Andalucía

Miles de hosteleros protestan en Andalucía por un plan que "permita la supervivencia" de empleos y empresas

Miles de personas han participado en las manifestaciones convocadas por la Federación de Empresarios de Hostelería de Andalucía (Horeca) este jueves en todas las capitales andaluzas con el lema 'Sin ayudas nos arruinan', para protestar por la situación actual del sector tras las nuevas restricciones de horario y de actividad adoptadas para controlar la pandemia de coronavirus.

En un documento leído en el marco de estas protestas, que secundan la convocatoria nacional realizada por la Confederación Empresarial de Hostelería de España, señalan que el objetivo "no es otro que solicitar un plan de apoyo con medidas reales que permitan la supervivencia de los empleos y las empresas de la hostelería", unas medidas que "permitan preservar y ayudar a sobrevivir al mayornúmero de empresas para que tan pronto como termine la pandemia delCovid-19, tengamos disponible la mayor capacidad de produccióninstalada".

Sobre la participación, en la manifestación de Granada, a la que ha asistido el alcalde de la capital, Luis Salvador (Cs), ha habido unos 10.000 asistentes, según los hosteleros, mientras que la Policía los cifra en 2.000 y 25 vehículos. En el caso de Sevilla, los convocantes calculan unas 2.000 personas y la Policía, unas 1.500.

En Almería, según los datos recopilados por Europa Press, los hosteleros estiman que han secundado la protestas unas 300 personas y en Huelva alrededor de 400. La Asociación de Hosteleros de Málaga Mahos ha cifrado la participan en la manifestación en más de 1.000 personas, y en la capital jiennense, la Policía Nacional ha contabilizado unas 1.000.

Según el manifiesto, los hosteleros han solicitado al Gobierno central y autonómico que se coordinen entre ellos y con la administración local para la aplicación de medidas económicas "paliativas" de los efectos económicos de la pandemia y de la declaración del estado de alarma y consiguientes decretos y ordenes que restringen la actividad económica.

Así, exponen que esta acción debe contemplar específicamente, entre otras, medidas como la aplicación de ayudas directas, a fondo perdido, para la supervivencia de las empresas y los autónomos durante los periodos de estado de alarma o la pandemia, así como la aplicación de fondos europeos para el mantenimiento y supervivencia de las empresas y los autónomos durante los periodos de estado de alarma o pandemia.

Igualmente, piden la definición de un Plan Estratégico de la Gastronomía de España, contemplando toda la cadena de valor, el impulso de un plan de formación específico para la mejora de la gestión económica y la profesionalización del sector hostelero y turístico, y la implantación de la tarjeta profesional de la hostelería, además de una moratoria automática, con ampliación de los periodos de carencia de la devolución de los principales de los créditos, durante todo el tiempo que perduren el estado de alarma o la declaración de pandemia.

Del mismo modo, piden eliminación total del pago de los alquileres durante los periodos de cierre total de los establecimientos, y este coste sea aplicado con cargo al plan de apoyo y reconstrucción y la reducción proporcional del pago de los alquileres, durantelos periodos de cierre de franjas horarias o limitación de usos yde la actividad de los establecimientos, con cargo a plan deapoyo y reconstrucción.

También solicitan derogar la cláusula de los ERTES con relación al mantenimiento del empleo en los seis meses siguientes a la reanudación de la actividad; impulsar acciones de reactivación de la demanda; bajar impuestos al consumo, IVA al 5%; no subir impuestos directos o indirectos; y poner en marcha bonos y ayudas directos a familias y empresas, aplicables al consumo directo en hostelería

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.