Economía

La recesión obliga a EEUU a inundar el mundo con más dólares

EURUSD

16:02:03
1,1237
+0,19%
+0,0021pts

La Reserva Federal, que ya ha prestado cientos de miles de millones de dólares, podría adoptar formalmente una política de inundar el sistema financiero mundial con aún más dinero. Es posible que el Tesoro, que se encamina a tomar prestados unos 1,5 billones de dólares este ejercicio fiscal, recurra a los mercados de capital mundiales en busca de aún más para financiar un paquete de estímulo fiscal de hasta 700.000 millones y suministrar dinero adicional de rescate a los bancos.

El mundo necesita más dólares y Estados Unidos está dispuesto a suministrarlos. En un ataque frontal a la peor crisis del capitalismo desde la Gran Depresión, la primera potencia económica está asumiendo el papel tanto de prestamista como de prestatario de último recurso para la economía mundial.

"Uno quiere hacer todo lo posible cuando encara la amenaza de un resquebrajamiento deflacionario de la economía", señala Michael Feroli, ex funcionario de la Fed y actualmente economista en JPMorgan. Feroli espera que el banco central baje la tasa de interés de los préstamos de 24 horas a cero en enero y que la mantenga ahí todo el año.

El presidente de la Fed, Ben S. Bernanke, y el secretario del Tesoro, Henry Paulson, se ven forzados a tomar medidas verdaderamente radicales porque los métodos extraordinarios que han usado hasta la fecha no han producido los efectos previstos. Los mercados de crédito se derrumban, los precios de las acciones se vienen abajo y la economía mundial se hunde en una recesión.

Al mismo tiempo que la economía se deteriora, la deflación (descenso sostenido de los salarios y los precios) surge como una nueva amenaza. Estadísticas emitidas por el Gobierno de Estados Unidos la semana pasada mostraron que los precios al consumidor, excluidos los costos de alimentos y combustibles, cayeron en octubre por vez primera desde 1982.

Miedo en el mercado

Los inversores, atemorizados por la turbulencia, están colocando el grueso de su dinero en obligaciones superseguras del Tesoro, al mismo tiempo que el Gobierno de Estados Unidos presta más y más dinero a las entidades.

Las tasas de las letras del Tesoro a tres meses cayeron la semana pasada a un 0,01%, el nivel más bajo desde al menos enero de 1940. Los rendimientos de la deuda soberana con plazos de entre dos a 30 años cayó a un mínimo desde que el Gobierno emprendió la venta periódica de las obligaciones.

Y el dólar ha subido conforme los bancos del mundo, cargados de pérdidas, retienen sus recursos, a pesar de haber recibido generosas cantidades de liquidez por parte de la Fed. Un indicio de la fuerte demanda de dólares es que la moneda de Estados Unidos se ha disparado casi un 17% frente al euro en los dos meses desde que la crisis se ahondó tras la quiebra de Lehman Brothers.

La máquina de hacer dinero

Para combatir la falta de dólares mundial, la Fed ha establecido líneas de permuta financiera de divisas con más de una decena de otros bancos centrales. Algunos acuerdos, como los concertados con Europa, el Reino Unido y Japón, son de naturaleza ilimitada, lo que permite a los homólogos de la Fed tomar prestados cuántos dólares necesiten. Estados Unidos ha establecido también líneas individuales de permuta financiera de divisas de 30.000 millones de dólares (23.400 millones de euros) con Brasil, México, Corea del Sur y Singapur.

En un discurso a una conferencia bancaria el 14 de noviembre, Bernanke definió estas medidas como "un método coordinado internacionalmente" por los bancos centrales para desempeñar su función de prestamistas de último recurso.

El balance de la Fed se ha disparado al intensificar  sus esfuerzos de combatir la crisis crediticia. Los activos aumentaron a 2,2 billones de dólares (1,7 billones de euros) el 19 de noviembre desde los 924.000 millones de dólares (720.000 millones de euros) del 10 de septiembre, justo antes de que la quiebra de Lehman Brothers estremeciera el sistema financiero mundial.

Los activos del banco central probablemente aumenten aún más. "No me sorprendería que llegaran a 3 billones, un 20% del PIB, para el año que viene", afirmó el presidente de la Fed de Dallas, Richard Fisher, en una conferencia de la asociación de ganaderos de Texas el 4 de noviembre.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum11

2
A Favor
En Contra

Con tantos papelines nos van a mandar a tomar por cu....Si lo que tienen que hacer los bancos centrales es lo contrario.CADA VEZ VALE MENOS EL DINERO QUE TIENES EN EL BOLSILLO, AMIGO. Y ELLOS VENGA A IMPRIMIR PAPELINES. MANDA HUEVOS LO DE B. CENTRALES.

Puntuación 4
#1
Locomax
A Favor
En Contra

Con la cantidad de liquidez que están emitiendo, cuando las cosas mejoren la inflación va ha subir en vertical,no se si será peor seguir en crisis o salir de ella.

Puntuación 4
#2
rafa sanchez1
A Favor
En Contra

La jugada es clara: mientras me endeudo con el planeta para que me paguen el pufo subprime, lo inundo de mis dólares para que así me salga mucho más barato cuando me toque pagar.

Lo malo es que el inversor norteamericano sacará de allí los pocos dólares que le queden, los cambiará y los pondrá en otro sitio mucho más rentable. La deflación de activos es imparable por la acumulación de pésima deuda. Incluso una posterior hiperinflación de materias primas no harán volver esos dólares al mercado americano.

Y si los chinos se cansan de que les engañen y repatrían sus dólares, entonces Bernanke lo habrá conseguido: su nombre será recordado a escala planetaria.

Puntuación 4
#3
Ramón Alcorisa
A Favor
En Contra

Lo único en claro que saco de todo es que a medio y largo plazo el euro puede llegar a sustituir al dólar como moneda de referencia a nivel mundial y apreciarse bastante con respecto al billete verde. La crisis subprime acabara, los inversores con miedo, es decir, la gran mayoría, retirará sus dólares en los que confía en momentos de incertidumbre y será entonces cuando la FED se halle con que ha inundado el mundo de dólares que empiezan a salir de los bolsillos, con que su descenso del PIB ha sido enorme (y mas mirado en términos absolutos) y en que muy probablemente acabe se salir de una deflación. Y a eso sumándole el gasto público que está haciendo, y me remito al déficit comercial ya alarmante de EE.UU. Entonces será cuando nos dejemos de hipótesis y veremos que medidas toman desde la Fed y la Casa Blanca para mantener su hegemonía.

Puntuación 4
#4
karina Beatriz
A Favor
En Contra

La única salida de esta farsa financiera, es que se aplique la Orden Ejecutiva 11.110 que firmó J.F.K. el 4 de Junio del 63, hoy aún en vigor y nunca derogada. El que quiera saber de que hablo, que lo busque en internet y verá que es la solución

Puntuación -1
#5
orden
A Favor
En Contra

Pues no encuentro la dichosa orden.

Puntuación 1
#6
karina beatriz
A Favor
En Contra

para encontrarla busca "orden ejecutiva 11.110 de jfk" en el google

Puntuación -2
#7
karina beatriz
A Favor
En Contra

el 11110 (sin poner el punto del mil)

Puntuación -2
#8
karina beatriz
A Favor
En Contra

el 11110 sin el punto del mil

Puntuación -1
#9
anonimo
A Favor
En Contra

contentacion a 4. Lo primero que me viene a la cabeza es una GUERRA, ya paso con anterioridad por desgracia claro

Puntuación 0
#10
sam
A Favor
En Contra

Anonimo.Posiblemente tengas razón, tambíen me ronda por el bollo y no somos los únicos.

Puntuación 0
#11