Aragón

UGT y CCOO Aragón piden con la campaña 'Ahora Sí Toca' la subida del SMI

Zaragoza

Los dirigentes de UGT y CCOO en Aragón han entregado este miércoles un escrito en la Delegación del Gobierno de Aragón, con las reivindicaciones de su campaña 'Ahora Sí Toca', en la que piden al Ejecutivo central la derogación de la reforma laboral, sin esperar al acuerdo con la patronal, e iniciar ya una subida progresiva del Salario Mínimo Interprofesional (SMI).

Por parte de UGT Aragón han participado su secretario general en Aragón, Daniel Alastuey, y el secretario de organización, Julio Tejero, mientras que en representación de Comisiones Obreras han acudido su secretario de acción sindical, Pedro Castillo, y su secretaria de organización, Carmen Martínez.

El escrito que han presentado ambas organizaciones en la sede de la Delegación del Gobierno cita textualmente que "CCOO y UGT van a seguir apostando por una negociación con contenidos que limiten la temporalidad en nuestro país; que sitúe el despido como última opción de las empresas; que habilite formas de flexibilidad interna y adaptaciones de jornada como forma preferente para evitar esos despidos; que equilibre la negociación colectiva; que mejore la participación organizada de las y los trabajadores en las relaciones laborales en la empresa descartando la unilateralidad empresarial".

Además de entregar el documento con sus reivindicaciones, UGT y CCOO han solicitado una reunión con el próximo delegado/a del Gobierno en Aragón, una vez se produzca la designación para el puesto que ha dejado libre Pilar Alegría tras su nombramiento como ministra de Educación.

Alastuey ha explicado que con este acto se retoma "la campaña que iniciamos ya hace meses para agilizar el diálogo social y conseguir tres objetivos: el primer punto era la derogación de la reforma de pensiones del Partido Popular del año 2013, algo que ya hemos conseguido, ya que tanto el Gobierno como la patronal han consentido en esa anulación". Ahora, ha continuado el líder de UGT, "nos quedan dos puntos fundamentales: la reforma laboral y la subida del salario mínimo interprofesional".

Alastuey ha exigido al Gobierno de la nación que cumpla con sus "promesas electorales de derogación de esta reforma laboral, de reequilibrio de las fuerzas entre sindicatos y patronales en la negociación colectiva y de acabar con la precariedad de nuestro mercado laboral", y ha añadido la obligación contraída con Europa "de regular la subcontratación".

Respecto a la reforma laboral, Alastuey se ha mostrado optimista con la postura mostrada por el Gobierno de España, cuyos planteamientos le parecen "bien encauzados". Por el contrario, ha lamentado la "resistencia que estamos encontrando en la patronal, que incluso ha llegado a calificar de marxista la propuesta del Gobierno".

Por su parte, el secretario de Acción Sindical de CCOO en Aragón, Pedro Castillo, también se ha referido a este bloqueo en las conversaciones sobre la reforma y se ha preguntado "¿Cuánto tiempo necesitamos para que el Gobierno cumpla sus compromisos? La patronal está bloqueando las negociaciones, debe cumplir con su responsabilidad y no poner impedimentos a las mejoras que se deben acometer en el mundo del trabajo".

Daniel Alastuey ha argumentado que no es necesario que el Ejecutivo espere a que se logre un acuerdo social en este asunto para tomar sus medidas. "Lo que le decimos al Gobierno es que, de la misma manera que se impusieron las anteriores reformas laborales, si la patronal no quiere negociar y mantiene una posición inmovilista, lo que debe es legislar", ha reclamado el secretario general de UGT al Ejecutivo.

Resistencia del Gobierno

Igualmente, el líder de UGT en Aragón se ha referido a la subida del salario mínimo interprofesional, un alza que, en su opinión, "es de justicia". "Realmente no entendemos la resistencia del Gobierno cuando estamos hablando de la gente que menos cobra en este país, mientras estamos asistiendo, por ejemplo, a subidas indecentes de los precios de la luz", ha enfatizado.

Alastuey ha indicado que la comisión de expertos convocada para analizar la subida del SMI estableció un cuantía en torno a los 1.050 euros mensuales. "Al Gobierno le quedan tres años de legislatura para acercarse a esa cifra, y que tiene que empezar ya", ha exigido.

Por su parte, Castillo ha propuesto la equiparación del SMI en España "con los niveles de Europa", y ha llamado la atención sobre "aquellos que cobran los salarios más bajos en nuestro país, pero que no hacen las tareas menos importantes, sino que, como hemos visto durante la pandemia, son tareas esenciales". Ha llamado al Gobierno a "cumplir con los trabajadores, que son quienes han mantenido este país a flote durante estos meses".

Alastuey ha hecho mención expresa de algunos colectivos, como el de los trabajadores de las residencias de ancianos. "Hace unos meses estábamos aplaudiendo su heroica labor durante la pandemia y ahora, a muchos de esos trabajadores, con sueldos por debajo del salario mínimo, les estamos negando la subida".

El secretario general de UGT en Aragón ha considerado que para la elevación del salario mínimo interprofesional que proponen "haya que esperar a que la recuperación se consolide".

En la misma dirección se ha expresado Pedro Castillo, quien ha expuesto su convicción de que ese freno a la subida perjudica a toda la economía, ya que "tiene efectos múltiples en el resto de salarios medios de nuestro país". En sentido ha mencionado a "muchos trabajadores, con un salario superior al SMI pero que lo tienen como referencia para sus convenios".

Además, en su defensa de una subida del SMI, el secretario de acción social de CCOO Aragón ha dicho que "niega el 'mito' de que la subida de salarios incrementa la inflación" y es que "en el año 2020 los incrementos de los salarios fueron superiores al índice de inflación". Para este representante sindical, la idea de que sueldos más altos conducen a una subida de los precios "es una leyenda que algunos usan para obtener beneficios".

"Más política real"

Daniel Alastuey se ha referido o a la reciente remodelación del Gobierno, y ha confiado en que esta medida se ha tomado "para consolidar la recuperación". Y ha manifestado que "lo que toca ahora es menos política ficción y más política real".

Además, ha aludido a la oportunidad que pueden suponer los fondos europeos, que ha explicado que deben aprovecharse para "que se digitalice la economía y modernizar nuestro mercado de trabajo, que seamos una economía más verde y contemos con trabajadores cualificados".

En este mismo sentido ha hablado de la necesidad de contar con "un mercado de trabajo de calidad", que debe superar puntos negativos como la temporalidad.

Respecto a la recuperación del mercado de trabajo que se espera tras la pandemia, Alastuey ha ratificado que "los últimos datos del paro fueron positivos". "Pero no nos debemos engañar", ha advertido, "el mercado de trabajo no se va a recuperar tan rápidamente. Seguimos por debajo de los niveles de empleo previos a la pandemia. Esperemos que se vaya reincorporando la gente de los ERTES y que se genere empleo".

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin