Economía

España recupera el número de pymes previo a la pandemia pero no crece tanto como las grandes empresas

  • Las grandes empresas crecieron desde febrero de 2020 un 5%, por un 0,4% de las pymes
  • El 68% de las pymes tiene previsto contratar en 2022
. Dreamstime
Madrid

Tras dos más de dos años desde que el coronavirus estallase en el mes de marzo del 2020, España puede celebrar que ha recuperado el número de pymes que había antes de la pandemia, según los últimos datos extraídos por la Confederación Española de la Pequeña y Mediana Empresa (Cepyme) de los datos de demografía empresarial del ministerio de Inclusión y Seguridad Social.

Ahora mismo en nuestro país hay 1,32 millones de pequeñas y medianas empresas, contra el 1,31 millones registrados en febrero de 2020, un mes antes de que la pandemia cambiase la vida de todos. Según los datos del ministerio, en abril había 5.745 pymes más que antes del decreto del Estado de Alarma, un 0,43% más en términos relativos.

En comparación las grandes empresas las pymes se quedan atrás en crecimiento, ya que estas han crecido un 5% (221 grandes empresas más). A pesar del buen dato de las pymes, las grandes empresas han sido las primeras en experimentar los efectos de la recuperación; lo que pone en evidencia las dificultades que están experimentando las empresas con menor tamaño con las complicaciones que han seguido a la recuperación.

Desde Cepyme, han querido resaltar que, a pesar de estos datos, el mayor problema del tejido empresarial español no es la creación de empresas. Según los datos de su informe de 'Crecimiento Empresarial', España se encuentra a la cabeza de la Unión Europea en empresas creadas en los últimos tiempos, constituyéndose más empresas que en grandes países de nuestro entorno como Alemania, Italia o Francia.

La tasa de natalidad (relación del número de empresas que nacen sobre las activas) se sitúa en el 10,6%, aunque lo preocupante es el dato de mortalidad empresarial, también por encima que otras economías de la Unión, y con una menor esperanza de vida media (11 años). Desde Cepyme destacan también que "la falta de productividad y las mayores vulnerabilidades de la empresa española hace que tres años después de su creación tan sólo sobrevivan la mitad de las empresas".

Durante el primer trimestre del año se constituyeron en España 28.860 sociedades, un incremento del 3,6% respecto al mismo trimestre del año anterior, y en los últimos doce meses, de abril de 2021 a marzo de 2022, se crearon 103.140 sociedades, un 22,9% más que en el mismo período acumulado del año anterior.

Si se analiza el empleo según el tamaño de empresa también se puede observar que la creación de puestos de trabajo está siendo mucho más lenta en las pymes que en la gran empresa. En el caso de las pymes el empleo es un 3% superior al que había en febrero de 2020, hasta alcanzar los 8,8 millones de trabajadores. Sin embargo, en las grandes empresas hay un 7,5% más de empleados que antes de la pandemia, prácticamente el doble.

En este escenario, Cepyme pide prudencia por el complejo entorno macroeconómico que afrontan las empresas y por la pérdida de productividad. Aparte de las secuelas financieras que arrastran todavía algunas compañías, el encarecimiento de los costes registrados en los últimos seis meses, que se han intensificado en 2022, suponen un descenso de los márgenes empresariales para el 56% de las compañías, especialmente de las pymes.

La economía española se ha desacelerado sensiblemente en el primer trimestre (creció apenas un 0,3% trimestral), a lo que hay que sumar que la inflación (el IPC se sitúa en el 8,4% y la inflación subyacente en el 4,4%) está generando en las compañías fuertes aumentos de costes, tanto energéticos como de suministros. Esto ha provocado que la productividad cayera un 2,8% entre enero y marzo, abriendo una brecha entre las horas trabajadas y el PIB: mientras que el empleo en horas trabajadas se encuentra en niveles previos a la pandemia, el PIB aún está un 3,4% por debajo.

Las pymes se lanzan a contratar en 2022

Con estos datos, buenos pero con falta de mantenimiento en el tiempo, la Guía del Mercado Laboral 2022 de Hays sostiene que el 68% de las pymes tiene previsto contratar durante este año; aupados por la recuperación paulatina de estas.

El problema de estas compañías es que los perfiles demandados sufren gran escasez de talento debido a la falta de habilidades tecnológicas. La alta demanda de trabajadores con conocimientos digitales es el resultado de las inversiones en tecnología y digitalización que están desarrollando todos los países tras la pandemia. Según los datos de la guía, "el 84% de las pymes asegura tener dificultades para encontrar perfiles cualificados para determinadas posiciones, sobre todo relacionadas con aspectos digitales".

Por otro lado, las pequeñas y medianas empresas tienen grandes dificultades para retener el talento. Según datos de la Guía del Mercado Laboral 2022, el 72% de los empleados en pymes señala que su empresa no tiene ni presta atención a las políticas de retención del talento. Además, el 73% asegura estar buscando empleo de forma activa.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin