Economía

BBVA Research confirma que la economía española va como una moto: está creciendo a ritmo trimestral del 0,7%

iStock.

BBVA Research ha elevado la previsión de crecimiento del PIB de España hasta el 2,4% en 2023, frente al 1,6% previsto en marzo. Los expertos explican que la mejora se debe a las revisiones realizadas por el Instituto Nacional de Estadística (INE), pero también por una sorprendente y positiva evolución de las exportaciones, que compensa la atonía de la demanda interna. Por primera vez, la economía crece con dos trimestres consecutivos de caída del consumo.

Las exportaciones están detrás del buen comportamiento de la economía, con una contribución especialmente importante de los servicios. Con los datos conocidos hasta el primer trimestre del año, las ventas de España al resto del mundo se encuentran ya casi un 13% por encima de los niveles alcanzados justo antes del inicio de la pandemia.

Detrás de este impulso está en parte el turismo. De acuerdo a los datos de compras con tarjeta de los extranjeros en los terminales punto de venta de BBVA, en el segundo trimestre del año se podrían alcanzar niveles de gasto un 60% superiores a los observados en el mismo período de 2019. Los principales beneficiados están siendo los destinos de playa y las ciudades que solían tener un intenso tráfico de turismo urbano, ha explicado Jorge Sicilia, director de BBVA Research.

Pero el economista ha destacado que no solo se debe al comportamiento del turismo, el tirón que experimenta la economía. Ha sido más importante la aportación al crecimiento de las exportaciones de servicios no turísticos. Estas han aumentado un 30% desde finales de 2019 y ya representan casi el 9% del PIB. España está ganando cuota de exportación entre los socios europeos en el sector químico, textil o joyería, ha subrayado Miguel Cardoso, economista jefe de BBVA Research para España.

El consumo está gripado

Sicilia ha resaltado que la economía nunca había crecido tras experimentar dos trimestres consecutivos de caída de consumo. Según los datos del servicio de estudios del banco, la caída acumulada del gasto en consumo de los hogares en el último trimestre de 2022 y el primero de 2023 (casi del 3%) y la inversión se mantiene un 2% por debajo de las cifras alcanzadas en el tercer trimestre del año anterior.

Rafael Doménech, responsable de Análisis Económico de BBVA Research, ha indicado que parte de la mejora en las previsiones se debe al gran efecto arrastre por los datos de crecimiento en los anteriores trimestres y el comportamiento del mercado de trabajo. El empleo y los precios también muestran un comportamiento más positivo que el esperado en marzo: las empresas están creando puestos de trabajo a un ritmo que supondría añadir casi 500.000 empleos en el año, el doble de lo que se preveía en marzo. Asimismo, desde febrero y hasta mayo, la inflación ha mostrado datos consistentes con un descenso que puede sostenerse en el tiempo, alcanzando promedios de 3,4% en 2023 y 3,2% en 2024.

El economista ha señalado que la economía crecerá este segundo trimestre un 0,7%, lo que significa avanzar un 2,8% interanual. Se está produciendo un "comportamiento extraordinario de la economía". En estos momentos BBVA Research es las firmas más optimistas para la economía española. Son más que el propio Gobierno, que espera que la economía crezca un 2,1% para este año, aunque es verdad que lleva sin tocar las previsiones oficiales desde el pasado mes de abril.

Silicia ha indicado que, a pesar de la fuerte mejora, "estamos siendo prudentes", lo que no deja de significar que habrá una nueva ola de revisiones al alza para la economía española. La AIReF ya había detectado está aceleración de la economía. Habrá que esperar al 28 de julio para ver si se confirman las buenas sensaciones del segundo trimestre, con los datos oficiales del INE. El primer organismo que da previsiones oficiales es el Banco de España y lo hará el 19 de junio.

BBVA Research ha revisado a la baja su previsión de crecimiento para 2024 desde el 2,6% hasta el 2,1%, en línea con las mayores incertidumbres en la economía mundial para el año próximo. Se espera que varios factores condicionen el avance de la actividad. Entre ellos, existen dudas sobre cuánto tiempo más se puede sostener el crecimiento en algunos sectores.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud