Aragón

Afectados por el cierre de la Central Térmica de Andorra critican la falta de alternativas laborales en la zona

Zaragoza

Trabajadores afectados por el cierre de la Central Térmica de Andorra se han concentrado este martes, 30 de junio, a las puertas de la carboeléctrica de Endesa para criticar la falta de alternativas laborales que hay en la zona. Según los convocantes, unas 500 personas han participado en esta protesta.

Este martes es el último día en el que la térmica permanecerá abierta, ya que tiene que cerrar sus puertas al no cumplir con la nueva normativa medioambiental europea de emisiones industriales. Desde las 10.00 horas de hoy, representantes sindicales y trabajadores han recorrido la localidad andorrana llamando a la participación ciudadana en la concentración convocada para despedir al último turno de empleados que ha trabajado en la instalación.

A las 13.30 horas se producía ese último cambio de turno, un momento que ha sido muy emotivo para los trabajadores, especialmente los de las subcontratas que aseguran que no saben qué va a ser de su futuro. Así, los empleados de la contrata Maessa se van a la calle, mientras que los de Limpiezas Nervión todavía están negociando su despido colectivo.

Endesa ha puesto en marcha una serie de cursos para el desmantelamiento de la central y para el montaje de paneles solares para trabajadores afectados por el cierre de la central. Sin embargo, los representantes sindicales han criticado que no haya un compromiso de contratación para las personas que realizan esta formación.

En declaraciones a Europa Press, el secretario territorial de UGT-Teruel, Alejo Galve, ha subrayado la "tristeza e impotencia" que ha sentido ante el cierre de la central. No obstante, ha remarcado la forma en la que se ha arropado al último turno que ha trabajado en la térmica, en especial a los empleados de las auxiliares.

"Queremos saber qué va a pasar con la plantilla de Endesa, que todavía no sabemos los lugares a los que van a ir, queremos que los trabajadores de las empresas auxiliares que van a hacer los cursos de formación tengan garantías de contratación y, a nivel político, que todos esos anuncios que se han hecho de que había muchos proyectos interesados e iban a venir empresas se conviertan en una realidad", ha aseverado.

El responsable de Juventud de la Unión Comarcal de Andorra de Comisiones Obreras (CCOO), Darío Sanz, ha precisado que hay mucha gente en la zona esperando que se genere empleo, sobre todo "después de los anuncios realizados por el Gobierno de Aragón hablando de proyectos interesados en la zona".

Sin embargo, "nuestra lucha es otra, nuestra lucha es la de las 300 familias que ahora mismo están condenadas al paro". Sobre los cursos de formación, ha defendido que "los trabajadores de la central ya tienen, en su gran mayoría, esos cursos homologados, son una estrategia para empezar el desmontaje y que no entren los trabajadores de las subcontratas".

"No han puesto ninguna garantía, te dicen que hagas los cursos pero que luego entrará el trabajador que decida la empresa, la gente no está dispuesta a estar tres meses en el paro, haciendo cursos, esperando que los contraten, para luego no entrar a trabajar", ha apostillado.

Durante la concentración, las reivindicaciones de los trabajadores han sido leídas por dos hijas de empleados de las subcontratas, Laura Villén y Rebeca Mora, en el que han subrayado que "no es justo que se utilice el paro estructural de una población y comarca para enfrentar a trabajadores entre sí", en referencia a los procesos de contratación para el desmantelamiento de la central.

Además, los sindicatos han realizado una 'performance' --interpretación-- a las puertas de la térmica con unos ataúdes con los que han representado la "muerte" de la minería.

40 años viviendo de la minería

"Hemos vivido 40 años de la industria de la minería y ahora, con el cierre de la central térmica, se nos acaba un ciclo", ha señalado la presidenta de la comarca Andorra-Sierra de Arcos, Marta Sancho.

La carboeléctrica andorrana cerrará sus puertas este martes, 30 de junio, por no cumplir con la nueva normativa medioambiental de emisiones. Esta central fue construida entre los años 1974 y 1979 con objeto de llevar a cabo un uso extensivo de los lignitos negros procedentes de explotaciones situadas en la cuenca minera turolense, mezclados con carbones de importación.

En declaraciones a Europa Press, Marta Sancho ha mencionado que acudirá a la concentración que han convocado los representantes de los trabajadores en la puerta de la térmica, a las 13.30 horas de hoy, para reivindicar que llegue la transición justa.

Sancho ha remarcado que hay que buscar soluciones para paliar la pérdida de empleo que va a suponer el cierre de la térmica. Ha comentado que ya se han puesto en marcha los cursos para formar a trabajadores en el desmantelamiento de las instalaciones y para el montaje de paneles solares y "alguna cosa está saliendo", por lo que ha deseado que "no se pierda mucho empleo".

Además, ha recordado que están pendientes de que salgan los Fondos Miner que ayudarían a que nuevos proyectos se implantasen en la zona. "Estamos peleando y luchando, desde la zona pero también desde la Consejería de Industria del Gobierno de Aragón, para que el cierre de la térmica no suponga una sangría en el empleo", ha detallado.

No obstante, ha concluido destacando la sensación de "tristeza" con la que se queda la zona: "Hemos vivido durante 40 años de la industria minera y se nos acaba un ciclo".

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.