Banca y finanzas

Iberaval negocia la integración de la sociedad de garantía recíproca cántabra Sogarca

César Pontvianne, presidente de Iberaval
Valladolidicon-related

Movimiento en el sector de las sociedades de garantía recíproca. La castellano y leonesa Iberaval negocia la integración de la cántabra Sogarca para incrementar la financiación de pymes y autónomas en esa Comunidad autónoma.

El pasado 31 de mayo el consejo de administración del Sogarca aprobó el inicio de negociaciones con la sociedad de garantía recíproca Iberaval para abordar su fusión, operación que cuenta con el apoyo del Gobierno de Cantabria, CEOE-Cepyme, las Cámaras de Comercio de Cantabria y Torrelavega, la Asociación Cántabra de la Empresa Familiar (ACEFAM) y de las asociaciones de autónomos ATA Cantabria y UPTA.

En la reunión, el consejo aprobó además por unanimidad la selección de una consultora externa para valorar y alcanzar un proyecto común de fusión con Iberaval y el Informe de Administradores e iniciar de forma inmediata y simultánea a lo anterior un proceso de diligencia debida de "mutuo acuerdo" entre ambas sociedades. La operación había comenzado a gestarse meses antes ya que en marzo, el Consejo de Iberaval había sido informado del comienzo de las negociaciones.

El consejero de Industria, Eduardo Arasti, que forma parte del consejo de la sociedad de garantía recíproca de Cantabria Sogarca, ha dado el visto bueno a la integración en Iberaval ya que va a suponer "grandes beneficios" para los autónomos y las pymes de Cantabria, puesto que va a facilitar "extraordinariamente" el acceso al crédito y, con ello, la inversión y el empleo.

Iberaval fue la sociedad de garantía recíproca que más crédito avaló en 2023 en España (607 millones de euros) y también la que mayor número de operaciones formalizó (6.019). En La Rioja, donde comenzó a operar en 2010 y con menor población y peso económico que Cantabria, dio avales por importe de más de 38 millones de euros, mientras que el importe de Sogarca en Cantabria apenas llegó a los 4,5 millones de euros.

Además de multiplicar por nueve la cifra avalada, el volumen de avales vigentes al cierre del ejercicio fue seis veces superior al de la sociedad cántabra, 98,8 millones frente a 16,8 millones, debido al reducido tamaño financiero de Sogarca.

La operación ha llegado ya al ámbito político en el Parlamento, donde ha recibido el apoyo de PP y Vox y la oposición de PSOE y del PRC.

Iberaval lleva años inmersa en un ambicioso proceso de expansión. Además de su entrada en La Rioja, donde no había ningún operador, tiene actividad en Galicia desde 2017 y en Madrid. La integración, que podría culminarse antes de que finalice el año, respetaría el mantenimiento de la plantilla de Sogarca, formada por cinco personas. Iberaval cuenta con más de 90 empleados.

Fuentes cercanas a la operación han defendido que la integración incrementará el volumen de financiación de pymes y autónomos de Cantabria, "una Comunidad que ofrece muchas oportunidades", dada la acreditada capacidad de la sociedad de garantías castellano y leonesa en el afianzamiento de créditos.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud