eSports

Origen estará en la nueva LCS... pero la gran competición de los esports no tendrá equipos españoles

  • LCS cambia de imagen y de nombre y apuesta por relaciones a largo plazo
  • Los participantes tendrán que pagar un canon de entre 8 y 10 millones
Madrid

No habrá equipos españoles en la nueva League of Legends European Championship (LEC), heredera de la antigua LCS EU, considerada como la competición de esports más importante de Europa. La principal noticia para los aficionados españoles está en la vuelta de Origen al torneo, aunque participará bajo bandera danesa, después de que la marca haya sido adquirida por RFRSH.

Con casi una semana de retraso, Riot Games confirmó los diez equipos participantes en la nueva LEC, basado en un nuevo sistema de socios a largo plazo, que busca mayor estabilidad. En concreto, los elegidos son Fnatic, Schalke 04, G2, Mistfits, Vitality, Splyce, exceL, Rogue, SK Gaming y el citado Origen.

¿En qué se ha basado Riot para la selección? Tres factores principalmente: quién es el propietario, cuál es su experiencia y conocimiento, y su plan de negocio, explica José Diego Klingenberg, responsable de Producción en Europa de Riot Games.

"Nos fijamos en quién es el propietario, si comparte la visión de Riot, qué puede aportar al ecosistema, al resto de equipos y a nosotros, y cuáles son sus contactos en la industria y en otras", apunta Klingenberg. También han tenido en cuenta su experiencia y conocimiento sobre los esports en general y sobre League of Legends en particular. "Es muy difícil sacar esto adelante si no entienden quién está en casa viéndonos, ni el producto, ni la liga ni qué hacemos aquí".

En cuanto al negocio, Riot ha tenido en cuenta las inversiones de las organizaciones en el pasado, si han tenido éxito, su plan de negocio actual y la solidez del mismo y los fondos con los que cuentan para llevarlo a cabo. "Pensamos a medio y largo plazo, y necesitamos que los equipos compartan esta idea y cuenten con fondos para ello", sentencia Klingenberg.

Los equipos participantes tendrán que pagar un canón de entre ocho y diez millones de euros

Hay que tener en cuenta que el canon para participar en esta nueva liga oscila entre los ocho y los diez millones de euros, según se trate de equipos que ya estuvieran en la liga o de si son nuevos. "Esta cifra no es el precio al que se valoran los 'slots', sino una cifra arbitraria con la que queremos asegurarnos de que los equipos que entran cuentan con el apoyo económico necesario para hacer de la competición un éxito", explica Klingenberg.

¿Y por qué no hay equipos españoles, pese a tratarse de una de las comunidades de aficionados más importantes del Viejo Continente? Ni Movistar Riders, que sonó hasta el último momento, ni MAD Lions, uno de los mejores equipos fuera de la LCS, ni Vodafone Giants, descartado hace semanas, han sido finalmente de la partida. "En ningún momento la nacionalidad del fundador del equipo ha sido un criterio", asegura Klingenberg. "Hemos recibido gran cantidad de candidaturas -una cantidad similar a la de la LCS de Norteamérica el año pasado- y de calidad, y solo podíamos elegir diez".

Además, Klingenberg recuerda que los aficionados españoles contarán con la representación de dos grandes figuras de los esports en España en la nueva LEC, con Carlos 'Ocelote', fundador de G2, y con Enrique 'xPeke', fundadores de Origen. "Y habrá más noticias sobre las ligas locales, que hacen que sea demasiado pronto por decir que no habrá representación española en LEC, adelanta el representante de Riot.

Toma de decisiones a largo plazo y monetización de la competición

"Con el sistema que teníamos hasta ahora, era muy difícil para los equipos tomar decisiones a largo plazo. Su existencia dependía de lo que pasara en los próximos tres meses y de lo que ocurriese en la liga, ya que un descenso podía provocar una sentencia de muerte para los equipos, como hemos visto en el pasado", explica Klingenberg. "Por eso hemos apostado por acuerdos a largo plazo, que nos permitan trabajar de manera conjunta".

Otro de los nuevos objetivos de Riot con el nuevo formato es seguir creciendo. "Venimos de un año muy positivo para Europa, con la audiencia creciendo un 25%, y esperamos que la tendencia se mantenga", señala Klingenberg. "Y más aún con los nuevos equipos, el nuevo formato, la nueva imagen... va a haber un montón de mejoras y esperamos que a la gente les gusten e impulsen el crecimiento", precisa.

Un salto importante para Riot está en el apartado económico. "Hasta ahora, la monetización era algo secundario, nos centrábamos en crear un buen producto. Ahora queremos entrar en beneficios, que la liga sea sostenible y asumible para todos y que los equipos estén contentos con la inversión que han hecho", concluye Klingenberg.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0