Economía

El Banco Mundial templa la recuperación para la economía global hasta el 4% en 2021

  • Un retraso en las vacunas y un repunte de los casos lastrará la recuperación al 1,6%
  • Un episodio más optimista podría impulsar la economía global hasta casi un 5%
  • Se rebajan las perspectivas de crecimiento para EEUU y la Eurozona
Nueva Yorkicon-related

El Banco Mundial publicó el martes en Washington sus Perspectivas Económicas donde reduce en dos décimas su proyección de crecimiento para la economía global este año hasta el 4%. La institución presidida por David Malpass observa una recuperación moderada, a menos que los gobiernos actúen con decisión para controlar la pandemia y apliquen reformas que aumenten las inversiones.

"Si bien la economía mundial parece haber entrado en una recuperación moderada, los encargados de la formulación de políticas se enfrentan a desafíos enormes —en materia de salud pública, gestión de la deuda, políticas presupuestarias, banca central y reformas estructurales— al tratar de asegurar que esta recuperación mundial, aún frágil, cobre impulso y siente las bases de un crecimiento robusto", afirmó Malpass.

De hecho, en uno de los capítulos del informe, se plantea un escenario adverso en el que los contagios siguen aumentando y la distribución de las vacunas se retrasa. Un episodio de dichas características limitaría la expansión mundial al 1,6% en 2021. En un escenario más optimista, con un control de la pandemia y un proceso de vacunación más rápido, el crecimiento mundial podría acelerarse hasta casi el 5%.

De momento, según el organismo multilateral, la economía mundial se contrajo un 4,3% en 2020 e incide en que la pandemia ha causado un gran número de muertes y enfermedades, ha sumido a millones de personas en la pobreza y puede deprimir la actividad económica y los ingresos durante un período prolongado.

Entre las economías avanzadas, la incipiente recuperación se estancó en el tercer trimestre tras el resurgimiento de los contagios, lo que apunta a una recuperación lenta y difícil. Se prevé que el PIB de Estados Unidos se expandirá un 3,5% en 2021, después de una contracción estimada del 3,6% en 2020. En la zona del euro, se prevé que la producción crezca este año un 3,6%, tras un descenso del 7,4% en 2020. La actividad en Japón, que se redujo en un 5,3 % en el año que acaba de terminar, se prevé que crezca un 2,5% en 2021.

Por su parte, el Banco Mundial prevé que el PIB agregado de los mercados emergentes y las economías en desarrollo, incluida China, crezca un 5% en 2021, tras una contracción del 2,6% en 2020. Se espera que la economía de China se expanda en un 7,9% este año, tras el crecimiento del 2% el año pasado. Excluyendo a China, se espera que los mercados emergentes y las economías en desarrollo se expandan un 3,4% en 2021, tras una contracción del 5% en 2020. Entre las economías de bajos ingresos, la actividad aumentará un 3,3% en 2021, tras una contracción del 0,9% en 2020.

De esta forma, la institución estima que el colapso de la actividad económica mundial en 2020 fue ligeramente menos grave de lo que en un principio se había proyectado, debido principalmente a que la contracción de las economías avanzadas fue algo menos pronunciada de lo previsto y a que la recuperación en China ha sido más sólida de lo esperado. En cambio, las perturbaciones de la actividad en la mayoría de los demás mercados emergentes y economías en desarrollo fueron más severas.

"Será necesario abordar las fragilidades financieras de muchos de esos países, ya que la crisis del crecimiento afecta a los presupuestos de los hogares y los balances de las empresas vulnerables", según insistió Carmen Reinhart, vicepresidenta y economista jefa del Banco Mundial.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud