Economía

Los puertos españoles logran un año de récord histórico en transporte de mercancías

  • El plan de mejora de las conexiones contempla una inversión de 466 millones
  • Se ha creado un fondo de intermodalidad para competir de cara al futuro

El año 2015 se presenta como el mejor de la última década, y de acuerdo con las previsiones de Puertos del Estado, va a marcar un récord en la cantidad de toneladas de mercancías que se han movido en los 46 puertos de interés general que forman parte de las 28 Autoridades Portuarias en que se divide el litoral del país. La cifra que se baraja se sitúa en los 500 millones de toneladas, con un crecimiento de 3,6% con respecto a 2014, lo que supone, en boca del presidente del ente público, que el tráfico marítimo en España "no sólo se está consolidando, sino que se potencia".

Pese a ello, las navieras anunciaron a mitad de año que los fletes en el presente ejercicio caían, debido a la baja en el transporte de determinados productos. Un informe de Baltic Dry Inde del mes de febrero, refrendado por la Asociación de Navieros Española (Anave), valoraba la previsión de que se mantenga una tendencia deprimida en los fletes durante 2015 y 2016. Por ejemplo, la carga seca ha disminuido al menos en un 60 %, aunque en el transporte de graneles sólidos y líquidos se ha registrado un aumento. No obstante, una de las razones más importantes, si no la más importante, es el incremento de la flota mundial, que a su vez hace que aumente la oferta para una demanda ya consolidada y que no crece al mismo ritmo.

La cartera de pedidos al inicio del año se situaba en un crecimiento del 14% en los pedidos de buques petroleros; sobre un 20% en barcos dedicados a transportar todo tipo de mercancías graneleras; sin embargo, en el caso de los contenedores, se registraba un descenso del 18%. A juicio de las navieras, este crecimiento es peligroso, dado que el aumento de la flota va a producir excedentes que no van a ser capaces de absorber de forma seria toda la demanda de fletes, ya que la oferta se incrementará por encima de un 3,4%, mientras que la demanda no alcanzará ese aumento.

El que no parece registrar ningún tipo de problema, en lo que respecta a la demanda y la oferta, es una parte del transporte marítimo que para España es muy especial. Se trata del que se conoce como Transporte Marítimo de la Corta Distancia (TMCD), especializado en el denominado tráfico ro-ro, y que si en el año 2014 movió en los puertos peninsulares e insulares un total de 47,98 millones de toneladas, con un crecimiento del 8,14%, 2015 lo va a cerrar con una cifra que puede superar los 50 millones de toneladas. Este modelo de transporte traslada todo tipo de mercancía general, ya sean contenedores o carga rodada en camiones o semirremolques. Tiene un origen y destino que no es transoceánico de los puertos europeos, y supone una tercera parte del tráfico marítimo español total.

Recientemente se anunció que va a haber cuatro nuevas rotaciones de tráfico ro-ro desde el puerto de Algeciras en su conexión con Tánger, a través de un servicio que permitirá a los semirremolques poder atravesar el Estrecho en unas mejores condiciones y no como hasta ahora, que lo hacían, generalmente, compartiendo espacio en los ferrys de viajeros. Actualmente, de 800 a 1.000 camiones cruzan todos los días el Estrecho, lo que hace que se hable de más de 180.000 camiones por año.

Entre los 100 primeros

La recuperación del movimiento en los puertos españoles es mucho más palpable cuando diversos estudios internacionales comparan los diferentes puertos de todo el mundo por su tráfico de mercancías, y colocan a tres del litoral español entre los 100 principales, así como entre los 15 mayores de Europa, en el movimiento de contenedores del tipo TEUs.

La Bahía de Algeciras se sitúa a nivel mundial en el puesto 31, y en el quinto de Europa; Valencia ocupa el lugar 33 entre los 100 primeros, y el sexto en el Viejo Continente; y Barcelona se ubica en el puesto 79 y está situado en el decimoquinto, respectivamente, en ambas listas.

La modificación de la Ley de Puertos, aprobada este año, ha traído más de una novedad muy interesante a nivel de inversiones y de mejora en todas las infraestructuras portuarias para prepararlas de cara a la competencia futura que ya se está dando comenzando a producir con instalaciones de Portugal y de Marruecos. Asimismo, se ha diseñado un plan para desarrollar y mejorar las conexiones del "mar con la tierra", y para ello el Gobierno aprobó en este ejercicio el Fondo Financiero de Accesibilidad Terrestre, que es el encargado, con la participación de las Autoridades Portuarias, de cofinanciar las obras de acceso a los puertos, tanto por carretera, como por ferrocarril, principalmente con este último medio de transporte. El Fondo se reunió por primera vez en julio, y aprobó la aportación de 466 millones para el periodo 2016-2019, de los que 441 millones corresponden al ferrocarril, y 25,3 millones a otros.

Un año récord histórico en los puertos españoles

En el nuevo número de la revista Transporte elEconomista encontrará un resumen de los cambios más importantes que se han dado a lo largo de este año tanto en el mercado del ferrocarril, como en el aéreo, el de transporte por carretera, en el de puertos y en el logístico.

Asimismo, podrá conocer cuáles son las peticiones del sector al futuro Gobierno.

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
arrow-comments