Ecoaula

El PP insiste en que defenderá la libertad educativa "políticamente" y "en los tribunales" si fuera necesario

  • Pone como ejemplo el trabajo del PPCV, que denuncia que lo ocurrido en la Comunitat "es un avance de lo que va a pasar en España"
Valencia

La vicesecretaria general de Política Social del PP, Cuca Gamarra, ha asegurado este miércoles que defenderán "políticamente" la libertad educativa, desde las instituciones allá donde gobiernan, y "también en los tribunales, si fuera el caso, si se llegan a tomar medidas y adoptar resoluciones o leyes" en su contra.

Así lo ha asegurado ante los medios tras reunirse, junto a la presidenta del PPCV, Isabel Bonig, y otros responsables del partido con el sector de la educación concertada en la Comunitat Valenciana, ante los que ha reafirmado su compromiso de defender la libertad de elección de las familias en el ámbito educativo.

Se ha referido a las declaraciones que realizó la ministra de Educación en funciones, Isabel Celaá, en las que manifestó que "de ninguna manera se puede decir que el derecho de los padres a escoger una enseñanza religiosa o elegir centro educativo podrían ser parte de la libertad de enseñanza" que emana del artículo 27 de la Constitución.

Esas palabras, según Gamarra, les han llevado a "reaccionar con contundencia" porque para el PP "es importantísima la libertad" y que las familias elijan la educación que quieren para sus hijos, así como la libertad "de poder promover centros educativos, algo que también recoge la Constitución", ha sostenido, y la "libertad de poder enseñar que recoge para los profesores el texto constitucional".

Se trata de libertades que, a su juicio, "están en peligro y no por una insinuación, sino por un posicionamiento que ya ha planteado Celaá". "No queremos una educación que sirva para adoctrinar, queremos ciudadanos libres", ha incidido.

Gamarra ha puesto como "un ejemplo para el resto" el trabajo realizado por el PP en la Comunitat Valenciana, que lleva defendiendo esa libertad "durante más de cuatro años" frente a "lo que intenta la izquierda, que es desde la planificación que sean los poderes públicos quienes eligen la educación que tienen que recibir los ciudadanos".

Bonig critica las intenciones del Consell

Isabel Bonig, por su parte, ha explicado que en la reunión han estado presente representantes de Escuelas Católicas, Feceval y también de las escuelas infantiles y ha subrayado que en los cuatro años del Consell del Botànic "el ataque a ese derecho constitucional de los padres de elegir el tipo de educación que quieren ha sido una constante" y "ahí están las más de 40 sentencias condenatorias".

La dirigente valenciana ha explicado que en la Comunitat "se subvenciona a entidades catalanistas" y hay un adoctrinamiento "sin que la inspección haya actuado en defensa de esa libertad y neutralidad". Además, ha recordado que "se atacaba la libertad de los padres quitando concierto, 66 aulas que se retiraron y muchas de las que no se han recuperado porque sigue el recurso de casación interpuesto por la Abogacía de la Generalitat".

También ha lamentado el "proyecto de inmersión lingüística que los tribunales han tumbado" y ha subrayado que el PP "no está en contra del valenciano" pero quiere "la libertad de elección de los padres". En este sentido, ha avanzado que mantendrán una reunión en la Vega Baja alicantina en defensa ante "este nuevo ataque de imponer el proyecto lingüístico en Secundaria y FP".

Bonig ha asegurado que en el proyecto de Presupuestos de la Generalitat para 2020, que se debate estos días, en el programa de Enseñanza Primaria, en las líneas generales de actuación política, antes el PP "garantizaba el derecho y libertad de los padres a la hora de elegir el centro educativo" y ahora "se garantiza que los padres pueden disponer de un centro". "Claro, la administración tiene que escolarizar a los niños, no los vamos a dejar en un almacén de naranjas", ha incidido.

A su juicio, esto es "un avance de lo que va a pasar en España si hay gobierno finalmente". Por ello, ha pedido al 'president' Ximo Puig que pida a Pedro Sánchez "luz y taquígrafos" en sus negociaciones con ERC y "si el apoyo a Sánchez va a ser entregar, como está entregando la educación pública valenciana, a los nacionalistas como se ha hecho en Cataluña".

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin