Ecoaula

El precio del alquiler de una habitación a un Erasmus sube un 21% en cuatro años

  • El precio medio de la vivienda en alquiler subió un 8,9
Madrid

España es el país que más alumnos Erasmus recibe desde 2001. Las razones por las que los alumnos de otros países eligen España como primera opción es por la oferta y prestigio de las universidades, seguido del estilo de vida, ocio nocturno e idioma y la riqueza cultural del país. La Universidad de Granada (UGR) se ha consolidado este año como líder europeo en recepción de estudiantes del programa Erasmus con 1.918 alumnos, seguida de la Universidad Complutense de Madrid, con 1.731, y la Universidad de Valencia, con 1.722, en el segundo y tercer puesto, situándose la institución académica granadina también a la cabeza en el envío de estudiantes, con 2.020 alumnos. Algunos de los jóvenes que llegan a esta ciudad no solo son susceptibles a enamorarse de Granada, sino que también descubren una cultura gastronómica que gira en torno a las tapas y la cerveza.

No obstante, en Madrid, Barcelona y zonas costeras, las rentas están en máximos históricos, lo que está provocando que los jóvenes y estudiantes no puedan acceder a ellas. Según un informe de Fotocasa bajo el título Los jóvenes y su relación con la vivienda 2017-2018, la participación en el mercado del alquiler de los más jóvenes (de 18 a 24 años) se ha visto reducido: del 29 por ciento en 2017 al 15 por ciento en 2018. Si existe una causa que ha impulsado los precios del alquiler hasta la estratosfera, esa es la elevada demanda de arrendamientos que hay en España.

El precio medio del alquiler en la Comunidad de Madrid para una vivienda de entre 80 y 90 metros cuadrados se ha situado en 1.220 euros, el importe más elevado a nivel nacional, seguido por el de Baleares, con 1.170 euros, y País Vasco, con 960 euros, según el informe Mercado de alquiler residencial en España, realizado por Servihabitat.

En relación a la compra de vivienda, en 2017, un 38 por ciento de los jóvenes de entre 18 y 34 años participó en el mercado de la vivienda, mientras que en 2018 este porcentaje ha bajado hasta el 29 por ciento. Esto quiere decir que la participación de los jóvenes en el mercado inmobiliario ha caído un 24 por ciento en un año.

Según una encuesta llevada a cabo por Uniplaces.es, servicio de reserva de alojamiento para estudiantes, y ESN España –una asociación de miembros voluntarios y sin ánimo de lucro que ayuda a mejorar la integración social y personal de los estudiantes de intercambio que vienen a España–, los Erasmus residentes en la península aseguran que esta subida de los precios de las habitaciones en alquiler les ha puesto serias dificultades para vivir en nuestro país. Porque no solo ha crecido el alquiler de viviendas particulares, sino también el de las residencias. El precio medio de una habitación en nuestro país ha subido un 21 por ciento en cuatro años. Así, frente a los 357 euros que costaba alquilar una habitación en España en 2015, ahora se tienen que desembolsar 433 euros.

El precio medio de la vivienda en alquiler subió un 8,9 por ciento durante el año 2017 y ha registrado el incremento más alto en los últimos diez años, según el índice que elabora Fotocasa.

Según otro estudio de esta plataforma de alojamiento, hay algunas ciudades españolas que destacan por su calidad de vida, Valencia, como cuarta ciudad europea preferida, y Sevilla, en la sexta posición, superando ambas a Lisboa, Bolonia o Praga. La calidad de vida es el elemento en el que más se fijan los estudiantes a la hora de valorar una ciudad superando, incluso, la cultura y el prestigio de las universidades.

Los expertos auguran que los precios del alquiler en la Comunidad de Madrid continuarán con una tendencia alcista en los próximos seis meses, en un contexto en el que se esperan crecimientos más moderados que los que se han registrado hasta el momento. Esto ha hecho que el porcentaje de Erasmus que quieren quedarse en España haya descendido en los últimos dos años, del 86 por ciento al 56 por ciento.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.