Ecoaula

MODA-FAD, Design Manchester y el British Council lanzan la nueva edición del Sustainable Challenge

  • Este año se suman al Sustainable Challenge el Polimi de Milán y la Nova Universidade de Lisboa
  • Se ha abierto la convocatoria para seleccionar a 48 estudiantes de escuelas británicas, españolas, italianas y portuguesas que desarrollen proyectos vinculados a la industria de la moda
Madrid

MODA-FAD, Design Manchester y el British Council, en colaboración con el Politecnico di Milano y la Nova Universidade de Lisboa, abren la convocatoria del Sustainable Challenge'21, el gran reto que cada año se lanza a los estudiantes de moda y otras disciplinas creativas para crear proyectos sostenibles en el ámbito de la moda.

En esta edición, se buscan 48 estudiantes para trabajar en equipos mixtos plurinacionales desarrollando propuestas. El proyecto está dirigido a estudiantes españoles, británicos, italianos y portugueses de diseño de moda, gráfico o industrial, patronaje, estilismo, fotografía, ingeniería, arquitectura, dirección de arte, gestión de proyectos, marketing, publicidad, diseño de retail, etc.

El tema del Sustainable Challenge'21 es «Industrial Symbiosis: A Booster to Circular Fashion». Bajo este concepto y aplicando la estrategia de la simbiosis industrial, los equipos afrontarán el reto de desarrollar productos o servicios del sector de la moda que cierren el círculo, en los que el diseño elimine los desperdicios y los materiales no pierdan valor mientras circulan por la economía.

Esta tercera edición del Sustainable Challenge formará parte de la Barcelona Design Week (25-26 de octubre) y del festival Design Manchester (19 de noviembre) y culminará con una exposición de los resultados en el Disseny Hub Barcelona que se podrá ver durante el mes de diciembre.

El proyecto está comisariado por Elizabeth Cardwell, estilista de moda y educadora en la Liverpool John Moores University, y Verónica Kuchinow, especialista en simbiosis industrial y en recursos eficientes como herramienta de negocio hacia la economía circular.

Los participantes trabajarán en equipos mixtos formados, cada uno de ellos, por estudiantes españoles, británicos, italianos y portugueses. Contarán con tutores y expertos reconocidos que los ayudarán a dar forma a las propuestas a desarrollar.

La convocatoria estará abierta hasta el 12 de octubre y los equipos seleccionados se anunciarán el 15 de octubre. La página web para la formalización de las candidaturas es la siguiente: https://fadbcn.typeform.com/to/eK8eQQYQ.

La simbiosis industrial

La industria textil es muy intensiva en energía y recursos, con importantes emisiones de carbono y una alta dependencia de la disponibilidad de recursos (el cuarto sector más alto por el uso de materias primas primarias y agua y el segundo más alto por el uso de la tierra). Esto no solo ejerce presión sobre los recursos de nuestro planeta, sino que también contribuye al cambio climático.

La simbiosis industrial, la temática de este año del Sustainable Challenge, alienta a las industrias a trabajar juntas e intercambiar y aprovechar materiales, energía, agua, residuos, logística, conocimiento y otros recursos, lo que aumenta la resiliencia y las ganancias económicas al tiempo que reduce el impacto ambiental y los gastos.

El objetivo del «Sustainable Challenge'21. Industrial Symbiosis: A Booster to Circular Fashion» es que equipos de estudiantes diseñen productos o servicios del sector de la moda que cierren el círculo, en los que el diseño elimine el desperdicio y los materiales no pierdan valor mientras circulan en la economía. Esto significa diseñar para la durabilidad, la reutilización, la remanofactura y el reciclaje para mantener los productos, componentes y materiales en circulación en la economía.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.