Ecoaula

La Universidad de Granada (UGR) reconoce la conveniencia de mantener la docencia online a 83 docentes

La Universidad de Granada (UGR), que ha retomado este lunes la presencialidad en las aulas después de seis meses de clases virtuales, ha reconocido la conveniencia de mantener la docencia online a un total de 83 docentes, 57 por encontrarse dentro de los grupos de vulnerabilidad y el resto por riesgo para personas convivientes.

Junto a ello, la universidad ha recibido hasta este lunes en torno a 660 solicitudes de estudiantes que han expuesto que no pueden incorporarse a la docencia presencial y piden continuar con las clases y las pruebas de evaluación de forma virtual.

Estas peticiones se enmarcan en el protocolo que ha desarrollado al efecto la UGR para dar respuesta a los alumnos que, con un motivo justificado, no puedan incorporarse a las aulas de forma presencial. Entre los casos que incluye este protocolo, consultado por Europa Press, están los estudiantes de otras provincias que hayan dejado de residir en Granada y que justifiquen "una situación social o económica que les impida trasladarse a Granada y que no cumplan los requisitos para solicitar la Ayuda Social".

También pueden solicitarlo los estudiantes en situación de vulnerabilidad reconocida o persona cuidadora principal; estudiantes internacionales de la Universidad de Granada que se encuentren residiendo en el extranjero y nacionales que están en el extranjero y tengan restringida la movilidad desde su país de residencia actual. También, el estudiantado de movilidad nacional (SICUE) o internacional que se encuentre actualmente en su país o provincia de origen.

Además, el protocolo deja abierta la puerta a otras "posibles circunstancias excepcionales alegadas y acreditadas que serán valoradas y resueltas por el vicerrector de Estudiantes y Empleabilidad y, en el caso de ser estimadas, comunicadas a los centros".

Este lunes la Universidad de Granada, que cuenta con unos 55.000 estudiantes, ha incorporado un sistema multimodal o híbrido de enseñanza que combinará la mayor presencialidad posible con clases online y actividades formativas no presenciales para el aprendizaje autónomo del estudiantado.

También se retoma el servicio de comedores, bibliotecas y salas de estudio de los centros con las limitaciones de aforo y las condiciones establecidas en los planes de actuación COVID-19. Junto a ello, se mantendrá la presencialidad de las prácticas experimentales y de laboratorio, entre otras; aunque las tutorías y la atención al estudiantado se realizarán preferentemente por medios telemáticos.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin