Economía

¿Quién es Larry Summers? Un ex jefe del Tesoro de EEUU detrás de la crisis

  • Entre 1999 y 2001 fue Secretario del Tesoro con Bill Clinton
  • Es el principal candidato a suceder a Bernanke al frente de la Fed
  • Fue clave en la desregulación del mercado de derivados
Larry Summers. Imagen: Andrew Harrer/Bloomberg

El mandato de Ben Bernanke al frente de la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) expira en enero y los rumores sobre quién será su sustituto ganan fuerza. Larry Summers, el que fuese Secretario del Tesoro bajo la presidencia de Bill Clinton es, por ahora, el principal candidato a sucederle. Obama anunciará "en unas semanas" su designación, informa hoy la CNBC.

¿Ahora bien, quién es Larry Summers? Summers, de 58 años, desempeñó el cargo de secretario del Tesoro durante la presidencia de Bill Clinton y actualmente dirige el Consejo Económico Nacional, uno de los principales entes asesores del presidente en materia económica.

Su labor al frente del Tesoro de EEUU fue calificado por muchos como un mandato polémico. Summers fue clave en la desregulación del mercado de derivados y el célebre documental que dirigió Charles Ferguson en 2010 sobre la crisis financiera, Inside Job, le presenta como una de las figuras clave detrás de esa crisis.

"Me equivoqué al eschuchar los consejos incorrectos contra la regulación de los derivados", reconoció Bill Clinton dos años después de que estallase la crisis financiera en EEUU en una entrevista con ABC News.

"En los derivados, sí creo que se equivocaron (en referencia a Robert Rubin y Larry Summers, ex secretarios del Tesoro) y creo que me equivoqué al tomar su consejo porque su argumento de los derivados era que se trataba de productos caros y sofisticados, y sólo un puñado de inversores iban a comprarlos por lo que no necesitaban protección adicional. El dinero que estaban poniendo les garantizaba la transparencia, decían", admitió Clinton en la citada entrevista.

"Pero falló en el argumento", agregó Clinton, "y es que en primer lugar, a veces la gente con mucho dinero toma decisiones estúpidas y lo hacen sin transparencia".

El error más importante fue que, aunque menos del 1% de la inversión total estaba involucrada en los intercambios de derivados, era tanto dinero en volumen que si algo iba mal podría afectar a otras inversiones y a otros muchos países, no solo a los inversores, explicaba el expresidente de EEUU.

En otro orden de cosas, Summers promovió también la derogación de la ley Glass-Steagall, que fijaba la separación entre la banca comercial y la banca de inversión y que permitió poco después el fortalecimiento de grandes megabancos como el Citibank.

Sea como fuere, Summers tuvo en su día la confianza de Clinton y tiene hoy la de Obama, quien le califica con un candidato altamente preparado. 

La sucesión de Bernanke, quien reiteró antes de las últimas elecciones presidenciales su voluntad de abandonar el cargo a finales de este año, apunta a una reñida carrera entre Larry Summers y Janet Yellen, quienes aparecen como los dos únicos candidatos con posibilidades reales de acceder al cargo.

Relacionados

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud