Economía

La banca mantiene con vida a la manada de zombis que 'devoran' el crecimiento de Europa

  • El leve crecimiento de la productividad está lastrando el PIB
  • Existe relación entre los bancos más débiles y las empresas zombis
Foto de Dreamstime

En Europa la política monetaria ha mantenido un tono expansivo desde hace años. Incluso antes del advenimiento de la Gran Recesión, los tipos de interés eran relativamente bajos. Esta laxitud monetaria ha podido ser la causa de una dudosa asignación de los recursos que ha permitido que empresas poco productivas se mantengan con vida y, por ende, se haya reducido el papel de la destrucción creativa. Esto, junto a otros factores, podría explicar el descenso de la productividad y del crecimiento económico en Occidente durante los últimos años.

En un nuevo trabajo de la OCDE, dirigido por los economistas Dan Andrews y Filippos Petroulakis, se muestra que el colapso del crecimiento potencial en los dos últimas décadas en Europa puede tener una relación directa con las barreras a la productividad, debido a una mala asignación del capital y una reducción del dinamismo empresarial.

Este trabajo titulado Breaking the shackles: zombie firms, weak banks and depressed restructuring in Europe, asume que un número importante de empresas que deberían haber desaparecido en condiciones normales y competitivas, están sobreviviendo, lo que podría estar lastrando la productividad y el crecimiento económico.

MPF es productividad total de los factores. // Fuente: OCDE

También resulta relevante, que la debilidad del bancaria esté directamente relacionada con 'zombificación' de la economía y viceversa. El sector financiero siempre ha mantenido una relación estrecha con los 'creadores del dinero' (los bancos centrales), lo que habría permitido a los bancos con altas tasa de mora mantenerse vivos, por un lado, y seguir prestando dinero a empresas en problemas, por otro. Según apuntan estos economistas, la probabilidad de que un banco débil haya dado crédito a una empresa zombi es elevada, en comparación con los bancos que cuentan con balances más sanos.

La destrucción creativa

En las conclusiones del documento también se destaca el término destrucción creativa, acuñado por el Joseph Schumpeter en 1942: "Si bien el proceso de destrucción creativa en una economía de mercado que funciona bien obliga a las empresas de bajo rendimiento a mejorar su eficiencia o salir del mercado, hay signos de recientes estudios a nivel de empresa que este proceso puede estar desacelerándose", señalan los expertos.

La destrucción creativa describe el proceso de transformación económica que 'revoluciona' de forma constante las estructuras de funcionamiento productivo, destruyendo los viejos y obsoletos procesos a medida que aparecen nuevas técnicas más eficientes y productivas. Es un proceso evolutivo y competitivo que obliga a las empresas a mejorar o morir. Según Schumpeter, este movimiento es esencial para comprender el funcionamiento del capitalismo.

Por otro lado y cambiando de tercio, el nivel de dispersión de la productividad dentro de las industrias ha aumentado en los últimos años, lo que supone una brecha cada vez mayor entre las empresas más productivas y menos productivas, es decir, la desigualdad también se está implantando a este nivel.

Este hallazgo de aumento de la dispersión de la productividad parece que no está solo impulsado por empresas las empresas que se encuentran en la frontera tecnológica y de la productividad, es decir, aquellas firmas que están a la vanguardia de la innovación. También se debe al estancamiento de la productividad en las empresas más rezagadas. "Esto plantea serias dudas sobre qué permite a las empresas débiles que no adoptan las últimas tecnologías permanecer en el mercado", sentencia los expertos.

Además, las empresas productivas y que necesitan financiación para llevar a cabo sus proyectos pueden tener problemas para lograr todo el crédito que necesitan, puesto que las firmas zombis se están llevando parte de la financiación para mantenerse con vida. Este efecto se denomina en jerga económica crowding-out (efecto expulsión).

comentarios6WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 6

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

chimo
A Favor
En Contra

Diez años después de la crisis financiera de 2008 "muy poco ha sido realmente reparado" y la próxima burbuja está a punto de explotar. Así lo afirma Bill Blain, estratega de la consultora Mint Partners, precisando que esta vez los mercados de bonos serán los que desencadenen el caos.

"La sensación de que una crisis está por llegar es muy similar a la de junio de 2007, cuando los primeros fondos respaldados por hipotecas en EE.UU. comenzaron a tambalearse", describió el analista, añadiendo que, a pesar de que los problemas en cuanto a la deuda del consumidor continúan, la próxima crisis financiera probablemente surja desde la deuda corporativa.

"Estamos viendo dificultades en el sector altamente apalancado de los mercados de bonos basura [inversiones de alto riesgo financiadas con altos niveles de deuda], y las empresas que se correlacionan con clientes altamente apalancados "”como la salud y las telecomunicaciones"” también tienen problemas", agregó.

En este sentido, el estratega apunta a la reciente movida del Banco Popular de China, que días atrás inyectó 47.000 millones de dólares en su sistema financiero, con lo que propulsó el mercado global de valores. Para Blain, sin embargo, el mercado de valores no tiene importancia.

"Los bancos centrales tienen poco de qué preocuparse en 2018, ya que si los mercados se tornan díscolos, simplemente se les puede arrojar un montón de dinero", explicó el analista. "Pero la verdad está en los mercados de bonos, y ahí es donde estoy mirando el rompimiento de la presa. La gran crisis de 2018 comenzará en las profundidades más oscuras del mercado

Puntuación 18
#1
jolines
A Favor
En Contra

Aqui el unico lastre que tenemos es el valor de los pisos, deposito de valor de toda una nación, ahorro del pobre, que sigue protegiendose por los políticos para evitar un futuro convulso con patada hacia adelante.

Franco fue apoyado por la parte tradicional del empresariado e industria del momento; la agrícola; donde la tierra era depósito de valor y ahorro de toda una nación. Pasados 80 años y la salida de aquellos a las grandes ciudades, el nuevo depósito de valor es el pisito, y las clases conservadoras (si conservadoras aunque votes Podemos y/o nacionalista) se niegan a dar el sorpaso a la nueva forma de riqueza porque ni la entienden ni quieren porque saldrán escaldados.

Puntuación 0
#2
Usuario validado en elEconomista.es
Ivano
A Favor
En Contra

¿Y de los estados zombis que opinais? de esos que jamas podran pagar la deuda que tienen y se mantienen con inyecciones de dinero que bien podrian ir a parar a la economia productiva en lugar de mantener unas estructuras estatales insostenibles y que las condenaran al caos irremediablemente... de esos mejor no hablar.

Puntuación 18
#3
A Favor
En Contra

Se esta creando una adicción a la deuda y dinero barato, y eso lo pagaremos en un futuro.

La próxima BURBUJA en estallar será la de DEUDA. ¿ CUANDO ?

No hay peor droga para individuos, familias, empresas y estados que el ENDEUDAMIENTO por encima de las posibilidades de cada uno.

Los dirigentes no piensan más allá de lo que esperan estar en el poder para sacar en este tiempo el mayor rédito posible. El problema será para los que vengan.

Puntuación 7
#4
Alex
A Favor
En Contra

El zombi no es la economía. El zombi lo eres tu. Si quieres salir de esa vorágine cómprate un libro.... Cómo salir de la economía zombi en Amazon. Saludos del autor

Puntuación -2
#5
TOTO
A Favor
En Contra

Nos mean y dicen que llueve.

Buscan destruir las PYMEs y favorecer monopolios.

Tratan de hacernos responsables de sus macro estafas.

El que comenta que las empresas apoyaban a Franco es hilarante. Era un dictador, no tenían otra opción XD

Puntuación -1
#6