trabajo se van a crear. En España el 55% de los puestos ya se podrían automatizar con la tecnología existente. Esto es algo que va a cobrar una especial importancia en nuestro país, donde el 40% de la fuerza de trabajo tiene una formación básica. Las personas deberán desarrollar nuevas habilidades y deberán aprender a vivir en la incertidumbre y acostumbrarse a cambiar al menos 16 veces de trabajo durante el tiempo de su vida laboral", apunta Llácer.

No solo saber de tecnología

Preguntada por qué profesiones serán las más demandadas en este nuevo contexto, la directora en programa de talento digital del ICEMD añade que "todas las relacionadas con las grandes tendencias tecnológicas: social, cloud, big data, inteligencia artificial y movilidad".

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0